Proyecto de impuestos a altos patrimonios vuelve a Comisión de Constitución y diputados instan al gobierno a sumarse a la discusión

La Cámara de Diputados voto y aprobó en general proyecto que establece un impuesto a los altos patrimonios

La Cámara de Diputados aprobó en general proyecto que busca aumentar los impuestos a los altos patrimonios. La Comisión de Constitución volverá a analizar el texto la próxima semana.


Sigue avanzando el proyecto que sube el impuesto a los altos patrimonios. La Cámara de Diputados lo aprobó por 105 votos a favor (26 de ChileVamos); 18 en contra y 26 abstenciones. Con ello se supera el quórum establecido de 3/5, es decir 92 parlamentarios.

Sin embargo, la iniciativa vuelve a la Comisión de Constitución para su discusión en particular, ya que se renovaron las indicaciones presentadas. Así, esta instancia lo analizará la próxima semana.

Dado este nuevo escenario, los diputados instaron al gobierno a sumarse al debate debido esta nueva ventana que tiene la tramitación legislativa y buscar acuerdos para avanzar en medidas que aumenten la recaudación tributaria.

El gobierno está trabajando en una propuesta para eliminar o reducir exenciones, y con eso en mano buscará llegar a algún acuerdo.

Desde la oposición, el diputado Matías Walker (DC), afirmó que el proyecto regresó a la comisión “para discutir las indicaciones e intentar llegar a un acuerdo”. En ese sentido, agregó que “me parece que esta discusión incentivará a que por fin el gobierno haga una propuesta”.

30 de Octubre del 2018/VALPARAISO Fotografias de la Fachada del Congreso Nacional de Valparaiso, tomada desce la punta del Molo. FOTO: RODRIGO SAENZ/AGENCIAUNO

Leonardo Soto, diputado PS sostuvo que “se abre una gran posibilidad de integrar las propuestas de nuevos impuestos de oposición y gobierno, en una sola norma que se vote en bloque y que lograría el quórum constitucional y la aprobación de la Cámara de Diputados. Si el gobierno realiza su propia propuesta, mejor aún. Pero para eso debe salir de su inmovilismo en un asunto donde debe tener alguna opinión”.

Mientras que Daniel Núñez (PC) acotó que “cualquier conversación con el gobierno parte de la base que el gobierno patrocine el impuesto a los súper ricos tal como lo establece la indicación de la oposición”. En cuanto a avanzar con eliminar las exenciones, aseveró que sí están dispuestos a conversar “en el caso de aquellas que benefician a los súper ricos. Si eliminar la ganancia a la venta de capital, fondos de inversión, también el IVA a la construcción. Las otras exenciones las estudiaremos con detalle antes de opinar”.

La diputada Karol Cariola (PC) se mostró más esperanzada en encontrar un acuerdo con los parlamentarios de Chile Vamos que con el gobierno. “No espero nada del gobierno. Sin embargo es evidente que es necesario encontrar algún punto en común con los parlamentarios de Chile Vamos. No sé si con todos, pero con algunos de ellos que tienen una mayor claridad de lo que ocurre en sus territorios”.

En el oficialismo también esperan que el Ejecutivo pase a liderar la discusión y por esperan un rol más activo. “El hecho de que vuelva a la comisión da tiempo para que el gobierno pueda patrocinar la indicación realizada por los diputados Gonzalo Fuenzalida y Luciano Cruz-Coke, y algunos elementos de otras como la de Matías Walker”, comentó el diputado Jorge Alessandri (UDI).

La propuesta de los parlamentarios de RN y Evópoli plantea fijar una tasa de 10% a los retiros del Fondo de Utilidades Tributables (FUT) para los altos patrimonios, y del 8% para la repatriación de bienes o rentas en el extranjero. En tanto, la de Walker es la que sube el impuesto a las grandes empresas de 27% a 30%. “El gobierno debiese patrocinar nuestro proyecto y presentar uno propio que aborde las exenciones, pero en la Comisión de Hacienda”, puntualizó el diputado Gonzalo Fuenzalida (RN).

Guillermo Ramírez (UDI) apuntó que “nuestra propuesta de acudir al FUT, a la repatriación de capitales y a la eliminación de exenciones, recauda más y no espanta la inversión. La oposición parece más interesada en dañar al gobierno que en encontrar la mejor solución”.

El contenido

El proyecto aprobado considera tres ejes: el primero, un tributo de 2,5% a las personas que tengan un patrimonio neto igual o superior a US$ 22 millones. El segundo, un aumento transitorio de la tasa de Primera Categoría a las compañías con ingresos superiores a 1.000.000 de UF (US$41 millones), al 30% para las utilidades que se perciban o devenguen en el ejercicio 2021 y 2022. Hoy el impuesto a las grandes empresas es de 27%. Y como tercer eje se incluye la eliminación transitoria de dos exenciones tributarias por los ejercicios 2021 y 2022: los beneficios tributarios establecidos en los artículos 107 de la ley sobre impuesto a la renta, sobre la enajenación o rescate de acciones y otros instrumentos con cotización bursátil (ganancia de capital) y la exención a los Fondos de Inversión Privado.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.