Percepción de negocios mejora pero se mantiene incertidumbre sobre el empleo y la inversión

Foto : Andrés Pérez

De acuerdo al Banco Central, más de la mitad de quienes utilizaron la Ley de Protección al Empleo afirmaron que los trabajadores ya fueron reincorporados a sus funciones con las mismas condiciones previa.




Las últimas cifras macroeconómicas mostraron señales de recuperación. Primero fue el mercado laboral que logró crear 173 mil en el trimestre terminado en septiembre, y segundo fueron las cifras de actividad económica del noveno mes del año. Si bien fue una contracción de 5,3% al comparar la cifra con los meses previos, se deja atrás las caídas de dos dígitos registradas en los últimos cinco meses. Además, la serie desestacionalizada creció 5,1% respecto del mes precedente.

Esta leve mejoría, que da cuenta que el principal impacto de la crisis económica que provocó el Covid-19 se produjo en el segundo trimestre, es refrendada por el informe de percepciones de negocios de noviembre que ayer publicó el Banco Central.

De acuerdo a ese informe, los ejecutivos de empresas de todo el país dan cuenta de una mejora de la actividad respecto del punto más bajo que se alcanzó en el segundo trimestre, aunque existe mucha heterogeneidad entre sectores y regiones.

A partir de diciembre el Banco Central publicará nuevos datos sobre la actividad económica
Operadores financieros prevén la inflación habría registrado un alza de 0,3% en octubre
Las consultas que hacen los inversionistas extranjeros sobre el proceso constituyente
Punto de inflexión en la economía: tras repunte de manufacturas y fuerte alza del comercio, actividad dejaría atrás caída de dos dígitos

En algunos sectores y regiones ya han logrado equiparar o incluso superar los niveles prepandemia, mientras que otros siguen adelantando que ello se podría materializar recién en un plazo de dos a tres años. El mercado laboral se aprecia más estable, relatándose menos despidos y la reincorporación gradual de los trabajadores con contratos suspendidos, pero escasas nuevas contrataciones. De todas formas, la incertidumbre asociada a los posibles rebrotes de la pandemia y a la situación política-social -y en especial al resurgimiento de la violencia, son factores relevantes para las decisiones de contratación e inversión.

Si bien prácticamente la mitad de quienes responden la encuesta señalan que harán inversiones el 2021, ellas están enfocadas principalmente en renovar infraestructura existente y automatizar procesos.

Sobre el uso de la Ley de Protección al Empleo, más de la mitad de quienes lo utilizaron coinciden en que la mayoría de estos trabajadores ya fueron reincorporados a sus funciones, y con las mismas condiciones previas. Este resultado contrasta con la encuesta publicada por el BC durante julio de este año, donde alrededor de la mitad de las empresas señalaba que no reincorporaría a la mayoría de los trabajadores suspendidos. Según el reporte, este cambio en las perspectivas puede responder a que cuando se levantó la información (junio), se estaba en medio del período de mayor contracción de la actividad, lo que pudo llevar a que las expectativas de las empresas también estuvieran muy deterioradas. Respecto del subsidio al empleo, del total de empresas elegibles para postular, más de un tercio está interesada en acceder a él.

Norte

De acuerdo al reporte, en general, el panorama económico ha mejorado en la Macrozona en los últimos meses. El levantamiento de las cuarentenas en gran parte de las comunas ha permitido reanudar los negocios, lo que se suma al favorable desempeño que sostienen los rubros que han seguido funcionando.

Minería. El panorama ha mejorado sustancialmente en los últimos meses. Las opiniones apuntan a que el manejo sanitario en el rubro ha permitido retomar las labores en las obras que habían paralizado y reanudar los grandes proyectos de inversión suspendidos al comienzo de la pandemia. Pese a las perspectivas más optimistas, vuelve a resaltar la escasa entrada de nuevas iniciativas de mayor envergadura.

