¡Pero, qué hizo! Toyota señala su futuro y devela un GR Yaris movido por hidrógeno

La marca japonesa propone que el futuro sin emisiones no sea silencioso a rajatabla. Aquí hay muestra fehaciente de que puede seguir habiendo emoción y sonido.




Este jueves el gigante automotor Toyota presentó una actualización de su estrategia comercial para Europa. La exposición del primer productor mundial de automóviles se centró en la apuesta por la neutralidad en carbono, la aceleración de su plan de electrificación y su papel activo en el desarrollo de una economía del hidrógeno. Pero, más allá de las palabras y anunciadas develaciones (se exhibió también el eléctrico bZ4X), el que se robó la atención en la actividad fue el inédito Toyota GR Yaris H2, un conceptual que marca la pauta respecto de cómo Toyota ve la deportividad futura.

Toyota ha testeado el comportamiento de motores a hidrógeno por largo tiempo, al punto que en Japón ha instaurado una categoría de carreras utilizando un Corolla modificado que está impulsado precisamente por un bloque a hidrógeno. La compañía asegura que esta tecnología permite crear autos de cero emisiones a un costo relativamente asequible para los consumidores y que, además, “permite aplicar el know-how de la combustión interna a futuros desarrollos”.

Tan convencido está el gigante nipón de su filosofía, que Matt Harrison, CEO de Toyota Europa, sostuvo que este camino “facultará a la firma a caminar en la dirección de las cero emisiones, sin electrificación total, y lo hará conservando las cosas que más les gustan a los fanáticos de los autos de carrera: la velocidad y el ruido”. Es “música para los oídos, especialmente para los petrolheads”, subrayó.

En concreto, este prototipo bautizado Toyota GR Yaris H2 utiliza el mismo propulsor del Corolla de carreras, con mínimas modificaciones. Igualmente tiene el mismo hardware de repostaje del Toyota Mirai de producción. Las modificaciones están limitadas a reforzar el block motor, en el entendido que el hidrógeno explota más violentamente que la bencina, y un nuevo juego de válvulas y un actualizado sistema de inyección. Los detalles de performance, quedaron bajo estricta reserva por el momento.

Cabe señalar que el GR Yaris -que debutó en Chile en septiembre- lleva el motor tres cilindros de serie más potente del mundo. Es un 1.6 turbo que desarrolla 268 caballos y 360 Nm de torque entre 3.000 y 4.600 rpm (y empuja con firmeza hasta las 6 mil rpm).

Thiebauld Paquet, jefe de motores en Toyota, dijo a Autocar que “cuando empezamos este motor, lo creamos con un poco de vibración y ruido. Esa era una de las cosas que queríamos demostrar: en comparación con la tecnología de pilas, que es muy silenciosa, aquí todavía se puede obtener esta sensación deportiva, donde puede oír y sentir el vehículo”.

El ejecutivo añadió que en primera instancia este es solo un conceptual y que, como siempre sucede, la idea es utilizar el deporte para descubrir las dificultades que puedan presentarse, de manera de acelerar el desarrollo para llegar lo antes posible también a las mejoras. Harrison, por su parte, sostuvo que este tipo de motores “no tienen por qué pensarse para un futuro lejano”. Finalizó destacando que “el mensaje del GR Yaris H2 es el siguiente: incluso en un futuro sin emisiones, aún podríamos gozar de emociones similares a las que tenemos hoy”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.