Impasse diplomático con Argentina: Cancillería transandina habría pedido explicaciones a Chile por vuelos no autorizados hacia las Malvinas

Monumento en Ushuaia a los caídos en la Guerra de las Malvinas.

Según la prensa transandina, cinco aeronaves provenientes de territorio chileno violaron el espacio aéreo del país vecino a finales de julio con rumbo a las islas. La ministra de Defensa, Maya Fernández, refutó la acusación, asegurando que "no hay ningún avión chileno, sea militar o civil, en algún sobrevuelo sin autorización por cielo argentino”.




Hay preocupación en la prensa transandina, luego de que se informara de aviones que habrían violado el espacio aéreo argentino, provenientes de Chile, y que por el rumbo detectado iban a las Islas Malvinas. El gobernador de la provincia de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, indicó que “en caso de confirmarse, estaríamos en presencia de un hecho de extrema gravedad”.

A finales de julio, las alarmas de intrusión aérea sonaron cinco veces en la Dirección de Vigilancia y Control del Aeroespacio, cerca de Buenos Aires: cinco aviones de distinto tamaño habían ingresado al espacio aéreo argentino provenientes de Chile, sin autorización alguna. Según medios argentinos, el embajador Rafael Bielsa ya habría solicitado la información a autoridades chilenas.

Foto: AgenciaUno
Rafael Bielsa, embajador de Argentina en Chile. Foto: AgenciaUno.

Los hechos acusados habrían tenido lugar entre la mañana del 27 de julio y la noche del sábado 30, con la detección de las aeronaves entrando al espacio aéreo argentino. Esto, gracias a un radar de vigilancia aérea RPA-170M, ubicado en el emplazamiento de “Cabo Domingo”, en el lado argentino de la Tierra del Fuego.

El portal Infobae consultó a fuentes militares trasandinas, que junto con confirmar los hechos detallaron lo que ocurre en el caso de una “intrusión aérea”: “En cada una de las cinco intrusiones cumplimos con el protocolo de información a las autoridades correspondientes y pusimos en conocimiento a la EANA (Empresa Argentina de Navegación Aérea) el resultado de nuestras detecciones, para que ese organismo, en su carácter de autoridad regulatoria de los vuelos aerocomerciales y civiles, constate si las aeronaves detectadas presentaron plan de vuelo y solicitaron el correspondiente permiso de sobrevuelo del espacio aéreo nacional”.

Según las mismas fuentes, no se pudo precisar si los aviones eran civiles o militares. Lo que sí pudieron ver fue el rumbo de éstos, durante el tiempo que pasaron en el radio de detección del radar: señalando estos rumbos, es posible que el destino de las aeronaves fuese las Islas Malvinas. Con el informe de esta intrusión, el Ministerio de Defensa trasandino le dio aviso a su Cancillería, en miras a aclarar el motivo de estos vuelos.

El diario Ámbito Financiero, por su parte, señaló que Latam es la única aerolínea extranjera que cuenta con el permiso para volar a las Malvinas. Normalmente, esos vuelos parten desde Santiago, hacen escala en Punta Arenas y aterriza en Puerto Argentino.

Radar de Cabo Domingo, en el lado argentino de la Tierra del Fuego.

Las reacciones al otro lado de la cordillera empezaron por el gobernador de la provincia argentina de Tierra del Fuego, Gustavo Melella. En un mensaje en su cuenta de Twitter, la autoridad aseguró: “Ante la conmoción que ha generado en la sociedad toda distintas notas de prensa que dan cuenta de una posible invasión del espacio aéreo argentino por parte de aeronaves procedentes de Chile con supuesto destino a nuestras Islas Malvinas, el gobierno de la provincia ha activado inmediatamente todos los protocolos que este tipo de acciones ameritan e inmediatamente y de forma constante se están manteniendo comunicaciones con los organismos nacionales pertinentes”.

Continuando el hilo en Twitter, el gobernador fueguino declaró: “En caso de confirmarse, estaríamos en presencia de un hecho de extrema gravedad ante el cual se requiere actuar con la mayor firmeza y contundencia, de forma coordinada entre los distintos actores con competencia en el asunto”. Desde Télam, la agencia de noticias estatal argentina, señalaron que el embajador trasandino en Chile, Rafael Bielsa, ya había entregado una solicitud de información sobre este tema a las autoridades chilenas tras una solicitud de la Cancillería de su país.

Por su parte, Andrés Dachary, el secretario de Malvinas, Antártida, Islas del Atlántico Sur y Asuntos Internacionales de Tierra del Fuego, junto con confirmar la detección de los vuelos, puso paños fríos a la situación pidiendo esperar a la “caracterización de las aeronaves antes de formular hipótesis”. “Hay muchos posibles escenarios. Pueden ser vuelos oficiales o ilegales como en el caso de los que se dedican al narcotráfico. Por eso la situación no debe ni minimizarse ni tampoco magnificarse. Cada posibilidad tiene su grado de complejidad y su incumbencia tanto en el ámbito provincial como nacional”, declaró.

Maya Fernández, ministra de Defensa de Chile.

Consultada respecto a esta situación, la ministra de Defensa de Chile, Maya Fernández, declaró esta mañana que la información le llegó por un medio argentino, “y por tanto hemos estado en conversación con Cancillería para cuando llegue alguna información más oficial”.

Desde el Palacio de La Moneda, Fernández señaló: “El antecedente que tenemos y que hemos recabado es que no hay ningún avión chileno, sea militar o civil, en algún sobrevuelo sin autorización por cielo argentino”. “Somos países vecinos, somos países hermanos y lo que amerita es una buena conversación y relación”, indicó la ministra al terminar su intervención sobre el tema.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Las "piedras del hambre" solo son visibles cuando los niveles del agua son extremadamente bajos, y llevan mensajes escritos por los antepasados alertando tiempos de pobreza, carencia y hambruna producto de la falta de agua.