Djokovic, contra la corriente por Simone Biles: “La presión es un privilegio, hay que aprender a convivir con ella”

Djokovic celebra tras ganarle a Nishikori. (Foto: Reuters)

El tenista serbio, quien domina el ranking de la ATP, se aparta del enfoque generalizado para el drama que enfrenta quien debía ser la gran figura de los Juegos Olímpicos, pero que sigue marginada de las competencias.


Novak Djokovic rema contra la corriente. No es primera vez. En el período más crítico del coronavirus en Europa, el tenista serbio se animó a organizar un circuito de torneos, una iniciativa que fue ampliamente criticada y que terminó con varios contagiados, incluido él. También se ha declarado antivacunas. Ahora, cuando todo el mundo se conmueve frente al drama de Simone Biles, quien sigue sin retomar las competencias de la gimnasia artística en Tokio por el estado de estrés que atraviesa, el tenista serbio, quien lidera el ránking de la ATP, alza la voz para ponerse en la otra vereda y criticar la decisión.

“La presión es un privilegio. Sin ella no hay deporte profesional”, dispara Nole para referirse al caso de quien estaba llamada a convertirse en la gran figura de los Juegos Olímpicos. Hoy, venció al local Kei Nishikori para instalarse en las semifinales.

“Para esperar llegar a la cima de un deporte, tienes que aprender a gestionar la presión”, insiste. Djokovic habla con conocimiento de causa, pues llega al país asiático aspirando a un logro histórico: el Golden Grand Slam, que implica sumarle la medalla de oro olímpico a la consecución del título en los cuatro torneos más importantes del circuito tenístico.

Simone Biles, como espectadora, en la competencia del All Around de l gimnasia (Foto: AFP)

También le llega

Luego explicó que la ansiedad y el agobio igualmente le tocan, pero que aprendió a gestionarlos. “Obviamente no voy a decir que soy capaz de aislarme de todo el ruido mediático que existe en torno a mí y mis opciones de ganar en este evento olímpico. Lo veo, lo escucho, lo percibo y sé que está ahí, pero con el tiempo he aprendido a desarrollar mecanismos de gestión emocional que me permiten ver todo eso como algo positivo, y no como algo que puede destruirme”

Durante los Juegos, el tenista ha intentado explicar cómo maneja, precisamente, la presión. “Dentro y fuera del terreno, se espera mucho... He aprendido a desarrollar un mecanismo para gestionar eso de manera que ya no me moleste, no me afectará más”, le explicó, por ejemplo, a los equipos femenino y masculino de vóleibol de Turquía.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.