Sobre Jane Austen y los olvidados años en Princeton: el inédito libro de José Donoso

Jane Austen y la elegancia del pensamiento, se llama el libro que publicado por Ediciones U. de Talca, recoge la tesis que Donoso escribió para graduarse en la Universidad de Princeton, en 1951. Hasta ahora, jamás se había publicado. Ya está en librerías. En conversación con Culto, su editora Cecilia García-Huidobro, explica que el texto revela las dimensiones de Donoso como seguidor de las letras anglosajonas, su gusto por las escritoras mujeres, y la importancia que tuvo en sus primeros años como autor.




Fue en 1949 cuando José Donoso Yáñez -quien este 5 de octubre cumpliría 97 años- se trasladó a Nueva Jersey, Estados Unidos. Ahí lo esperaban las gélidas aulas de la Universidad de Princeton, donde estudió Filología inglesa. Tras dos años, el chileno se graduó con una tesis sobre una escritora inglesa fundamental: Jane Austen.

El trabajo se llamó Jane Austen y la elegancia del pensamiento, y permaneció por años acumulando polvo en la añosas dependencias del archivo de la Biblioteca de la casa de estudios, hasta que fue la académica de la U. Diego Portales, Cecilia García-Huidobro, la mayor estudiosa del autor de Coronación en nuestro país, quien dio con el texto casi como un golpe de suerte.

“Fue un poco azaroso, como son las cosas importantes a veces. Yo estaba en Princeton, en 2013 o 2014, trabajando en el archivo con los manuscritos y cartas de José Donoso -dice García-Huidobro a Culto-. De repente se me cruzó la idea -como si se me cruzara una ardilla- y dije ‘si Donoso estudió acá, tiene que haber hecho la tesis’. Fui, consulté, me pasaron su tesis. La escaneé y la traje”.

Traducida por el académico Rodrigo Rojas, hoy ve la luz en formato libro a través de Ediciones Universidad de Talca. Nunca se ha editado ni en inglés ni en otro idioma, de modo que es un libro inédito del autor de Este domingo.

“Es un gran estudio -dice García-Huidobro, quien hizo las veces de editora y prologadora del volumen-. Revela mucho de Jane Austen, pero revela mucho del propio José Donoso, con este foco en los personajes femeninos, y eso va a ser una impronta de su obra en general”. Autoras como Ivy Compton-Burnett, Isak Dinesen o Virginia Woolf eran de su total interés, dice García-Huidobro en el prologo del libro. De hecho, en su labor periodística, en los artículos que escribía para la Revista Ercilla, entre 1960 y 1964, Donoso se refirió a mujeres como Marta Brunet, Elisa Serrana o Mercedes Valdivieso. Estos artículos se pueden encontrar en los volúmenes Incierta necesidad (Alfaguara, 1998) y El escribir intruso (Ediciones UDP, 2004).

Además, para García-Huidobro, el hecho que Donoso haya elegido a Jane Austen no fue casual. “Revela cómo influyó en él la literatura anglosajona. En unos diarios comenta que su primera proposición para hacer la tesis fue sobre Virginia Woolf, pero le dijeron que era una autora que no tenía un corpus crítico suficiente, ahí entonces propuso a Jane Austen”.

Asimismo, la académica comenta otro detalle no menor. “José Donoso fue un gran lector de autoras. Sobre todo en esa época, pocos escritores se dedicaron a leer tan preferentemente a mujeres”.

Un momento fundacional

Los años en Princeton, y en general las diferentes estadías en universidades le sirvieron a Donoso como material para una de sus novelas, Donde van a morir los elefantes, la última que el autor publicó en vida, en marzo de 1995.

“Es una especie de palimpsesto de muchas estadías universitarias -dice García-Huidobro-. Hay rasgos de cuando iba a hacer charlas universitarias posteriores a su paso por Princeton. El mundo académico lo conoció muy a fondo”.

Esta cercanía con las aulas, como estudiante primero, y como académico visitante después, tiene que ver, según García-Huidobro, con la decisión de vida del autor de El lugar sin límites. “Hay que pensar en las opciones radicales que tomaba Donoso, de no trabajar, solo dedicarse a la escritura y vivir de una manera muy muy austera. Entonces, lo que hizo muchas veces, aparte de la Beca Guggenheim, era ir a Estados Unidos a realzar tres, cuatro conferencias y ese dinero le daba dos años para dedicarse preferentemente a la escritura. En general, nunca tuvo un trabajo formal”.

Para García-Huidobro, los años de Donoso entre 1949 y 1951 son cruciales para entender al futuro escritor. “Es un momento muy fundacional en su historia literaria. Él empieza sus diarios en Princeton -por lo menos los que se conservan-. Y en Princeton publica sus dos primeros cuentos que nunca quiso que se reprodujeran después en sus volúmenes de relatos. Fue en una revista que él mismo creó con un amigo, la MSS, se tradujeron después, son Pasteles envenenados y La mujer azul. Él nunca los recogió como su obra, siempre se ha puesto el punto de arranque en el cuento China, que publicó en la Antología del nuevo cuento chileno, de Enrique Lafourcade en 1954. Lo de Princeton fue una experiencia esclarecedora”.

El lanzamiento del libro -en el marco del los 20 años del Premio Iberoamericano de letras José Donoso, que este año recayó en Cristina Rivera Garza, y los 40 de la casa de estudios- está agendado para el próximo 15 de octubre y desde esa fecha estará disponible en las librerías de país. El evento se realizará de manera online a través del canal de YouTube de Ediciones U. de Talca a las 11.00 am.

Sigue leyendo en Culto

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.