14 gerentes generales delinean las grandes tendencias que esperan para 2021

Este 2020 quedará marcado a fuego como el año más duro y complejo en varias décadas, no solo por el impacto humano que significó el coronavirus, sino que también por el desafío que implicó la pandemia para las empresas, las que enfrentaron una crisis sin parangón. ¿Verán la calma después de la tempestad los capitanes a bordo de las grandes compañías en 2021? Aquí sus reflexiones y anticipos en materia de innovaciones, canales de venta, contrataciones, resultados y modalidad de trabajo.




Teletrabajo continuará y los viajes de negocios bajarán

No hay dobles lecturas. El teletrabajo aplicado a las funciones que lo puedan llevar a cabo ha irrumpido fuerte durante esta pandemia y la extensión de sus bondades -a juicio de los gerentes generales consultados- perdurará en el tiempo en las empresas chilenas, aunque en conjunto con labores y reuniones presenciales.

En esa línea, Pablo Ivelic, gerente general de la firma constructora e inmobiliaria Echeverría Izquierdo, estima que “lo más probable es que primen las jornadas mixtas, donde la gente alterne días de trabajo en la oficina con días de teletrabajo. La consecuencia de mayor calidad de vida para quienes requieren trasladarse por más de una hora al lugar tradicional de trabajo y la demostración empírica de que muchas funciones pueden desarrollarse de muy buena manera remotamente, generarán un cambio respecto a lo que sucedía prepandemia”.

Hay empresas que han adoptado un giro radical hacia el trabajo a distancia, como el Banco Itaú. Su CEO en Chile, Gabriel Moura, comenta que en agosto anunciaron una modalidad de trabajo “que incorporó lo remoto de manera permanente y preferencial”, y agrega que esta nueva forma de laborar “tiene un lugar protagónico en nuestra estrategia (…) y ello implica ciertos cambios que están en pleno desarrollo, tales como adecuaciones en espacios de trabajo y tecnologías disponibles”.

Ivelic resalta que habrá algunas situaciones laborales que requerirán ser presenciales, pero advierte que “las videoconferencias desplazarán los viajes de manera importante”. Ante este panorama, Ricardo García, CEO de la empresa pesquera y salmonera Camanchaca, plantea una precaución: “Trabajar o hacer negocios a distancia resulta mucho más efectivo cuando ya ha habido una historia de interacción presencial, por lo que ésta seguirá siendo muy importante”.

Xavier Lortat-Jacob, gerente general de Nuevo Pudahuel, el consorcio que maneja el aeropuerto de Santiago, sostiene que con la nueva realidad del trabajo remoto, “los cambios también se verán en los viajes de negocios”, lo que confirma el CEO de SKY, José Ignacio Dougnac: “Los viajes de negocios comenzarán a retomarse de manera paulatina, pero es probable que aún no se recuperen completamente”.

Con el mismo realismo que el ejecutivo del aeropuerto capitalino, el director ejecutivo del holding Grupo de Transporte de Pasajeros (GTP) -que controla Turbus, Cóndor, JAC, Biobío, Viggo, Inter y Tas-Choapa-, José Antonio Errandonea, asume que con el auge del teletrabajo para 2021 “para nosotros debiera verse un efecto en los trayectos de corta distancia desde las ciudades dormitorio, pues las personas podrán trabajar desde sus ciudades de origen, requiriendo ocasionalmente traslados interurbanos a sus trabajos”. Es por esto que para captar a este tipo de pasajeros, indica que “estamos trabajando en entregarles un mayor valor agregado a través de nuevas plataformas digitales de relacionamiento con empresas, que les permitan a éstas una mejor gestión de los viajes de trabajo de sus colaboradores”.

Recuperación en ventas y resultados de las empresas

Ya con las primeras vacunas contra el coronavirus desembarcando en el mundo, las empresas se tienen fe para dejar un 2020 complejo en términos de ventas y también de resultados financieros para una buena parte de las industrias.

En ese sentido, el gerente general del holding de alimentos Agrosuper, Guillermo Díaz del Río, proyecta para el próximo año “un crecimiento entre el 0,5% y el 1,5%, con una perspectiva de estabilidad en los principales mercados, dado, entre otros aspectos, por el inicio del proceso de vacunación”. En la acuícola Camanchaca también tienen buenos augurios. “El 2021 se presenta mucho mejor y con mucho menos incertidumbre que lo que había hace seis meses”, dice García, quien agrega que las vacunaciones, “una exuberancia de consumo” y una oferta de salmón que estima no crecerá, serán factores que harán que esta proteína animal presente el próximo año “condiciones de precio ascendentes”.

