ANFP explica los alcances de la renuncia de Corradossi: “En ningún caso procede otra elección”

Imagen ANFP 004

La entidad asegura que no está obligada a convocar elecciones si es que se produce una nueva renuncia de un director.




La renuncia de Aldo Corradossi, exsecretario general de la ANFP, remeció a la administración de Sebastián Moreno, que quedó con dos sillones vacíos en el directorio.

De inmediato, los presidentes de clubes comenzaron a analizar el delicado escenario que vive el timonel del organismo. “Entendemos que si renuncia otro miembro de la mesa se tienen que convocar nuevas elecciones, según los estatutos”, asegura un mandamás de club. Una interpretación generalizada a nivel del Consejo de Presidentes.

Sin embargo, en la ANFP desmienten tal versión.

“Los estatutos disponen de un quórum mínimo para las sesiones de directorio que es de la mayoría de los directores en ejercicio. Asimismo, contemplan disposiciones especiales para vacancia de los cargos de presidente y de director, disponiendo que en el caso del presidente que si se produjera la vacancia de este cargo, y solo respecto de este cargo, procede a una nueva elección, a menos que la vacancia se produjere dentro del año en que corresponde renovar el directorio, caso en que subroga el vicepresidente. Para el caso de los directores, es el Directorio el que propone completar el cargo vacante y el Consejo es el que efectúa la elección. En ningún caso procede otra elección que no esté contemplada en los estatutos”, sostiene Matías Rivadeneira, secretario ejecutivo de Quilín.

El escenario para Moreno es complejo. Es la tercera renuncia que sufre en su período, tras las salidad de Jacques Albagli, Andrés Fazio y Corradossi.

Comenta