La vacuna verde

ERNC

Como fieles representante de la especie humana tenemos que ver y sentir los embates de una enfermedad para realmente creer en ella.



Al inicio del Covid había líderes de opinión que no creían en su impacto, tampoco en la importancia de cambiar hábitos o inclusive aun algunos creen en teorías conspirativas. Hoy pasamos desde “no hay que ser tan exigente igual nos podemos juntar” a “cuándo me toca vacunarme”. Como fieles representante de la especie humana tenemos que ver y sentir los embates de una enfermedad para realmente creer en ella.

En relación al Cambio Climático uno escucha, esto es un ciclo, no hay evidencias científicas, es una moda, no nos podemos dar esos lujos o son puros ecologistas que no entienden nada. Pero cuando hay más de 150 personas desaparecidas producto de una represa arrasada por el desprendimiento de un glaciar en la India esta semana o llueve y graniza en verano en la zona central de Chile con tremendos impactos en la agricultura local y casas arrasados por aludes es difícil continuar incrédulos, aunque algunas empresas siguen creyendo que tendrán salvoconductos para todo evento o aparecerá una vacuna verde milagrosa.

La buena noticia es que los salvoconductos para operar no solo los están otorgando los ciudadanos y colaboradores, sino que hoy es el propio sistema financiero. Cada vez son más los fondos de inversión que están exigiendo a las empresas que presenten sus planes para alcanzar Carbono Cero al 2050, el World Economic Forum anunció la semana pasada sus compromisos climáticos exigiendo a los grandes líderes financieros acción y en la misma semana el propio Gobernador del Banco de Inglaterra propone una evaluación y gobernanza más exigente sobre el sistema de compensación de emisión de carbono; mercado que podría valer US$50 billones al 2030. Los activos globales de fondos sustentables crecieron un 50% el 2020, alcanzando US$1,7 trillones y con mejor rentabilidad versus fondos menos sustentables. A demás el 77% de fondos ESG creados hace 10 años siguen vigentes comparados con el 46% de fondos tradicionales (Fuente Morningstar). Y la gran noticia también este mes, es la unión de la Reserva Federal americana junto a otros bancos centrales al Network for Greening the Financial System.

Datos duros, muestra año tras año que crecimiento sustentable no solo es el único crecimiento futuro posible, sino el más competitivo y el más rentable. Debiesen ser las áreas de finanzas y los futuros financieros de este país los más interesados en no esperar una vacuna verde. A demás será la misma sociedad que mandará a cuarentena aquellas empresas que piensen que “no hay que ser tan exigente” y sigan manejando sus finanzas e inversiones de la misma manera que años atrás. El sistema financiero puede ser el gran impulsor y acelerador de empresas desde la etapa de transición a preparación hasta apertura total a una estrategia sustentable.

-El autor es gerente general de Westfalia

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.