Las intrigas de la cuñada de Pedro Castillo que ponen en vilo al gobierno peruano

El Presidente de Perú, Pedro Castillo, y su esposa, Lilia Paredes, caminan frente al palacio de gobierno el Día de la Independencia del país, en Lima, el 28 de julio de 2022. Foto: Reuters

Luego que la justicia ordenara la captura de Yenifer Paredes, hermana de la primera dama, por supuesta pertenencia a un grupo criminal para lavar activos que sería liderado por el mandatario, la mujer se entregó a la fiscalía. Otros miembros del círculo familiar de Castillo también integrarían esta red.


Los escándalos que rodean al Presidente de Perú, Pedro Castillo, no se detienen. Porque en un caso sin precedentes en la historia del país, la justicia ordenó la captura de la cuñada del mandatario, por la supuesta pertenencia a un grupo criminal para lavar activos que sería liderado por el propio gobernante. Sin embargo, cuando las autoridades fueron a buscarla al palacio presidencial, no la encontraron.

Fiscales y policías ingresaron la noche de este martes al palacio con una orden para detener a Yenifer Paredes por 10 días, por presuntamente integrar el grupo criminal, que si bien estaría liderado por Castillo, sus cabecillas serían el actual ministro de Transportes, Geiner Alvarado, y el alcalde de Anguía, que era el pueblo donde vivía el presidente. José Nenil Medina Guerrero es sindicado como el “cajero” de Castillo, según el diario El Comercio.

En tanto, la primera dama, Lilia Paredes, actuaría como coordinadora, según indica la orden judicial obtenida por la prensa. Las empresas de fachada serían propiedad de personas cercanas a la familia presidencial, apuntó la orden.

El Equipo Especial Contra la Corrupción del Poder sostiene que otros dos hermanos de la primera dama también habrían prestado sus nombres para blanquear dinero de presunto origen ilícito. Se trata de Walter y David Paredes. No obstante, solo contra Yenifer Paredes se solicitó la orden de detención preliminar por 10 días. Esto, debido a la conexión que tiene con los dueños de las dos empresas que habrían servido en la generación de dinero espurio que luego iba a ser lavado.

Yenifer Paredes, de 26 años, es la hermana menor de Lilia Paredes, pero fue criada por la pareja presidencial como si fuese su hija. El jefe de Estado contó en entrevistas televisivas, durante la campaña electoral de 2021, el rol de padre que tuvo que cumplir con la joven.

Pedro Castillo y su esposa, Lilia Paredes, antes de la ceremonia de toma de posesión en Lima, el 28 de julio de 2021. Foto: AFP

El diario La República dice que Yenifer fue cuidada por Pedro Castillo y su esposa desde que tenía poco menos de dos años. Se conoció que se refiere a Lilia Paredes y al Presidente como “mamá” y “papá”. “Admiro la fortaleza de mi mamá (Lilia Paredes), su valentía; es una persona multifacética, es profesora, es tejedora, es artesana. Tiene una fortaleza admirable; las ganas de enfrentar la vida es ejemplar”, declaró Yenifer Paredes para el programa periodístico Punto final en 2021.

¿En qué consiste el caso?

Según el equipo de la fiscal Marita Barreto, la líder del nuevo Equipo Especial contra la Corrupción del Poder, en los puestos más altos del Ejecutivo se habría instalado una organización criminal que, en primer lugar, buscó colocar a personas de su confianza en puestos claves, como ministros de Estado, para después echar a andar su principal modalidad delictiva: “las licitaciones públicas fraudulentas”, explica el diario El Comercio.

Para ello, debían de contar con la complicidad de empresarios que participaran en las licitaciones públicas y, de esa manera, se adjudicaran la obra pese a que no cumplían con los requisitos exigidos. Se trataban, según la fiscalía, de operaciones direccionadas en las que Castillo y su esposa tenían pleno conocimiento al ser presuntamente integrantes de la red.

Se trataría, principalmente, de dos empresas a las que la fiscalía les atribuye haber servicio de fachada para las operaciones ilícitas. Estas son JJM Espino Ingeniería y Construcción S.A.C. y Destcon Ingenieros & Arquitectos S.A.C. La primera de propiedad de Hugo Espino Lucana y la segunda de su hermana Anggi Estefani Espino Lucana.

