Economía se vuelve a hundir en diciembre arrastrada por la minería

El sector minero fue el que más cayó en el último mes del año, mientras que la manufactura subió levemente. Los economistas estiman que el Imacec de diciembre habría caído entre -1,1% y -4,4%. El PIB anual sería -6%.




La economía chilena aún se encuentra frágil. Así se desprende de los índices sectoriales que reveló este viernes el Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

De acuerdo al INE, la caída de diciembre del índice se explica principalmente por la sorpresiva caída de 9,3% que mostró la producción minera. Esta merma es consecuencia de la menor actividad registrada en los tres tipos de minería que lo componen. Con el resultado de diciembre, el Índice de Producción Minera cerró 2020 con un tímido avance de 0,5%.

La manufactura, en tanto, avanzó 0,4% en el último mes de 2020, y el Índice de Actividad del Comercio creció 7,4% en doce meses, acumulando un descenso de 2,7% anual. En tanto, las ventas minoristas subieron 10,4%, menor a lo esperado por el mercado.

Con estas cifras sobre la mesa, los expertos confirmaron lo que ya estaba anticipando: la actividad en diciembre volvería a caer luego de la leve alza que hubo en noviembre de 0,3%. Para el último mes del año, los economistas prevén que el Imacec registre una contracción de entre 1,1% y 4,4%.

“El consumo perdió parte de su impulso, mientras los sectores de servicios siguen afectados. Además, la minería estuvo afectada por eventos particulares”, sostiene el economista de Bice, Marco Correa.

Alejandro Fernández, economista de Gemines, subraya que “la combinación de una base de referencia más exigente junto a las mayores restricciones a la movilidad se conjugan para explicar una estimación de Imacec claramente negativa para diciembre”. De hecho, su previsión es de -3,3%, pero con un nuevo aumento desestacionalizado mensual.

Para Inversiones Security, la sorpresa estuvo en la minería, por lo que bajaron su previsión para el mes y ahora esperan una merma de entre -1,5% y -2,5%. “Las cifras de diciembre ratificaron que la recuperación de la actividad fue algo más lenta de lo previsto en el cierre del año, con un PIB que habría caído cerca de 1% interanual en el último trimestre”.

Desde Scotiabank sostienen que “los riesgos están levemente sesgados a la baja para el mes dado que durante diciembre se tomaron medidas adicionales para restringir la movilidad, lo que puede haber afectado ciertos servicios sobre los cuales tenemos acotada visibilidad”. Su estimación hoy es de -4,1%.

Para el año en su conjunto, las expectativas anticipan que el Producto Interno Bruto (PIB) se contraerá en torno a 6%, siendo la mayor caída desde la crisis del 80.

Perspectivas

El inicio 2021 tampoco se perfila tan positivo debido, en parte, al escenario de los contagios y que ha obligado a retroceder en el plan paso a paso.

De hecho, los economistas esperan un nulo crecimiento o incluso una caída. “Proyectamos preliminarmente para el primero trimestre de 2021 una contracción de la actividad en torno al -2,4%”, dice Martina Ogaz economista de EuroAmerica, mientras que Tomás Flores, de LyD, afirma que “en el primer trimestre es probable que sea 0%, dadas las cuarentenas en zonas turísticas y en grandes ciudades”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.