Gloria Hutt: “Voy a presentar una lista para presidir Evópoli, quiero fortalecer la derecha liberal”

La exministra de Transportes confirma que disputará la presidencia en las elecciones internas de la colectividad de octubre próximo. “Hay que recuperar ese posicionamiento y propuesta original que nos atrajo a todos a participar en el partido”, dice.


El próximo 3 de octubre, Evópoli debe inscribir las listas de candidatos que apuestan a presidir el partido. En esa oportunidad, la exministra de Transportes del gobierno de Sebastián Piñera, Gloria Hutt, se anotará para disputar la presidencia. En esta entrevista, la exsecretaria de Estado entrega sus razones y reconoce que la colectividad ha ido perdiendo fuerza y que busca que recupere la esencia con la cual fue fundada.

¿Por qué decidió postular?

Evópoli es un proyecto en el que creo muy firmemente. Es una propuesta política de derecha liberal reformista que es necesario fortalecer en el país. Hay oportunidades que se abren después del plebiscito con un nicho de electores que manifestó voluntades que coinciden mucho con la propuesta del partido. Y, como tenemos las elecciones previstas, y hay inscripción de listas el 3 de octubre y elecciones el 22, voy a presentar una lista para presidir y postular a la presidencia de Evópoli.

Uno de los contrincantes que se asoman es el senador Luciano Cruz-Coke. Si ese es el caso, ¿por qué deberían elegirla a usted y no a él?

Las propuestas son un poco distintas en el sentido de que en un caso sigue un modelo más convencional de un parlamentario que es presidente de partido y mi propuesta es dedicación completa al partido, con una rearticulación interna que yo llamo la profesionalización del partido como una organización, con una dinámica que tiene cuatro componentes principales: que el partido toma un rol de articulador entre el Parlamento, centro de estudios, un centro de formación de líderes y una red de organizaciones de base para el trabajo territorial. Quiero fortalecer al partido.

¿Pero al menos cree que representan sensibilidades distintas en el partido para esta nueva etapa?

No. Las diferencias tienen que ver más bien con la forma, la dedicación, la formación de equipos, las redes territoriales que por lo menos yo tengo mucho interés en fortalecer, pero no tenemos una diferencia de visión ideológica. Esa es una ventaja de Evópoli, que tenemos una unidad de visión.

Ambos son exministros del expresidente Piñera. ¿Es un activo o los perjudica?

Uno es lo que es y tiene la trayectoria que tiene. Cada uno ha hecho los aportes que son públicos y conocidos y los militantes los conocen bien. En ningún caso haber trabajado en el gobierno del Presidente Piñera es una desventaja para el sector que hemos apoyado.

¿Quiénes integrarán su lista?

La voy a hacer pública cuando la tenga confirmada.

Algunos dicen que su opción representa una última oportunidad de salvar la promesa de ser un partido liberal. ¿Lo ve así o no?

No sé si es la última opción. Pero sí es una mirada que a mí me representa, yo me siento muy afín a la propuesta de una derecha liberal-reformista y muy afín a una gestión política con componentes de profesionalismo muy marcados, con buena planificación. Son elementos de organizaciones que son claves para poder tener éxito en los objetivos que uno se plantea. Y creo que eso debería ser parte de la marca con la que yo quisiera trabajar. Fortalecer la derecha liberal reformista.

Algunos transmiten que, si ganara Cruz-Coke, que tiene posturas más duras, el partido corre el riesgo de transformarse en “una UDI chica”.

Discrepo de esa visión, a pesar de que lo he escuchado, no me parece. Creo, y lo que he visto, es que Luciano y todo el equipo fundador de Evópoli son profundamente fieles a la derecha liberal. Así que no me lo imagino de esa forma. Puede ser que él haya tenido opiniones, en situaciones puntuales, más duras, pero no necesariamente eso significa que su visión liberal esté en juego. Tal vez yo me mueva más hacia innovaciones.

De alguna forma Evópoli tenía esta promesa de ser un partido liberal moderno, pero en la práctica muchas veces se ha ubicado en posturas similares a la UDI. ¿Cuál es su diagnóstico?

Mi impresión es que los últimos dos años hemos estado sometidos a presiones y posturas más bien polarizadas y producto de esas circunstancias posiblemente ha habido opiniones que cubren ámbitos más amplios que el fundacional liberal puro. Eso hay que recuperarlo sin duda, y los militantes esperan un posicionamiento claro respecto de estas visiones. Hay que recuperar ese posicionamiento y propuesta original que es la que nos atrajo a todos para participar en el partido.

¿A qué presiones se refiere?

No presiones de personas, sino de circunstancias, por ejemplo, en la elección presidencial se polarizó mucho.

¿Cuáles deberían ser los temas que impulse Evópoli?

Hay que recuperar con mucha fuerza la propuesta original de los niños primeros en la fila, son temas que están afectando mucho a nuestra sociedad y Evópoli tuvo un rol importante en esa propuesta que, a mi juicio, debemos reforzar y consolidar, pero también la construcción de una plataforma habilitante para ejercer las libertades.

¿Cree que Evópoli tiene espacio para volver a crecer? En las parlamentarias les fue mal.

En parte eso justifica mi propuesta de profesionalizar la tarea y planificar con tiempo los procesos eleccionarios preparando personas.

Respecto de las alianzas, ¿Evópoli debe seguir con Chile Vamos?

Es bueno tener una alianza como la que tenemos con Chile Vamos. Mi impresión también es que hay alianzas que pueden ser flexibles y que en algunas circunstancias uno las mantiene, dependiendo del costo que tenga para la identidad propia del partido.

¿Pero la idea es seguir con ellos?

Sí, creo que es bueno el trabajo que se ha hecho. Se ha logrado un trabajo coherente, con buenos resultados. Así que no habría ninguna razón para no seguir en Chile Vamos.

¿Y cómo debería ser la relación con el Partido Republicano? ¿Harían nuevamente un pacto electoral con ellos?

Me cuesta pensar en un trabajo más integrado con republicanos, porque en esencia tenemos posturas distintas. A eso me refiero cuando hablo de proteger la identidad. Si se da alguna circunstancia muy particular en que se justifique, habrá que evaluarlo.

¿Y cómo ven la irrupción de Amarillos, lo que está pasando en la DC? ¿Puede haber acercamientos con ellos?

No tengo la autoridad como para representar la visión del partido en esto (…). Está por verse si hay un eje ideológico que los una (a Amarillos), porque lo que podría pasar es que frente a otra disyuntiva u otra elección, por ejemplo, pueda haber visiones distintas.

¿Ve margen de alianzas con ellos en el futuro?

No lo sé. Esperaría primero que se configuren como partido para ver cuál es el eje ideológico que los une.

Con respecto al tema constitucional, ¿qué va a defender Evópoli?

Deberíamos jugarnos, primero, por dar por hecho que la voluntad de una nueva Constitución quedó zanjada en el plebiscito de entrada. Eso está fuera de toda duda. Lo segundo, es que la voluntad ciudadana tiene que estar presente y tiene que ser prioritaria en este proceso (...). Me parece también que mantener vivo el rol ciudadano en todo este proceso es muy clave y es muy representativo del modelo que Evópoli propone.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

La agencia espacial está realizando los preparativos finales para estrellar un aparato espacial contra una roca interestelar, en lo que será la primera prueba de defensa planetaria del mundo.