También ligado al consumo, el gerente general de Coca-Cola Embonor, Cristián Hohlberg, señala que de cara a 2021 “es difícil hablar de volúmenes de venta precrisis, ya que es un escenario dinámico”. En tanto el gerente general de Viña Santa Rita, Andrés Lavados, explica que si bien este año sus ventas han estado bien, en especial en supermercados y botillerías, “el problema son aquellas marcas que tenían una condición importante a nivel de restoranes y bares, sector que posiblemente tarde varios años en volver al nivel que tenían previo a la crisis”.

En la industria energética, el gerente general de Colbún, Thomas Keller, cree que “en 2021 nos acercaremos a los niveles de consumo eléctrico precrisis, tendencia que ya estamos viendo en los últimos meses de este año”, mientras que desde el sector ligado al hierro y el acero, el gerente general de CAP, Julio Bertrand, visualiza para el próximo año “una reactivación en los sectores de la construcción y minero”, lo que les permitiría “incrementar nuestros niveles de ventas físicas respecto a los últimos cinco años. Estas mayores ventas implicarían mejores resultados para CAP en la medida que no se observen caídas abruptas en el precio del mineral de hierro y del acero”. El gerente general de Echeverría Izquierdo también es positivo y detalla que pese a la envergadura de esta crisis, al tercer trimestre de este año la empresa aumentó sus ingresos un 3,7% respecto al mismo lapso del año pasado, y proyecta que en 2021 “la inversión en infraestructura industrial, fuertemente incidida por la minería, hará crecer nuestras ventas, posiblemente llegando al nivel del máximo histórico”.

La cara opuesta está en el sector de transportes. El máximo ejecutivo de la concesionaria del aeropuerto de Santiago reconoce que “nuestro sector es y será el más afectado. Las medidas para proteger a la población han cortado de raíz el tráfico aéreo y la recuperación será lenta”, y agrega que las asociaciones internacionales de aeropuertos y de aerolíneas “proyectan que recién retomaremos los niveles de venta del 2019 a finales de 2024 o mediados de 2025”. Pero el CEO de SKY tiene más fe: “Estamos bastante optimistas porque el 80% de nuestra operación corresponde al segmento doméstico -que se espera que inicie la recuperación- y hemos notado que en Chile está ocurriendo un fenómeno similar al de Europa, aunque de una manera más lenta, donde la recuperación del tráfico local ha sido de un 32% a octubre de este año, mientras que el internacional sólo de un 8%”.

En el transporte terrestre, el gerente general de la matriz de Turbus prevé que “la recuperación será más larga y lenta de lo que esperábamos en marzo. Sin embargo, no vemos que en nuestra industria tome los tres o cuatro años que han indicado desde el negocio aeronáutico (…) creemos que eventualmente es posible avanzar a niveles previos a la crisis a finales del próximo año o con mayor seguridad a mediados de 2022”.

Innovaciones que irrumpirán

Los nuevos desarrollos y mejoras de servicios o productos están cambiando tan rápido como la pandemia ya modificó los modos de consumo. En ese sentido, Guillermo Díaz del Río detalla que en Agrosuper se están orientando al desarrollo de productos que fomenten la alimentación equilibrada y el uso de realidad aumentada para sortear las restricciones de movilidad. Con el uso de esta tecnología, indican que lograron “llevar a cabo procesos de certificación y realizar visitas a nuestras plantas, sin la necesidad de que las personas estuvieran físicamente en nuestras instalaciones”.

Otra tendencia que se profundizará será el uso de datos en la nube. La gerenta general de Oracle Chile, Soledad Matos, asevera que “la inversión en tecnología de la nube o cloud será una de las principales innovaciones que se masificarán durante el próximo año” y en lo que respecta a la inversión en infraestructura en la nube como servicio, puntualiza que un estudio de IDC proyecta que “Chile está siguiendo una tendencia de alto crecimiento, con un aumento compuesto promedio esperado de 41% para 2024”. Con esto, la ejecutiva resalta que Chile se está posicionando como “un polo de desarrollo tecnológico”.

