Headhunters acusan falta de profesionales especializados en ciberseguridad en Chile

Según los especialistas en reclutamiento, el ataque al Banco de Chile marcará un antes y un después en la contratación y exigencia formativa de este tipo de cargos.


De 1.000 profesionales relacionados a las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) que se encuentran en la plataforma de búsqueda de empleo especializada TicJob en su versión para Chile, sólo el 3,4% tiene experiencias o certificaciones relacionadas con ciberseguridad.

Esa es la estadística que entregan los ejecutivos de esta plataforma que aterrizó hace un mes en nuestro país, justo en el momento en que el sector financiero aún están recuperándose del impacto que significó el millonario robo cibernético al Banco de Chile.

El número revela la falta de profesionales especializados en seguridad informática a nivel local, lo que podría explicar, en parte, lo que sucedió con este banco, así como los daños que produjo el ransomware WannaCry hace un poco más de un año, del que aún queda una leve resaca en las áreas tecnológicas de varias industrias.

En IT Hunter, otra empresa de headhunting especializada en tecnología, creen que aún falta experiencia en los profesionales chilenos en cuanto a seguridad informática. “Los hackers botaban páginas, pero aquí hablamos de un delito de ciberseguridad mucho mayor”, comenta Benjamín Toselli, socio de IT Hunter, y agrega que “la preocupación real por tener gente especializada comenzó en las empresas chilenas hace pocos años. Por ejemplo, ahora se busca mucho que posean certificaciones (como la ISO 27.0001 o 27.0002) o que manejen Normas ITIL”.

Cristián Duarte, CEO y fundador de TicJob es de una opinión similar: “El ataque de hace unos días es muy grave, y sospecho que la industria financiera quedó tan nerviosa que comenzará a exigir más especialización y certificaciones. Pero, además, de una mejor formación profesional, las mejoras pasarán por tener más protocolos y políticas de seguridad”, dice Duarte.

Difícil de encontrar. IT Hunter realiza todos los años un estudio con los salarios de diferentes tipos de profesionales tecnológicos. Según sus últimos análisis, un gerente de seguridad en Chile percibe entre $5.000.000 y $6.500.000 líquidos; mientras que un especialista en esta área (denominado también como “Oficial de Seguridad”), puede recibir un sueldo de entre $3.500.000 a $4.000.000 líquidos.

Según DNA Human Capital, un “Gerente de Ciberseguridad”, promedia entre los $4.500.00 y $5.000.000. Incluso, según sus registros, hay poca gente especializada en Chile y Latinoamérica, pero los mejores, son por lo general contratados por AFP, compañías aseguradoras y grandes bancos; y tienen preparación en Europa o EEUU.

“Faltan muchos profesionales en el área de seguridad informática en Chile. La razón principal es que los pocos que existen son enviados a las casas matrices de las compañías en el extranjero, mientras que en Chile, en general, existen perfiles en mandos medios para dar soporte a la casa matriz. Donde existe mayor demanda es en los cargos de Project Manager”, señala Alfonso Ochoa, country manager de DNA Human Capital. “El perfil estratégico es el difícil de encontrar y si le sumamos el requerimiento de inglés es aún más complejo”, agregó.

Tomás Casas, consultor IT de Randstad, también opina que la preocupación por profesionales más especializados en seguridad es algo que ha surgido en los últimos cinco años en Chile. “Pero creo que la falta de profesionales con conocimientos avanzados en esta materia no es solo un problema de Chile, sino global”, indica Casas. Aunque estima que “el estancamiento económico de los últimos años en Chile, hizo que las empresas asignaran menos presupuesto a los proyectos de seguridad informática”.

Para hacerse una idea, según Gartner, en 2018 la inversión mundial en seguridad informática aumentará en 8% con respecto al año pasado, alcanzando US$96,3 billones, donde el ítem “Servicios de Seguridad” será de US$57, 7 billones.

Según Excequiel Matamala, presidente del Núcleo de Ciberseguridad de ACTI, una meta relevante para Chile debe ser la conformación de capacidades locales, “que se refleje en una sólida industria local de ciberseguridad. La principal conclusión que nos deja el caso del Banco de Chile es que debemos ocuparnos con mayor celeridad de esta materia”, concluye Matamala.

Seguir leyendo