De un lugar renovado a la inclusión de Kramer: siete claves para entender al nuevo Lollapalooza

Una imagen del Parque Bicentenario de Cerrillos, en el sector de lagunas y áreas verdes.

La cita se hará el 18, 19 y 20 de marzo en el Parque Bicentenario de Cerrillos, por lo que sus organizadores ya hablan de que la mudanza de sitio definirá a otro festival muy distinto, con otra configuración, incluso con escenarios al aire libre antes habilitados bajo techo. Aquí, los grandes aspectos que se verán modificados en el nuevo Lolla Chile 2022.



Lollapalooza Chile ya no será el Lollapalooza que conocimos por casi una década. En algún punto, será otro festival.

“Tendrá otra configuración y, para la gente que tiene su entrada, será como ir a otro festival, eso también tiene su grado de novedad y sorpresa”, califica Sebastián Meza, gerente general de Lotus Producciones, responsables de cita que desde 2011 se hace en la capital y que esta mañana anunció el mayor giro de su historia en el país: se hará finalmente en el Parque Bicentenario de Cerrillos, tras descartar el habitual Parque O’Higgins luego de las objeciones que recibieron por parte del Concejo Municipal de la comuna de Santiago.

¿Cómo entonces será este nuevo Lolla 2022, a realizarse el 18, 19 y 20 de marzo? Aquí algunas pistas, a partir de todo lo revelado en las últimas horas:

*Un nuevo sitio:

Meza dice que el nuevo lugar los obligará a tener una nueva distribución de los escenarios. Seguirán siendo siete, igual que en la última edición que se hizo, la de 2019. Eso sí, el parque de Cerrillos tiene alrededor de 50,6 hectáreas, de dimensiones un poco más acotadas que las cerca de 80 de su antecesor.

También tiene un sector de lagunas, zona de picnic, un anfiteatro y varias explanadas donde se podrían levantar las tarimas. En rigor, será otra clase de espectáculo, con un mapa que se define por estos días.

Parque Bicentenario Cerrillos Lollapalooza Chile

*Una casa para largo rato

Tras su traumática partida del Parque O’Higgins, el plan de Lotus es quedarse en Cerrillos por un buen tiempo. Varios años, según decían hoy en la cita con la prensa. En cierta manera, los trazos de Lolla involucran asentarse en un espacio y no moverse de ahí, ya que su infraestructura involucra adaptarse de forma definitiva a un recinto sin que existan cambios frecuentes que pueden afectar su funcionamiento.

Lolla Cerrillos será una realidad por la próxima década, al menos. Así lo anuncia el propio Sebastián Meza: “Es nuestro nuevo hogar, ojalá por muchos años, es la voluntad que nos han expresado. Nuestra mirada es a largo plazo, es lo que hemos conversado y convenido con las autoridades. Para una empresa que se dedica a hacer instancias culturales masivas, es importante volver al mismo lugar, no ir a otro para reconfigurarlo de nuevo”.

*Escenario electrónico al aire libre

Un aspecto relevante: el espacio dedicado a la música electrónica, remitido en el antiguo Lolla al Movistar Arena, ahora estará al aire libre. Así lo confirma Sebastiá de la Barra, también de la productora Lotus: “El escenario electrónico será una zona de áreas verdes, al aire libre. Es un lugar que permitirá convocar a más gente que el Arena; el Arena siempre tenía el problema de que mucha gente quedaba fuera, se formaban atochamientos afuera. Hoy este escenario permite convocar a más del doble de la gente, por lo que nadie se quedará fuera de la electrónica y la música urbana”.

En la sede madre del evento en Chicago, efectivamente la tarima consagrada a los ritmos bailables y más sintéticos no está bajo techo.

lollapalooza

*Conectividad

Según datos entregados por la producción, cerca del 60% a 70% del público que asiste a la cita llega en transporte público. Era una de las ventajas del Parque O’Higgins: una estación de metro prácticamente en su entrada, a escasos metros.

Por eso, cuando se empezó a anunciar la mudanza, muchos miraron con distancia a un reducto que puede pensarse como “menos céntrico” y que habitualmente no formaba parte del circuito habitual de los megafestivales.