La gerenta general para el Cono Sur de 3M, Ximena Auil, avizora que en el área de la salud en 2021 habrá innovaciones relativas “al layout (diseño o disposición de las cosas) de los hospitales, aumentará la adopción por parte de los pacientes de la interacción virtual con los doctores para una amplia variedad de tratamientos, habrá puntos de atención distintos a los hospitales para intervenciones más simples y también se daría una consolidación de los proveedores”. En otras industrias, Auil cree que “las principales innovaciones estarán relacionadas a la transformación digital, nuevos modelos de trabajo, optimización de la cadena de suministro, canales de venta y de distribución online”.

En el sector energético, Thomas Keller apuesta que lo que vamos a ver en 2021 son “iniciativas importantes relativas al almacenamiento de energía en baterías, además del frente del hidrógeno verde, que es algo que están mirando todas las empresas eléctricas”.

Incluso en productos de cara al consumidor final están iniciándose disrupciones que se profundizarán en 2021. El gerente general de Viña Santa Rita analiza que con la pandemia “el consumo se ha volcado hacia grupos más reducidos, por lo que los formatos más pequeños o individuales están ganando cada vez más terreno, como las latas de vinos y espumantes”. De esta manera, Lavados espera que para 2021 “la preferencia por estos formatos continúe expandiéndose, al igual que productos como los listos para ser consumidos, los con mayores atributos sustentables y aptos para veganos, a lo que se suma una mayor conciencia global por consumir productos de menor graduación alcohólica”.

La conectividad en telecomunicaciones también progresará el próximo año. El CEO de WOM, Christopher Laska indica que en 2021 avanzarán en el desarrollo y futuro despliegue de la tecnología 5G. Además, recalca que la empresa iniciará el despliegue del proyecto de Fibra Óptica Nacional, que será una carretera de datos de 7.000 km. que permitirá llevar servicios a 161 comunas de Arica y Parinacota hasta la Región del Biobío.

En cuanto a la banca, Gabriel Moura, de Itaú, resalta que continuarán adaptándose para profundizar el trabajo y la atención a clientes de manera remota, donde incluso están llegando a ellos a través de plataformas como Spotify, YouTube, LinkedIn, Twitter y Facebook.

En el transporte, el gerente general de Nuevo Pudahuel remarca la ambición ambiental de su firma hacia 2030, que es disminuir en 40% la huella de carbono. Para ello, estima que “es muy probable que en cinco años más tendremos servicio de buses automáticos”.

No habría grandes aumentos en las contrataciones

La mayoría de los gerentes generales consultados en este artículo reconocen que el próximo año no debiese haber un aumento en sus dotaciones. Xavier Lortat-Jacob, de Nuevo Pudahuel, indica que “en nuestra industria las contrataciones serán pausadas, dependerá de cómo los gobiernos de los países apoyan a sus aeropuertos y concesionarios. Cada vez que Nuevo Pudahuel atrae un nuevo millón de pasajeros, se crean, directa e indirectamente, 4.500 empleos. En el mundo, los gobiernos han encontrado acuerdos para que sus concesionarios aeroportuarios sean motor de sus economías. Confiamos que en Chile no sea diferente”. En tanto, en SKY dicen que “si todo sale bien y no hay grandes rebrotes antes de que la vacuna se masifique, entonces podremos pensar en volver a crecer y comenzar nuevamente a incorporar más personas”.

De todos modos, hay firmas que avizoran un repunte en sus dotaciones. Es el caso de Oracle Chile. Su gerenta general, Soledad Matos, sostiene que “hay industrias como la tecnológica que están creciendo y ahí sí va a haber una oportunidad de generar empleos”. En la empresa de telecomunicaciones WOM, su CEO, Christopher Laska, comenta que este 2020 han continuado en la búsqueda de nuevos colaboradores, ligados principalmente al despliegue de nuevas tecnologías como el proyecto de fibra óptica. “Como compañía esperamos que en 2021 esta tendencia se mantenga, a la par con el desarrollo de nuevos proyectos”, manifiesta.