La compañía de Hugo Espino ganó una obra por US$ 978 mil en septiembre del año pasado con la Municipalidad Provincial de Cajatambo. El contrario, firmado el 1 de octubre, era para la remodelación de dos colegios en el distrito de Gorgor.

Mientras que la otra compañía, fundada por Anggi Espino, se adjudicó, en diciembre pasado, un proyecto de mejoramiento y ampliación del servicio de agua potable en el municipio de Anguía, en Chota (ciudad donde residía Castillo con su familia). El valor de esta obra superó los US$ 798 mil.

La fiscalía, dice El Comercio, también consideró una gestión más que corresponde a la realizada el 16 de septiembre del año pasado, cuando Hugo Espino y Yenifer Paredes, ambos amigos, se presentaron en el centro poblado de Succha Chonta (distrito de Chadín, provincia de Chota) para ofrecer una obra de agua y saneamiento básico a los vecinos.

El alcalde de Chadín, César Castillo, también estuvo presente en el encuentro y fue él quien presentó a Paredes, quien estaba usando un chaleco con el logo de la empresa de Hugo Espino, como la hijastra del jefe de Estado para dar a entender el interés que el gobierno tenía en la ejecución del proyecto, dice el periódico.

El entonces candidato presidencial del partido Perú Libre, Pedro Castillo, posa con su hija Alondra, su hijo Arnold, su esposa Lilia Paredes y su cuñada Yenifer Paredes, antes de salir de su casa para hacer campaña. Foto: AP

La comitiva de Paredes y Espino solicitó a los vecinos de Succha Chonta que se empadronasen para empezar con el estudio técnico del proyecto. Sin embargo, cuando esto se hizo público, Paredes y Espino negaron que la empresa de este último se hubiera beneficiado con un proyecto en esa localidad. Sin embargo, esa versión se vio desacreditada el 19 de julio pasado, cuando Anggi Espino, hermana menor del empresario, declaró ante el Ministerio Público que si bien la empresa de su hermano no ganó ningún contrato en Chadín luego de su visita con Yenifer Paredes y el alcalde, la de ella sí ganó.

“Mi empresa tiene tres consultorías, una es perfil técnico y dos son expedientes técnicos. Las consultorías son individuales, en el distrito de Chadín, Chota (Cajamarca ) que se realizó el 5 de octubre de 2021″, declaró la empresaria de 25 años.

Para la tesis de la fiscal Barreto, esto demuestra que se utilizó a la empresa Destcon Ingenieros & Arquitectos S.A.C. para concretar los planes de la cuñada del presidente y su amigo en Chadín.

Las diligencias en el Palacio de Pizarro

Luego de buscar a Yenifer Paredes por varias horas la División de Investigación de delitos de Alta Complejidad (Diviac) de la Policía y de la fiscalía no pudieron encontrarla en el Palacio de Gobierno. El Presidente Castillo dijo luego en un discurso en la noche a través del canal público de televisión que la fiscalía “montó un show mediático” al allanar el palacio e indicó que existe una confabulación de una parte del Congreso, la fiscalía y un sector de la prensa para “tomar el poder de forma ilegal”. Además, pidió defender el Estado de derecho y la voluntad popular. “Podrán tener medios, dinero, pero no tienen al pueblo”, añadió.

En un acto este miércoles, en un evento con dirigentes de rondas campesinas en el Palacio de Gobierno, Castillo volvió a manifestar que hay una “agenda mediática” coludida con “sectores que nunca han hecho nada por el Perú” que buscan perjudicar a su administración. “Quieren hacer creer que este presidente ha venido a robar centavos al país, hacer entender que mi círculo familiar es igual al círculo familiar de quienes han saqueado al país”, comentó.

En el documento judicial se ordena la detención de la cuñada de Castillo, pero no su traslado a una cárcel. Otros dos miembros del círculo presidencial están prófugos hasta este momento, incluyendo un sobrino del mandatario y el exministro de Transportes, Juan Silva.

