Josep Borrell, jefe de la diplomacia de la UE: “Si se recogen distintas expresiones políticas, Chile no tiene nada que temer de un nuevo marco constitucional”

El Presidente de Chile, Gabriel Boric, y el Alto Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, se dan la mano después de una reunión en La Moneda, el 27 de abril de 2022. Foto: Reuters

“Es un proceso político que seguimos con mucho interés, porque permite canalizar nuevas formas de expresión política”, dijo el alto representante de la Unión Europea para la Política Exterior, de visita oficial en Chile.




En el marco de su visita oficial a Chile, el Alto Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad y Vicepresidente de la Comisión Europea, Josep Borrell, dijo hoy que la UE sigue “con mucho interés” el proceso constituyente y que nuestro país “no tiene nada que temer” de un nuevo marco constitucional.

“Es un proceso político que seguimos con mucho interés, porque permite canalizar nuevas formas de expresión política”, aseguró Borrell en conferencia de prensa, antes de encabezar la inauguración de las nuevas oficinas de la UE en el país, junto a la Ministra de Relaciones Exteriores, Antonia Urrejola, y los embajadores de los Estados miembros acreditados en Chile.

“Las Constituciones son marcos que expresan un gran consenso de la sociedad”, apuntó Borrell, recordando que “tienen que ser capaces de acoger políticas de distinto signo”. “Dentro de una misma Constitución pueden caber gobiernos de izquierda y derecha. Las Constituciones son piedras fundamentales para la convivencia política y, por lo tanto, necesitan un gran acuerdo, cuanto más grande, mejor”, afirmó.

En ese sentido, el jefe de la diplomacia de la UE, indicó que “las Constituciones no son elementos de división, son elementos de cohesión, sirven de base a políticas cotidianas, a que luego cada gobierno pueda ejercer sus prioridades de manera que sea acorde con el apoyo político que reciba”. “Una Constitución es un marco para la acción que tiene que ser capaz de recoger en su seno distintas expresiones políticas. Por eso creo, si es así, espero que sea así, que Chile no tiene nada que temer de un nuevo marco constitucional”, destacó Borrell.

El miércoles, tras su reunión con el Presidente Gabriel Boric, Borrell se refirió al proceso constituyente, indicando que “es sin duda un paso al frente importante, una innovación política”. En esa línea, manifestó que “siempre que se innova en política, se corren riesgos, pero son riesgos que merecen la pena asumir si al final el resultado acaba en una Constitución comprensiva, donde todos tienen cabida, y desde la cual se pueden desarrollar políticas al servicio del bienestar del pueblo de Chile”.

Entre los objetivos de la visita a Chile del Alto Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores se cuenta el relevar el compromiso de fortalecer la relación y cooperación bilateral, incluida la pronta finalización de la modernización del Acuerdo de Asociación entre nuestro país y la UE, un acuerdo de última generación que promueve nuevos estándares en el ámbito de desarrollo sostenible, igualdad de género y comercio justo.

Al respecto, Borrell pidió este jueves al gobierno de Boric no “reabrir las negociaciones” sobre la modernización del Acuerdo de Asociación entre la UE y Chile. “Comprendo que el nuevo gobierno necesite tiempo para estudiar bien cuál es el acuerdo al que llegó el anterior gobierno. Espero que su reconsideración no signifique reabrir las negociaciones, sino entender mejor cuáles son los términos del acuerdo”, aseguró el jefe de la diplomacia de la UE en la misma conferencia de prensa en Santiago.

“El acuerdo será, cuando se firme, el más completo y más moderno que la UE tenga con ningún otro país y será un modelo a seguir por otros países”, señaló Borrell. El alto funcionario explicó que la próxima semana vendrá a Santiago “una potente representación técnica, así como la dirección general de Trade (comercio) y Servicios de Acción Exterior”, para avanzar en la actualización del pacto, que podría estar listo para diciembre.

La modernización del acuerdo se dejó casi hilvanada entre la UE y el gobierno de Sebastián Piñera, pero Boric todavía no ha anunciado la firma. El mandatario aseguró en la víspera, tras su encuentro con Borrell, estar “trabajando en conjunto la modernización y coordinación que el país mantiene con la UE (...) un socio estratégico de Chile en materia comercial”, según consignó EFE.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.