El misterio de los US$21.000 millones de Elon Musk: ¿Dónde está el dinero para Twitter?

Detalló los US$13.000 millones en financiamiento bancario garantizado por la compañía de redes sociales y los US$12.500 millones respaldados por parte de su participación de US$170.000 millones en Tesla.




Elon Musk y Twitter llegaron a un acuerdo para que el hombre más rico del mundo compre la plataforma de redes sociales por US$44.000 millones, tras resolver si el directorio de la empresa daría su consentimiento para el acuerdo de compra apalancada.

Sin embargo, del lado de Musk, sigue habiendo un misterio: ¿cómo va a cubrir la parte de US$21.000 millones de la transacción que él garantizó personalmente?

Musk, de 50 años, detalló los US$13.000 millones en financiamiento bancario garantizado por la compañía de redes sociales y los US$12.500 millones respaldados por parte de su participación de US$170.000 millones en Tesla Inc. Pero no detalló cómo financiará el resto.

Elon Musk, el empresario que llegó a acuerdo para comprar Twitter

Twitter cerró el lunes en US$51,70, por debajo de los US$54,20 que recibirán los inversionistas por cada acción que poseen. El acuerdo incluye una cláusula de que el multimillonario debe pagar una multa si desiste del acuerdo o si el mismo se desmorona, según reportó Bloomberg News.

En realidad, no hay duda de que puede conseguir el dinero. Musk es la persona más rica del mundo, con una fortuna de US$257.000 millones, según el índice de multimillonarios de Bloomberg. Sin embargo, tiene solo alrededor de US$3.000 millones en caja y activos líquidos, según estimaciones de Bloomberg.

Eso lo deja con las siguientes opciones:

Otros inversionistas

Una opción para Musk es encontrar inversionistas con ideas afines que crean en su visión para Twitter. Eso significaría que parte de la porción de capital provendría de accionistas nuevos o existentes.

Ya ha insinuado que tal estrategia es una posibilidad. Después de su oferta inicial de compra de Twitter, Musk dijo en un evento TED que “la intención es retener a la mayor cantidad de accionistas permitida por ley”.

Twitter

Pero los mayores accionistas, como el fundador de Twitter, Jack Dorsey, podrían optar por mantener sus participaciones en la empresa. La participación de Dorsey vale casi US$1.000 millones. Bloomberg News reportó el lunes que Musk está reuniendo a socios y sigue en conversaciones con otros posibles coinversionistas.

Venta de participaciones

Aunque Musk no logre reunir a muchos más inversionistas, tiene el poder financiero para hacerlo casi solo, gracias a la joya de la corona de su enorme fortuna: su participación en Tesla.

Tras acudir a sus acciones para cubrir su préstamo de US$12.500 millones, Musk aún tendrá acciones no comprometidas en la compañía automotriz por un valor de alrededor de US$21.600 millones, según el precio de cierre de Tesla el lunes. Después de impuestos, esa venta estaría cerca de cubrir su compromiso total, aunque mucho dependerá del precio que obtenga por las acciones.

Dinero y criptomonedas

Otra posibilidad: Musk es incluso más rico que lo calculado por el índice de multimillonarios de Bloomberg.

La estimación de caja de Musk se basa en documentos relacionados con acciones que cotizan en bolsa y reportes, pero gran parte de la información sobre sus finanzas privadas es limitada. Si su cartera de inversiones superó al mercado, por ejemplo, Musk podría ser más rico que la estimación de Bloomberg y es posible que no necesite nuevas fuentes de financiación para cubrir los US$21.000 millones.

Elon Musk, Ceo de Tesla

Musk dijo en julio que tenía bitcoin, ether y dogecoin. Si bien no está claro cuánto tiene o por cuánto tiempo las ha tenido, las dos primeras criptomonedas han avanzado alrededor de 720% y 2.600%, respectivamente, desde marzo de 2020, un repunte mucho más pronunciado que el avance de aproximadamente el 90% en el índice S&P 500. Dogecoin, mientras tanto, se disparó casi 30% el lunes después de que Musk acordara comprar Twitter.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.