Transantiago

transantiago


SEÑOR DIRECTOR

El director de Transporte Público Metropolitano, Fernando Saka, responde a mí carta en La Tercera para informarnos que el aumento de los costos de Transantiago no es culpa de ineficiencias del sistema, ni compra de buses sin licitaciones, ni a causa de la evasión, sino que es culpa de la Línea 3 del Metro.

Además de lo inverosímil que resulta su postura, el director Saka omite que el mencionado costo extra no es para pagar compensaciones a Metro, sino que, paradojalmente, a los operadores de buses. De hecho, mientras que por cada pasajero que usa el Metro, el Ministerio debe desembolsar cerca de $500, por cada usuario de bus debe pagar hasta $717 a los operadores.

Salvo por las ya mencionadas compensaciones a los operadores de buses -que el gobierno se niega a revisar-, el traspaso de pasajeros de buses a Metro genera ahorros y no aumentos de costos. Más aún, tras el estallido social, las validaciones del sistema bajaron considerablemente, generando ahorros extras por menos pagos por pasajeros transportados, sin que ello evitara que el déficit del Transantiago del año 2019 haya sido el más alto de la década.

Para poder mejorar, lo primero que requiere el sistema es tener autoridades con autocrítica. A pesar de no ser el caso, acepto encantado la invitación del Sr. Saka para ver cómo contener el desangramiento de Transantiago sin tener que bajar aún más la calidad del servicio.

Franco Basso

Director CITYLOG UDP

Comenta

Imperdibles