El desorden oficialista que preocupa a La Moneda

Sebastián Piñera

Discrepancias en proyectos de ley emblemáticos y algunos anuncios realizados por el Presidente Sebastián Piñera han marcado lo que algunos en el oficialismo han calificado como días "caóticos". En el Ejecutivo afirman que las diferencias al interior del bloque, las que buscan contener, responden a que se acerca el período electoral.




Dos llamados a la unidad en un día hubo ayer por parte del gobierno hacia Chile Vamos. El primero, del Presidente Sebastián Piñera, y luego, durante el comité político ampliado de La Moneda, fue el turno del ministro del Interior, Andrés Chadwick. Ambos, dicen en el Ejecutivo, no fueron al azar y responden a la preocupación por el desorden que hay al interior del bloque y que se arrastra desde la semana pasada.

En la coalición oficialista han sido varios los temas por los que se han enfrentado durante estos días con La Moneda, de manera pública y soterrada. Por ejemplo, en la reforma tributaria y control preventivo de identidad dirigentes del bloque, particularmente de RN, han manifestado discrepancias.

En el primer caso, el que abrió la polémica fue el titular de Interior, quien –según reconocen en el oficialismo– cometió un traspié al abrir "anticipadamente" la opción de negociar la reintegración tributaria. Pese a los esfuerzos del gobierno de aclarar los dichos, el debate quedó instalado en Chile Vamos y en la oposición. De hecho, pese a que ayer se acordó estar alineados en la reforma tributaria y apoyar la reintegración, los senadores RN Andrés Allamand y Manuel José Ossandón hoy insistieron en que, en caso de que la reintegración del sistema sea rechazada, deben buscarse nuevas fórmulas para aprobar el proyecto.

"Es un tema de realismo político, porque para mí la política no es solo el arte de gobernar, es el arte de lo posible. Cuando uno ve el acuerdo que había en la Cámara de Diputados, no tiene nada que ver con la posición de algunos senadores. Uno tiene que ser leal y decir la verdad: aquí no hay piso para lo que están planteando (…). Aquí hay una muralla y los senadores de la oposición no están dispuestos a negociar", dijo Ossandón en radio Cooperativa.

En el Ejecutivo hay algunos que siguen optimistas y creen que el acuerdo alcanzado con la DC se puede mantener en el Senado, mientras otros reconocen que, tras los dichos de los diferentes personeros del oficialismo, la oposición ya está consciente que La Moneda está dispuesta a ceder.

Sobre el desorden que hay en la reforma tributaria, el analista político Carlos Correa sostiene que "el gobierno está actuando con flexibilidad para los votos en el Senado, y eso pasa por eventualmente renunciar a la reintegración". En ese sentido, añade que "no sacar la reforma tributaria es un fracaso mayor. En el senado no opera la estrategia de pesca milagrosa que hizo con votos DC e independientes en la Cámara".

En el caso de control preventivo de identidad, en tanto, siguen las diferencias respecto a la edad. Aunque el escenario ideal de La Moneda era aprobarlo desde los 14 años en adelante, aceptaron que el acuerdo alcanzado con la DC les permitirá aprobar la medida a partir desde los 16. Sin embargo, en RN algunos diputados insisten en que debe ser desde los 14.

A esto se suman también discrepancias que hay en torno a la mesa que conformó Piñera para llegar a un acuerdo en materia laboral, dadas las diferencias que existen entre el proyecto del gobierno y el de la oposición que busca reducir la jornada laboral a 40 horas. Esto, debido a que algunos parlamentarios del bloque siguen presionando para que se presente la indicación del Ejecutivo al mensaje presidencial que se encuentra en el Senado. Asimismo, diputados oficialistas redactaron una carta de molestia dirigida a Piñera por haber quedado "excluidos" de la mesa técnica para enfrentar la sequía. Todo este escenario ha provocado lo que algunos en el oficialismo han calificado como días "caóticos".

En el gobierno reconocen que les inquieta las diferencias que hay en el bloque, sobre todo luego que se suspendieran las reuniones de coordinación de los viernes de Chile Vamos. Sin embargo, advierten que se debe a que se acerca el periodo electoral y a que la próxima semana se vence el plazo para que renuncien autoridades de gobierno que quieren competir. Así, las mismas fuentes sostienen que impulsarán diálogos internos para subsanar las diferencias.

En todo caso, hay parlamentarios en la UDI que aseguran que "no hay falta de unidad en Chile Vamos", sino que, más bien, algunas agendas personales de algunos legisladores. En particular, apuntan a Allamand. Y, además, recalcan que se deben a "situaciones puntuales".

Anuncios de Piñera

En el oficialismo no solo las reformas emblemáticas han generado diferencias, sino que también algunos de los anuncios que ha hecho el Presidente Piñera. Por ejemplo, el Mandatario la semana pasada se refirió al conflicto entre la Corte Suprema y el Tribunal Constitucional por las competencias de cada organismo.

Esa vez, el Mandatario planteó como una de las fórmulas para resolver la disputa el envío de una reforma constitucional, lo que generó inquietud al interior de RN, desde donde transmitían que no se podían anunciar reformas de ese calibre siendo minoría en ambas cámaras y sin consultar a los partidos.

En tanto, ayer el Jefe de Estado, en entrevista con radio Cooperativa, se abrió a la opción de incorporar nuevas excepciones para el retiro anticipado del fondo de pensiones. Esto, contrastando con lo que el ministro del Trabajo, Nicolás Monckeberg, había señalado previamente. En todo caso, en La Moneda argumentan que al titular del Trabajo se le preguntó de manera general y no "por excepciones".

De hecho, sobre este mismo punto la presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, advirtió ayer que abrir la puerta al retiro de fondos podría debilitar el sistema previsional.

Sobre esto, Correa agrega que "el presidente hizo una mini cuenta pública en su entrevista en radio Cooperativa y, al parecer, no les contó a sus ministros: lo de las farmacias, volvió a hablar de 3% de crecimiento y se fue de tesis con la fundición ventanas de Codelco y varios más".

En tanto, Max Colodro indica que "me parece más complicado las señales confusas que ha dado el gobierno respecto de aspectos relevantes de su proyectos en trámite. Por ejemplo, lo que ha estado ocurriendo con la posibilidad de retirar o no los fondos previsionales para problemas específicos. El ministro del Trabajo dijo que eso no sería posible, mientras que el Presidente dijo que se abría analizarlo en situaciones específicas".

Y añade que también fue preocupante "lo que ocurrió la semana pasada respecto a si se podía negociar o no la reforma tributaria. Algo que el ministro del Interior plantea y luego que el Presidente decide cerrar".

Comenta