Para aminorar esos detalles, la producción dice que construirán una suerte de puente mecano entre la estación del metro Cerrillos (la más cercana) y el acceso principal del parque, con el propósito de hacer más fluido el arribo de los espectadores. La estación está a dos cuadras de distancia.

También habrá otro acceso secundario, donde se espera que el flujo de personas sea más abreviado.

Además, hay una amplia red de líneas de buses que llegan al recinto, como la 109 (desde Estación Central), 120 (desde La Cisterna), 113 (desde calle San Ignacio, metro La Moneda), 108 (desde plaza de Maipú), 107 y 108 (desde Departamental).

*Festival juvenil y “clásicos” más recientes

Está claro desde hace un tiempo que Lollapalooza ha inclinado su programación hacia un público más juvenil, veinteañero e incluso adolescente, dejando algunos nombres muy puntuales para una audiencia de paladar más adulto.

En rigor, Lolla Chile ha querido encarna el pulso de lo actual, las tendencias de moda y lo que está sonando en el ahora. Este 2022 no será la excepción. Miley Cyrus, la ex chica Disney Hannah Montana, es un ejemplo de una figura vinculada a un público sub 30.

También lo son Jhay Cortez, Phoebe Bridgers, A$AP Rocky, Doja Cat, Idles y Machine Gun Kelly, así como en la vereda nacional están Kiddtetoon, Pablo Chill-E, Ceaese, Soulfia, Cami, Princesa Alba, Harry Nach y Marcianeke, el nombre chileno más escuchado en Spotify en 2021.

Pero también hay un balance con nombres transversales y con carreras de kilometraje más abultado: The Strokes, Foo Fighters, Martin Garrix, Jane’s Addiction, Marky Ramone, Beto Cuevas e Inti-Illimani con Quilapayún, entre otros.

Eso sí, créditos más ochenteros, como en algún momento fueron Duran Duran, New Order, Pixies o Joan Jett, han quedado paulatinamente fuera de carrera.

*Kramerpalooza

Tal cual: Stefan Kramer, el mayor comediante del país, tendrá también su aparición y estreno en el Lolla 2022. La idea es que sorprenda con una rutina de imitaciones de corte musical -ha replicado en su carrera a nombres tan diversos como Fito Páez y Jorge González-, pero sin olvidar el humor que resulta básico en su ADN.

Tercera noche del Festival de Vi–a del Mar 2018
21 de Febrero del 2018/VI„A DEL MAR El humorista chileno, Stefan Kramer se presenta en la tercera noche de la 59 versi—n del Festival de la Canci—n de Vi–a del Mar 2018. FOTO:MARIO DAVILA HERNANDEZ/AGENCIAUNO

Así explica Meza su fichaje, como una suerte de apertura de la instancia a otras expresiones: “Kramer es cultura, risas, es arte, y Lolla es un festival de tenor musical donde confluyen muchas artes escénicas: ha habido danza, arte, acciones de todo tipo, y por qué no incluir a un gran show como este. En medio de la música, reirse no le viene mal a nadie”.

*Aplausos para Primavera Sound

El actual anuncio de Lollapalooza ha estado condicionado por una previa sugerente: el arribo de otro gran festival al país, el Primavera Sound, proveniente de Barcelona, también de carácter urbano y que en noviembre de 2022 ocupará el mismo Parque Bicentenario de Cerrillos.

¿Cómo ven en Lolla la importación de otro gigante de la música en vivo, aunque con un perfil algo más adulto y alternativo?

Sebastián Meza comenta: “Abrazamos que lleguen festivales internacionales, como Primavera Sound, porque potencian la industria, generan más puestos especializados en producción de eventos, van a hacer que la industria retorne con toda su fuerza. Felicitamos que vengan esta clase de eventos, es lograr lo que pasa en Estados Unidos y Europa, que hay cientos de instancias parecidas cada año”.

Las entradas para el festival de 2020 -postergado debido a la pandemia- siguen siendo válidas para el próximo encuentro. Reinicio de venta de entradas desde el martes 14 de diciembre en Puntoticket, donde también se puede acceder a más información. Pase Diario desde $78.200

Sigue leyendo en Culto:

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.