Dos medicamentos tradicionales demuestran buenos resultados en el tratamiento de Covid-19

FOTO AFP

La combinación de un antibiótico y un fármaco utilizado contra la malaria se presentan como una alternativa optimista en un ensayo francés de unos pocos pacientes.




Hidroxicloroquina y Azitromicina. En ningún caso se trata de medicamentos nuevos, pero hoy hacen noticia porque de acuerdo a un estudio francés han demostrado tener buenos resultados en pacientes con Covid-19.

Un total de 36 pacientes fueron parte del ensayo. Todos los tratados con la combinación de ambos fármacos mostraron que al sexto día del inicio del tratamiento habían logrado eliminar el virus del su cuerpo por cuanto el test arrojaba negativo.

Entre los pacientes que habían sido tratado sólo con hidroxicloroquina, solo el 57% había logrado eliminar el virus a los mismos seis días y entre los que no habían utilizado ningún medicamento, apenas el 12% dio negativo al test.

A juicio de la directora de la Escuela de Química y Farmacia de la Universidad de Valparaíso, Yanneth Moya, “en este ensayo se observa una remisión de la carga viral, lo que significa que la enfermedad duró menos y fue menos agresiva”.

La química farmacéutica y académica de esta universidad explica que la Hidroxicloroquina es un medicamento que se usa para la malaria generalmente, pero ha sido también utilizado en algunos casos refractarios de enfermedades reumáticas, con buenos resultados.

“En Francia se había estado trabajando con antirretrovirales, medicamentos que se ocupan para el tratamiento del VIH (SIDA). Sin embargo, hay un estudio que no ha sido publicado aún, que muestra que la Cloroquina está teniendo un buen resultado en cuanto a la disminución de la carga viral. Cuando se ocupa junto con Azitromicina disminuyen los casos positivos a causa de la combinación de estos fármacos”.

Este y otros estudios se han realizado con pocos pacientes por lo que en ningún caso son concluyentes pero en todos ellos se observa una disminución de los casos positivos (entre un 25 y un 90%) versus los que no recibieron tratamiento, señala la académica.

Estos medicamentos están presentes en el arsenal farmacológico de los hospitales de todo Chile, por lo tanto serían factibles de ocupar.

Comenta