Construcción. En la construcción habitacional, se sigue verificando una marcada disparidad entre el desempeño del segmento privado y con el estatal. Esto en gran medida por la definición de este último como actividad esencial, lo que ha permitido continuar con el progreso de esas obras. Los consultados dan cuenta de un aumento de las ventas de viviendas, en especial entre agosto y septiembre. Entre los factores que habrían incidido se mencionan, además del levantamiento de las cuarentenas, el retiro parcial de los ahorros previsionales y, acorde con unos pocos, condiciones crediticias algo más holgadas de la banca, principalmente en tasas de interés, y de las propias inmobiliarias.

Comercio, hotelería y restaurantes. Las opiniones recogidas reflejan una recuperación significativa del comercio de bienes -durables y no durables- en meses recientes. Ello, en línea con el proceso de desconfinamiento en el grueso de las comunas en la Macrozona, que ha reactivado la actividad presencial, pero también ligado en buena medida al retiro de una parte de los fondos de pensiones.

Centro

Según el informe de Banco Central, la mayoría señala una mejora en su desempeño durante el tercer trimestre, aunque con distinta temporalidad dependiendo del efecto de las cuarentenas en el funcionamiento de sus negocios.

Construcción y vivienda. El sector inmobiliario habitacional muestra cierta recuperación, aunque con distinta velocidad entre los entrevistados.

Comercio. Los consultados destacan el fuerte impulso de las ventas del retail, especialmente en agosto, derivado del retiro de una parte de los fondos de pensiones. Sin embargo, las expectativas son débiles. El sector automotriz también da cuenta de un impulso importante por el retiro de parte de los fondos de pensiones, el que se concentró en septiembre y octubre.

Servicios. Aunque se informan algunas mejoras, el rubro hotelero continúa bastante alicaído, con niveles de ocupación muy bajos. Sus resultados siguen afectados por las cuarentenas y la casi nula realización de actividades corporativas, y no se prevé una recuperación importante en la última parte del año. Sin embargo, algunos relatan cierto optimismo relacionado con un posible aumento de la ocupación de pasajeros nacionales desde enero en adelante.

Industria. Los entrevistados del sector exportador destacan que el nivel del tipo de cambio les ha permitido sortear de mejor manera esta coyuntura. En el rubro forestal, el precio de la celulosa siguió afectado por una menor demanda a nivel global asociada a la pandemia. Si bien se observa cierto repunte, se estima que el precio seguirá bajo. También hay incertidumbre por los cambios que ha originado la pandemia en la forma de trabajar y su impacto en la demanda por papel. En el mercado nacional, se reporta un quiebre de stock de materiales como la madera, tanto por un aumento de demanda como por una oferta que se vio limitada dado el cierre de aserraderos durante las respectivas cuarentenas, entre otros factores.

Sur

El reporte menciona que independiente del resultado del negocio, se manifiesta una alta incertidumbre que restringe los planes de inversión y de contratación, y merma las perspectivas de crecimiento en el 2021.

Ganadería. El rubro mantiene un buen panorama y se ha visto beneficiado por los mayores precios de la carne. Estas alzas estuvieron impulsadas por el aumento del valor del cerdo en el mercado local, una alta demanda durante las fiestas patrias e importaciones de carne bovina que siguieron acotadas.

Salmonicultura. En la industria salmonera continuaron informando de una situación más negativa, pues la baja demanda mundial provocó una caída adicional de los precios entre agosto y septiembre, llevándolos a operar con pérdidas según varios consultados.

Hoteles, restaurantes y turismo. Las perspectivas de estos sectores se han vuelto a deteriorar, especialmente en las zonas como Coyhaique y Punta Arenas, que entraron a cuarentena por primera vez y retrocedieron a ese estado, respectivamente.

Transporte marítimo. En los servicios marítimos, se ha sentido la ausencia de los turistas y varios transbordadores operan principalmente solo para la carga de productos. Esto también ha afectado la actividad de los astilleros.

Salud. Las clínicas ubicadas en zonas donde se levantaron las cuarentenas indican que han logrado reducir las pérdidas acumuladas durante el año. Se comenta un mayor flujo de gente para atenderse en especialidades distintas del Covid-19, servicios que en buena parte estaban postergados desde marzo, y los ha llevado a topar rápidamente sus capacidades de atención. Se comenta que, a diferencia de la capital, el uso de las plataformas web, como la telemedicina, no ha dado los resultados esperados y que la gente prefiere ser atendido presencialmente.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.