El dilema de Camila Vallejo ante la presión del PC para que vaya a la reelección

Camila-Vallejo-(43959674)

La diputada por el distrito 12 cumplirá en marzo sus dos periodos en la Cámara Baja, algo que en 2018 calificó como “suficiente”. Pese esa definición, su partido le ha pedido a la exdirigenta ir a la reelección para evitar que la colectividad sufra una merma importante en una zona clave para el PC en la Región Metropolitana, lo que la tiene sumida en una compleja disyuntiva.




“Lo he hablado con el partido. Dos periodos es suficiente y eso no implica dejar de hacer política o dejar de luchar, sino que hay que hacerlo desde otra trinchera, abrirme a otras posibilidades. Hace bien salir de este claustro que es el Congreso y mirar desde una perspectiva más amplia. Me gustaría explorar otros ámbitos, como ejercer desde la geografía y contribuir a la política. Me gusta el tema de la infancia y de la educación”.

Esas fueron las declaraciones de la militante del Partido Comunista Camila Vallejo, en noviembre de 2018, y con las que le cerró la puerta a volver a competir por un tercer periodo como diputada.

Sus dichos -en entrevista con El Mercurio- se sumaron al compromiso público de permanecer solo dos periodos en el cargo que también adoptaron los diputados del Frente Amplio Giorgio Jackson y Gabriel Boric, y también Vlado Mirosevic, del Partido Liberal.

La promesa pública de Vallejo de alejarse del Congreso implica una baja importante para el PC, que busca aumentar su representación parlamentaria en las elecciones de noviembre. Por eso es que la diputada por La Florida hoy enfrenta un dilema sobre su futuro. Distintas fuentes del partido aseguran que ante la cercanía de las elecciones en noviembre, desde el PC le han pedido revaluar esa definición e ir a la reelección, aunque hasta ahora, según sus cercanos, se estaría inclinando por mantener su palabra.

De hecho, algunos en la colectividad sostienen que estaría proponiendo el nombre de la presidenta de las Juventudes Comunistas, Daniela Serrano, para competir en ese distrito.

La presión de la colectividad se da justamente ante la inquietud que existe entre los comunistas de perder su fuerte liderazgo en la zona que representa. “Que no vaya es un error y muchos opinamos igual. Es una gran dirigenta”, dice un representante del PC.

El problema, afirman en el partido, es que de no ir a la competencia, la colectividad perdería dos diputados en el distrito 12 (La Florida, La Pintana, Puente Alto, Pirque y San José de Maipo), uno de los bolsones de votos más importantes de la Región Metropolitana. En las elecciones parlamentarias de 2017 Vallejo obtuvo la segunda mayoría en esa zona con 47.708 votos (13,7%) y arrastró a Amaro Labra, quien quedó en el último lugar, con 6.366 votos (1,8%).

Asimismo, algunos en el partido tienen una mirada crítica de que ella haya asegurado en el pasado que no iría a la reelección, lo que ya le habría traído costos electorales en esa zona al PC. Según las mismas fuentes, así se habría visto reflejado en la pasada elección de convencionales constituyentes, donde el PC no logró ningún escaño, pese a que en esa zona compitieron con dos candidatos “fuertes”, como la expresidenta de la CUT Bárbara Figueroa y el actor Bastián Bodenhofer.

Comité central analizará el tema

La diputada, no obstante, tiene un calendario acotado para tomar su definición. El 23 de agosto vence el plazo para que las colectividades inscriban las candidaturas y las listas que conformarán para esos comicios, materia que tampoco está zanjada dentro del PC.

El partido hoy está debatiendo si tendrá o no una nómina conjunta con el Frente Amplio, tema que se revisará en el comité central que está fijado para este sábado. En esa jornada, además, el partido podría abordar la situación de Vallejo y de otras candidaturas.

Pese a esto, cercanos a la parlamentaria aseguran que Vallejo es una “militante disciplinada”. Sin embargo, las mismas fuentes señalan que la legisladora no tendría demasiado interés en volver a postular a la Cámara Baja.

Desde su equipo, en tanto, sostuvieron que no darían declaraciones y comentaron que, por ahora, están “en momento de definiciones”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.