Director de Renta Fija para América Latina en Credit Suisse: “La compra de activos del BC podría ayudar a que inversionistas entren en el mercado local”

Daniel Chodos

Daniel Chodos comenta que la alternativa más viable para financiar el déficit fiscal es mediante la combinación de endeudamiento externo e interno y uso de fondos soberanos.




El continuo avance del coronavirus en Chile derivó en un nuevo programa fiscal por hasta US$12.000 millones. En línea con ello, el Banco Central avanza en el proyecto para elevar sus atribuciones e inyectar mayor liquidez.

Con este escenario, las dudas del mercado se centran en el mecanismo del gobierno para financiar el déficit fiscal, además de los impactos de las medidas no convencionales del BC sobre las tasas soberanas.

Para el director de Estrategia de Renta Fija de América Latina en Credit Suisse, Daniel Chodos, los efectos son claros: “Esto no va a tener un impacto en las tasas de corto plazo, pero va a ayudar a que las tasas de interés de mediano y largo plazo caigan y la curva de rendimientos se aplane”.

Respecto a la posibilidad de emitir deuda en el mercado externos, Chodos destaca que las condiciones aún son favorables para Chile y el apetito de los inversionistas por activos locales se mantiene.

El gobierno anunció un nuevo programa fiscal por hasta US$12.000 millones, de los cuales US$3.500 millones se ejecutarán este año. ¿Cómo ve la capacidad de Chile para levantar deuda en el extranjero? ¿Es necesario concretar nuevas emisiones?

Las condiciones para el financiamiento externo de los gobiernos y compañías emergentes son muy favorables en este momento. Esto se debe a la extraordinaria liquidez global provista por los bancos centrales más importantes del mundo y a los programas de compra de activos.

La evidencia de esto es clara. Desde que comenzó la crisis por el coronavirus a mediados de febrero, unos diez gobiernos latinoamericanos emitieron deuda en los mercados internacionales a tasas de interés muy bajas. Para Chile, el gobierno emitió alrededor de USD 1.450 millones en mayo en un bono con vencimiento en 2031 a una tasa de 2.45%, lo que significó mejores condiciones que el bono emitido en enero de este año, pre-pandemia, por USD 750mn con similar vencimiento y tasa del 2.55%.

Creo que esto refleja que las condiciones para emitir deuda en el extranjero siguen siendo buenas para Chile. Sobre todo porque no pareciera que los montos a financiar se canalizarían solo en el mercado de deuda internacional. Pareciera que el financiamiento del déficit fiscal va a hacerse con una combinación de endeudamiento externo, endeudamiento interno y uso de recursos propios como los fondos soberanos, por lo tanto, no creo que haya una saturación en los mercados de crédito internacional.

¿Cómo ve el ánimo de los inversionistas para invertir en activos locales?

En la medida que la liquidez global siga siendo alta, la volatilidad del mercado esté contenida y los riesgos geopolíticos estén en un plano secundario, creo que el apetito global por el riesgo se mantendrá, lo que es positivo para los mercados locales. En el caso de Chile, los anuncios de compra de activos es posible que ayuden a que inversionistas entren en el mercado local.

Hacienda ingresó un proyecto para permitir al Banco Central comprar bonos del gobierno ¿Qué opina sobre el financiamiento al fisco y el aumento en los balances del Central? ¿Cuáles podrían ser los efectos para las tasas libres de riesgo? Considerando que las tasas se encuentran en mínimos históricos

La compra de bonos soberanos es una medida complementaria a las bajas en la tasa de política monetaria. Una es una tasa de corto plazo, mientras que las compras de bonos deberían influir en las tasas de mercado de largo plazo. En este sentido, es una buena medida por parte del Banco Central de Chile. El banco central ya está comprando bonos bancarios y bonos propios (BTP y BTU). Si el congreso lo aprueba es posible que incluyan bonos soberanos.

Como comenté anteriormente, creo que esto no va a tener un impacto en las tasas de corto plazo, pero va a ayudar a que las tasas de interés de mediano y largo plazo caigan y la curva de rendimientos se aplane. Las tasas de interés reales en Chile (esto es, tasas nominales menos inflación) están a niveles mínimos aun si los comparamos con otros países emergentes o desarrollados. Hoy en día la curva de rendimientos de bonos soberanos en Chile es una de las más empinadas del mundo (es decir tasas cortas muy bajas y tasas de largo plazo altas).

¿Cómo evalúa la respuesta del Banco Central y los programas fiscales frente a las medidas adoptadas en LatAm?

La respuesta del Banco Central de Chile en lo que respecta a estímulo monetario y proveer liquidez al sistema financiero estuvo en línea con lo que hicieron otros bancos centrales de la región.

Asimismo, varios bancos centrales han implementado programas de recompra de activos tanto bonos soberanos como corporativos. En lo que respecta a la política fiscal, acá vemos más heterogeneidad en las respuestas de cada país. Chile, sin lugar a dudas, fue uno de los más agresivos en cuanto al timingy el monto de estímulo fiscal destinado a hacer frente a la crisis económica y social.

Comenta