La vacuna contra la malaria abre una gran esperanza para África

La aprobación de la vacuna por parte de la OMS constituye según los expertos un gran avance contra una enfermedad que mata a un cuarto de millón de niños africanos cada año.



Los médicos y los padres recibieron con gran alegría la noticia de una vacuna contra la malaria después de que la Organización Mundial de la Salud dijera que la única vacuna aprobada debería administrarse ampliamente a los niños africanos.

África iniciará conversaciones con la Organización Mundial de la Salud para llevar la primera vacuna aprobada contra la malaria al continente lo antes posible. Así lo aseguró el principal funcionario de salud de la Unión Africana.

La OMS dijo que la vacuna RTS, S, o Mosquirix, desarrollada por la farmacéutica británica GlaxoSmithKline (GSK), podrá administrarse en un esquema de 4 dosis en niños a partir de los 5 meses de edad. Ante el anuncio, los expertos agregaron que la recomendación era potencialmente un gran avance contra una enfermedad que mata a un cuarto de millón de niños africanos cada año.

Hasta la fecha, GSK se ha comprometido a producir 15 millones de dosis de Mosquirix anualmente hasta 2028, a un costo de producción más un margen de no más del 5%.

Un estudio de mercado global dirigido por la OMS este año, proyectó que la demanda de una vacuna contra la malaria sería de 50 a 110 millones de dosis por año para 2030 si se implementa en áreas con transmisión moderada a alta de la enfermedad.

La aprobación de la vacuna por parte de la OMS ya está siendo aclamada por médicos en hospitales y clínicas de toda África. Los expertos señalan que el medicamento constituye un gran avance contra una enfermedad que mata a un cuarto de millón de niños africanos cada año.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Imperdibles