En la embotelladora Embonor, en tanto, su gerente general revela que en vez de reducir su dotación con el Covid-19, “hemos crecido en el área comercial a consecuencia del crecimiento e incorporación de nuevas categorías de bebidas a nuestro portafolio”. En el caso de Echeverría Izquierdo, Ivelic analiza que “con el impulso del sector industrial, fuertemente empujado por la minería, las contrataciones ya han dado muestras de recuperación y deberían de situarse prontamente en los niveles prepandemia”. Ximena Auil, de 3M, cree que “las contrataciones se retomarán en la medida que el mercado se vaya reactivando”.

Canal online, aún más fuerte

Pese a la fuerte penetración de las ventas en línea en el transcurso de la pandemia, aún no se prevé que puedan desplazar en volumen a las transacciones físicas.

Gabriel Moura, de Itaú, recalca que “estamos donde los clientes nos necesitan, y eso pasa por la omnicanalidad. Si el cliente quiere, puede operar con nosotros ya sea en una sucursal física o virtualmente por intermedio de los múltiples canales digitales”. Detalla que el banco en el segmento personas tiene a un 90% de sus clientes utilizando los canales digitales.

En la Viña Santa Rita, Andrés Lavados reconoce que para ellos en 2020 el canal online “ha sido fundamental, registrando un alza del 111% en lo que va del año, donde los vinos de alta gama han jugado un rol importante. Creemos que esa forma de relacionarnos directamente con nuestros consumidores se hará cada día más fuerte”. De todos modos, no ve que la venta digital reemplace a los otros canales, “sino que ayudará a complementar la omnicanalidad que el cliente espera”. En Embonor también sostienen que su canal de ventas de bebidas online “ha ido creciendo y lo seguirá haciendo”.

El CEO de WOM considera que es de suma importancia contar con un mix de canales y espacios físicos que brinden seguridad a los clientes presenciales. En esa línea, revela que lanzaron “un nuevo formato de atención en tiendas, Retail X, que incluye diversas herramientas digitales”. Ahonda que estos espacios “cuentan con e-lockers, donde los clientes pueden realizar su compra online, e ingresar su código QR para retirar sus productos comprados de forma presencial, con menor contacto”.

Pablo Ivelic, de Echeverría Izquierdo, va más allá y vaticina que “es claro que el canal de venta online reemplazará parte importante de la venta física. Aun en una industria como la inmobiliaria, se han generado ventas totalmente online, tendencia que no sería de extrañar que aumente”.

Desde el aeropuerto de Santiago, su gerente general cree que las ventas online se acelerarán más. “Nuestras tiendas, e incluso el Duty Free, podrían ofrecer e-commerce y sólo retirar en el aeropuerto antes de volar, haciendo más eficaces los tiempos para los pasajeros”, revela. En tanto, en Grupo de Transportes, Errandonea dice que hoy por hoy casi el 50% de las ventas de su negocio se están haciendo a través de canales digitales.

Vendrán fusiones y compras

El principal ejecutivo de la acerera CAP, Julio Bertrand, explica que “los efectos de la pandemia durante 2020 han forzado a algunas empresas a observar cómo evoluciona el mercado y a ajustar sus modelos de negocios a las nuevas demandas de sus clientes y realidades sociales y medioambientales”. Debido a lo anterior, el ingeniero espera que “estos ajustes promuevan algunas estrategias de fusiones y/o adquisiciones de negocios en la medida que vamos saliendo de la crisis sanitaria”.

Y hay quienes son más enfáticos en señalar que habrá espacio para crecimiento inorgánico. “Tenemos la impresión de que habrá más oportunidades (de compras y adquisiciones), porque no todas las empresas estaban bien preparadas financieramente para resistir una crisis como la que vivimos y que aún no concluye. Aquellas empresas que han demostrado tener medidas o políticas más conservadoras en sus finanzas y que sorteen mejor la pandemia, tendrán opción de generar crecimiento inorgánico y aumentar su participación de mercado”, afirma Pablo Ivelic.

Dado que la industria del transporte ha sido una de las más golpeadas en términos económicos producto de la pandemia, Errandonea, de Turbus, reflexiona que “es natural que se produzcan reordenamientos posteriores, porque no todos podrán hacer frente a casi dos años de resultados muy deficitarios”. En tanto, José Ignacio Dougnac, de SKY, ve que “es posible que en el futuro podamos ver más acuerdos comerciales e incluso algunas fusiones en la industria”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.