Los dineros de los fideicomisos de Sebastián Piñera rentaron 2,3% en 2020

El Presidente Sebastián Piñera durante punto de prensa en la Intendencia de Los Lagos, en Puerto Monttt, este lunes. Foto: Agencia Uno.

El monto total de dinero acumulado en mandatos de administración de cartera con BTG Pactual, Altis y Moneda subió el año pasado en casi $ 10 mil millones, a un total de $ 425.535 millones (unos US$ 600 millones). De las tres administradoras, Altis renta más de 50% en tres años. BTG y Moneda pierden 15%.




El punto 7 de una declaración de interés y patrimonio que se extiende por más de 200 páginas incluye el principal patrimonio que declara todos los años el Presidente Sebastián Piñera: los mandatos especiales de administración de cartera de valores. Son cuatro contratos firmados con tres administradoras general de fondos (AGF) el 7 de marzo de 2018, cuatro días antes de asumir su segundo mandato. Dos contratos con BTG Pactual, uno con Altis y otro con Moneda.

Cada año, la declaración de intereses del Presidente actualiza el monto administrado por esas tres gestoras de inversión, lo que permite obtener la rentabilidad de la gestión de negocios entregados a la administración de cada una de ellas.

El último reporte -de fecha 31 de marzo, rectificado el 1 de abril- refleja que el dinero total gestionado por las tres empresas asciende al cierre de 2020 a $ 425.535 millones (unos US$ 600 millones, según el dólar observado del último día de 2020).

La cifra es superior en 2,3% a lo reportado por el mandatario en su declaración presentada el 31 de marzo de 2020. Así, en un año los dineros administrados bajo fideicomiso crecieron unos $ 10 mil millones.

De los tres administradores, Altis es quien ha tenido el mejor desempeño en todos estos años. Piñera le encomendó al banco de inversión fundado y presidido por Tomas Müller, exembajador de Chile en el Reino Unido en el primer gobierno de Piñera. Altis recibió en 2018 un monto de $ 125.022 millones.

En cuatro años, la cifra subió a $ 195.412 millones, con una rentabilidad acumulada de 56%. En el año de pandemia, los fondos entregados a Altis crecieron 12,5%.

El desempeño de los otros mandatos no ha sido tan exitoso como el de Altis. En realidad, han perdido dinero. Moneda, la gestora que dirige Pablo Echeverría, recibió recursos por $ 135.594 millones en marzo de 2018. Al cierre de 2020, la cifra ha disminuido en $ 20 mil millones. En 2020, los recursos entregados a Moneda descendieron un 3%. Y en tres años, baja 14,9%.

Una disminución tan drástica como esa reporta BTG Pactual, que tiene dos contratos de administración.

BTG Pactual

Uno pequeño, que recibió $ 1.191 millones en 2018 y ha caído a $ 922 millones en 2020, y otro mucho más voluminoso, que originalmente era por $ 134.541 millones. En ese contrato, la baja de recursos llega a 6,8% en el último año. Y el monto global cae a $ 115.340 millones. En todo el período, cae 15,3%.

Las tres empresas, sin embargo, tenían instrucciones distintas. Mientras BTG y Moneda podían invertir hasta el 70% en renta fija local o internacional y hasta 80% en renta variable local, el mandato de Altis se enfocaba solo en activos internacionales, sin ningún tipo de límite de inversión.

En el total, pese a la crisis financiera derivada de la pandemia, la administración tercerizada le ha permitido a Piñera mantener ese capital casi intacto. Si bien el monto global renta 7,4% desde 2018, la inflación en Chile ha acumulado cerca de 9% en tres años. Cuatro días antes de iniciar su segundo mandato, entregó a terceros $ 396.350 millones. Hoy tiene casi $ 30 mil millones adicionales.

Sebastián Piñera en un punto de prensa, junto a su familia, durante la elección de 2017.

Los contratos de administración son reservados y los bancos de inversión no pueden reportar a su mandante sus carteras de inversión ni el detalle de su rentabilidad. Solo una vez al año deben entregar un reporte con el resultado global de su gestión financiera.

Además de los fideicomisos de Piñera, los dineros familiares son mucho mayores y están hoy a nombre de su señora, Cecilia Morel, y de sus cuatro hijos. Una porción de ese patrimonio fue entregado a terceros en mandatos de administración de cartera y otra, también significativa, es administrada por el family office familiar, Odisea Inversiones (Ex Bancard), que dirige Nicolás Noguera.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.