Miembros de patrullas de defensa civil llamadas "ronderos" protestan contra legisladores del Congreso que intentan destituir al Presidente Pedro Castillo en Lima, el 9 de agosto de 2022. Foto: AP

El documento no muestra pruebas contundentes contra los sindicados, pero sí indicios, como transferencias por importe de US$ 22.000 de dos cuñados de Castillo considerados presuntos testaferros -Walter Paredes y David Paredes- a las supuestas empresas de fachada.

La fiscalía presume que Yenifer Paredes ayudó al dueño de una de esas compañías a obtener obras públicas pese a no tener capacidad económica para garantizar la ejecución ni experiencia en obras similares.

El documento autoriza la incautación de documentos, joyas, dinero, equipos informáticos y bienes vinculados a la investigación en los tres lugares, incluyendo el Palacio de Gobierno. La justicia también ordenó detener a otros integrantes de la presunta red.

Pedro Castillo gobierna desde hace un año y posee cinco investigaciones fiscales preliminares, la mayoría por supuesta corrupción. El mandatario ha negado todos los cargos y afirma que existe una “persecución irracional” en su contra.

¿Dónde está Yenifer?

El diario El Comercio reveló que Yenifer Paredes escapó de la justicia el martes, luego de ocultarse en la zona residencial de Palacio de Gobierno para evadir una orden de detención preliminar por presunta organización criminal y lavado de activos.

Según información que maneja la policía, Paredes llegó a Lima proveniente de Cajamarca el viernes pasado, en un vuelo de Latam. Un día antes de dictarse la medida, ingresó a la Casa de Pizarro y ya no se le vio salir.

El martes, cuando los fiscales y la Policía llegaron a Palacio, no les permitieron ingresar de inmediato, aduciendo que se debía esperar la presencia del jefe de la Casa Militar. El mismo Castillo habría ordenado que se obstaculizara la diligencia, según la prensa local.

La fiscalía iba a pedir este miércoles acceso a los registros de las cámaras de seguridad, con la hipótesis de que la cuñada del mandatario fue ocultada en Palacio o por orden de Palacio. Al respecto, el diario La República sostiene que la sospecha del encubrimiento surge porque se dejó esperando casi hora y media a las autoridades encargadas de la diligencia. “Yenifer Paredes estaba adentro de Palacio”, dijo al periódico un miembro del Equipo Especial de la Policía, quien indicó que venían siguiendo hace una semana a la mujer y conocían su paradero.

Agentes de la Policía y representantes del Ministerio Público también allanaron la casa de Castillo en el caserío de Chugur, en la provincia de Chota, región Cajamarca, informó RPP Noticias. Según la cadena, tampoco se encontró allí a Yenifer Paredes.

El abogado penalista Luis Vargas Valdivia comentó a El Comercio que si Paredes fue ayudada a evadir la justicia, los involucrados cometieron el delito de encubrimiento personal, que se sanciona con pena privativa de la libertad de entre tres y seis años.

Vargas Valdivia precisó que el Presidente Pedro Castillo y la primera dama Lilia Paredes quedarían exentos de pena por tener relación familiar con la prófuga, como establece el artículo 406 del Código Penal.

Finalmente, Yenifer Paredes se entregó este miércoles a las autoridades. José Dionisio, su abogado, dijo a la radio RPP que su defendida ingresó a la sede central de la fiscalía para cumplir con la decisión judicial. No dio detalles sobre dónde pernoctó ni dónde estaba durante la intervención policial de la víspera.

La entrega de Paredes ocurrió después de que Benji Espinoza, el principal abogado del equipo defensor del presidente y de su esposa Lilia Paredes, renunciara este miércoles. A través de Twitter, expresó que agradece la confianza que obtuvo de sus clientes. “He tomado la decisión de renunciar a la defensa del Señor Presidente y la Primera Dama. En este tiempo he dedicado todas mis fuerzas en la defensa del debido proceso en el marco del principio de presunción de inocencia atendible a cada ciudadano de la República”, escribió.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

El modelo analiza los patrones de movimientos de humanos y de los animales, tecnología que ha sido aplicada a drones logrando vigilar de forma mucho más precisa.