Nuevo directorio para la sociedad matriz y compensaciones económicas: Los términos con que los hermanos Hites firmaron la paz

CASO HITES

Andrés, Jaime, Mónica y Claudia Hites.

El acuerdo -que surge tras dos años de conflicto- involucra la constitución de un nuevo directorio para Inversiones Niagara S.A. con un carácter profesional. Estará integrado por cinco personas, y tres de ellas serán directores que forman parte de los registros de directores de AFP. Enrique Bone, actual presidente de Empresas Hites, será uno de ellos.




La disputa entre los hermanos Hites llegó a su fin. Esta semana, bajo absoluta reserva, los hijos de Isaac Hites (88) firmaron un acuerdo en el que decidieron poner término a sus conflictos judiciales que se extendieron por poco más de dos años y en el que las hermanas Claudia y Mónica Hites Moscovich alegaban haber sido postergadas históricamente en la administración de su patrimonio.

El primero de los desistimientos de las diez acciones judiciales se hizo púbico hoy. El pasado martes, ante la 36ª Notaría Pública de Santiago, Mónica y Claudia Hites Moscovich -en representación de Inversiones KCLP Limitada, Inversiones KCLP SpA e Inversiones Nialem 3 Limitada- y Andrés Hites Moscovich y Jaime Hites Weber -en representación de Inversiones Niagara S.A.- acordaron poner fin al juicio que se ventilaba en el 9º Juzgado Civil de Santiago. En éste, los dos hermanos exigían declarar la nulidad de actuaciones societarias a través de las cuales las hermanas asumieron la administración de Nialem 3 Limitada, en reemplazo del padre.

“Que, habiendo las partes arribado a un acuerdo privado, la parte demandante (Max y Andrés) viene a desistirse, en términos puros y simples, de la demanda de autos. Asimismo, la parte demandada (Claudia y Mónica) viene en aceptar, en términos puros y simples, el desistimiento referido”, consignó el documento público a partir de hoy. En el escrito también se señala que cada parte pagará los costos legales del proceso, buscando la mayor equidad posible en el fin del conflicto.

El consenso acordado es guardado bajo estrictas cláusulas de confidencialidad e involucra una compensación económica a ambas hermanas, luego de una periodo que pudo incluso echar por tierra todos los esfuerzos por cerrar un avenimiento.

El acuerdo involucra la constitución de un nuevo directorio para Niagara S.A. -que posee el 31,76% de las acciones de Empresas Hites S.A. y es la sociedad matriz de la rama de negocios de Isaac Hites y sus hijos e hijas- con un carácter profesional. Estará integrado por cinco personas y tres de ellas serán directores que forman parte de los registros de directores de AFP. Por lo tanto, una vez que se ponga en marcha este nuevo directorio, Jaime y Andrés junto con Mónica y Claudia serán representados por directores profesionales. Enrique Bone, actual presidente de Empresas Hites, será uno de los directores de la sociedad. Inversiones Paluma Uno Ltda -controlada por Alex Hites Averbuck y Marcos Hites Palombo- mantiene el 20,16% de la propiedad de Niágara S.A..

En sede civil hubo siete demandas entre los hermanos. En ellas Max y Andrés Hites, por un lado, acusaban una serie de incumplimientos por parte de sus hermanas Claudia y Mónica, e incluso solicitaron que fueran desalojadas de las casas en las que actualmente viven. Ello, pues fueron adquiridas por ellas por medio de préstamos que entregó el patriarca de la familia, cuyos dineros -según los hermanos- no fueron restituidos.

El caso también escaló al Centro de Arbitraje y Mediación de la Cámara de Comercio de Santiago (CAM Santiago). Ambas acciones fueron conocidas por el juez Pedro García, socio del estudio Garrigues, y según trascendió, su labor fue clave para sellar el acercamiento de las partes.

Llamados a última hora y correos

Cercanos a la familia aseguraron que el acuerdo permite asegurar la continuidad de Inversiones Niagara S.A por medio de una administración conjunta entre los hijos de Isaac Hites. Se trata de un punto no menor, si se considera que incluso una de las acciones judiciales presentadas en tribunales por sus hijas exigió la disolución de dicha sociedad. Mientras en paralelo ambas mujeres solicitaron declarar la interdicción de su padre.

¿Cómo se gestó el acuerdo? Según las mismas fuentes consultadas, el armisticio entre los cuatro hermanos involucró una larga negociación que en muchas ocasiones estuvo a punto de caer debido a las exigencias de un lado y la respuesta de otro. Las primeras luces de acercamientos ocurrieron en noviembre de 2018, cuando Max y Andrés -representados por los abogados Pedro Pablo Gutiérrez y Joaquín Castillo (socios de GWJA Abogados)- y Claudia y Mónica -representadas por Jorge Meneses y Andrés Cabello (socios y asociados de Grasty, Quintana y Majlis, respectivamente)- decidieron poner una pausa en la batalla judicial.

Ninguno de los involucrados en el caso emitió comentarios sobre el acuerdo, aduciendo el cumplimiento a las cláusulas de confidencialidad. No obstante, trascendió que en muchas ocasiones hubo intensas negociaciones. Tanto así, que llamados telefónicos evitaron la reactivación de los juicios -por lado a lado- y por medio de correos electrónicos formalizaron los primeros atisbos de acercamientos.

Comenta