Presidente argentino apoya críticas de CFK a la Corte Suprema

El Presidente argentino Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner caminan durante las celebraciones del centenario de la energética estatal YPF, en el Parque Tecnopolis, en Buenos Aires, el 3 de junio de 2022. Foto: Reuters

Alberto Fernández cuestionó al Poder Judicial y volvió a sostener la necesidad de llevar a cabo su "reforma profunda y democrática".


El Presidente argentino Alberto Fernández respaldó el martes las duras críticas que hizo la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner a la Corte Suprema de Justicia por supuestamente convalidar la persecución en su contra por parte de los tribunales federales.

Fernández cuestionó al Poder Judicial y volvió a sostener la necesidad de llevar a cabo su “reforma profunda y democrática” en una serie de tuits en los que apuntaló las críticas de la exmandataria (2007-2015), suavizando así la ríspida relación que mantuvo con ella en los últimos tiempos por la gestión del gobierno.

Sobre las críticas que hizo Fernández de Kirchner la víspera, el mandatario señaló que ponen “en crisis la objetividad del sistema de justicia y la idoneidad moral de los miembros” de la Corte Suprema. También consideró que durante el gobierno de su antecesor Mauricio Macri (2015-2019) la justicia federal ideó “patéticos instrumentos” para perseguir a los entonces kirchneristas opositores, mientras el máximo tribunal adoptaba “una posición pasiva”.

La vicepresidenta había dicho que la Corte Suprema y sus cuatro integrantes intervienen en las decisiones que toman otras instancias judiciales y dan luz verde a la persecución de la que se considera víctima desde la presidencia de Macri, hoy uno de los referentes de la oposición.

La exmandataria pronosticó además un fallo en su contra en el juicio que afronta actualmente por presuntas maniobras irregulares cometidas durante su gobierno en la concesión de obras públicas a un empresario allegado.

El único juicio que ha afrontado hasta el momento Fernández de Kirchner es encabezado por el Tribunal Oral Federal 2 de Buenos Aires y se encuentra en la fase de los alegatos, en la que las partes piden las condenas o absoluciones de los 13 acusados, entre los cuales está la dirigente política y varios exfuncionarios.

Fernández de Kirchner cuestionó en particular un fallo de la Corte Suprema de junio que rechazó todos los recursos presentados por su defensa y las medidas de prueba solicitadas en el marco de este juicio.

La exmandataria dijo que fue un fallo carente de argumentación jurídica y que incluyó el “prejuzgamiento explícito y descarado” de la Corte Suprema “como un aval anticipado para la condena” que los magistrados del Tribunal Oral Federal 2 “ya tienen escrita y creo, a esta altura, hasta firmada”.

Las acusaciones de la exmandataria no han sido replicadas por los jueces contra quienes apuntó.

No obstante, dirigentes opositores e instituciones del Poder Judicial criticaron los dichos del presidente y la vicepresidenta.

“Basta de atacar a la justicia, hay que enfocarse en resolver los problemas”, dijo el alcalde de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, uno de los referentes principales de la alianza opositora Juntos por el Cambio que también integra Macri.

La Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional afirmó que “más allá del absoluto respeto y garantías que le caben a la señora vicepresidenta como ciudadana de discrepar con decisiones jurisdiccionales que le son adversas”, quienes ejercen la función pública “deben actuar con equilibrio y mesura en sus críticas y respeto institucional”.

La Asociación de Fiscales y Funcionarios del Ministerio Público Fiscal de la Nación manifestó su “profunda preocupación” por las declaraciones de funcionarios que sugieren que los jueces que fallan en su contra actúan de manera indebida o ilegal, “sin asumir la responsabilidad legal” de denunciarlos o utilizar la vía recursiva que corresponda.

Fernández de Kirchner ha afrontado diversas investigaciones judiciales en los últimos años en las que fue absuelta sin llegar a juicio.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

El modelo analiza los patrones de movimientos de humanos y de los animales, tecnología que ha sido aplicada a drones logrando vigilar de forma mucho más precisa.