Prevención, vigilancia y acción ante eventual contagio: Los ejes del plan Paso a Paso Laboral del Ministerio del Trabajo

¿En qué AFP estoy?

El plan estará disponible solo para las zonas que no están en cuarentena y que en todo caso se realizará de manera progresiva.




En el marco del reporte epidemiológico diario y del programa de retorno progresivo de la actividad, desde el ministerio del Trabajo en coordinación con la cartera de salud y los dirigentes del empresariado se dio a conocer el Plan “Paso a Paso laboral”.

El anuncio estuvo a cargo del subsecretario del Trabajo, Fernando Arab, quien durante la actividad detalló que este plan estará disponible solo para las zonas que no están en cuarentena y que en todo caso se realizará de manera progresiva.

Este plan de retorno laboral seguro está compuesto por siete etapas: Infórmate, organiza y acuerda, socializa y capacita, adapta e implementa, prioriza la salud mental, colabora en la trazabilidad y evalúa y actualiza y está disponible en un apartado en la página web del Ministerio del Trabajo.

Paso 1: Infórmate: Sugiere la revisión constantemente de las recomendaciones y protocolos existentes en materia de seguridad y salud en el trabajo establecidos por la autoridad sanitaria, así como de otras autoridades públicas. Así como también la información y actualización respecto de las medidas más efectivas de prevención de Covid-19.

Paso 2: Organiza y acuerda: Apunta a integrar en el proceso a los trabajadores, organizaciones sindicales, comités paritarios de higiene y seguridad, expertos en prevención, departamentos de prevención de riesgos y mutualidades, todo esto a fin de elaborar un programa de gestión preventiva o protocolo interno, sobre la base del diálogo social, y en función de ello organizar el trabajo, estableciendo medidas para evitar y reducir la frecuencia y el tipo de contacto entre trabajadores.

Paso 3: Socializa y capacita: Busca socializar y comunicar las medidas preventivas que se implementarán para así informar a todos los trabajadores de la empresa sobre sus derechos y obligaciones. Una vez alcanzado este ítem sugiere proceder a la capacitación de los trabajadores de las medidas preventivas, entre otras materias.

De haber algún cambio, insta al empleador a comunicar a los trabajadores cualquier cambio o variación de las medidas decretadas por la autoridad.

Paso 4: Adapta e implementa: Este punto busca más bien adaptar el espacio físico de trabajo con las medidas indicadas en los protocolos sanitarios y sectoriales, y además de eso implementar un sistema de limpieza periódica que incluya todos los espacios, superficies y elementos expuestos al flujo de personas. Dentro de este aspecto, también está la promoción y facilitación de las condiciones y medios necesarios para el lavado de manos frecuente.

Paso 5: Prioriza la salud mental: Insta al diálogo permanente y a la evaluación constante de las diversas cargas de trabajo. Asimismo, busca privilegiar la salud mental y el benestar en el lugar de trabajo. Además reitera el cumplimiento al derecho de desconexión de aquellos trabajadores bajo la modalidad de teletrabajo.

Paso 6: Colabora en la trazabilidad: Este aspecto va dirigido a la identificación temprana de casos sospechosos en los lugares de trabajo, y la contabilización de terceros externos que ingresen a la organización.

Paso 7: Evalúa y actualiza: El último punto va dirigido a evaluar las disposiciones implementadas, monitorearlas periódicamente, procurando un diálogo social entre los actores relevantes, e identificar o realiza las adecuaciones que sean necesarias.

En todo caso, todos estos pasos responden a tres ejes fundamentales trazados por el Ministerio: medidas de prevención en lugares de trabajo, en segundo lugar, todo lo relativo a la vigilancia de sintomatología del Covid-19 en trabajadores y por último, la acción para enfrentar situaciones relacionadas con trabajadores infectados.

Lugar de trabajo

Sobre este punto se insiste el lavado de manos frecuente tal como lo dicta la Organización Mundial de la Salud. En orden le sigue el distanciamiento físico de más de un metro de distancia, la limitación de la capacidad máxima de los ascensores y si es que el establecimiento cuenta con 2 o más accesos, habilitar uno de manera exclusiva para ingreso y otro de manera exclusiva para salida. Si se cuenta con un solo acceso, se deberá demarcar el sentido de circulación para ingreso y salida.

En todo caso, y si es que no fuese posible mantener el distanciamiento físico antes señalado, se recomienda habilitar barreras divisorias de material acrílico, policarbonato, vidrio u otro similar para: áreas de atención de público, puestos de trabajo compartidos y también para conductores de transporte.

Sobre este mismo punto pero respecto a la limpieza a higiene del sitio de trabajo se establece hacerlo de manera regular y conforme indica el “Protocolo de Limpieza y Desinfección de Ambientes - Covid-19” del Ministerio de Salud.

En cuando a la estrategia organizacional a implementar, desde el Ministerio del Trabajo insisten en privilegiar los canales remotos y evitar en la medida de lo posible las reuniones presenciales, pero en el caso de que esta sea imprescindible, la autoridad recomienda reducir lo más posible a los participantes de dicha reunión, conservar la distancia, disponer de alcohol gel, prohibir el consumo de alimentos y procurar que el encuentro se haga en un lugar ventilado.

Otro elemento importante dentro de este subpunto, guarda relación con el flexibilizar los horarios de entrada y salida de los trabajadores, a fin de evitar aglomeraciones. Lo mismo sugiere para la hora de almuerzo.

Asimismo insta a fomentar la autorización de permisos con goce de remuneración (para trabajadores que por motivos personales no puedan asistir presencialmente a la empresa), compensando legalmente el tiempo autorizado con trabajo durante la semana siguiente.

Vigilancia de la sintomatología

En cuanto al segundo eje de este protocolo, la autoridad sugiere la capacitación constante de los trabajadores sobre el Covid-19 y la promoción de las medidas preventivas individuales.

Asimismo insta a restringir el acceso a terceros a las inmediaciones de la organización y respecto a los clientes o usuarios aplicar protocolos tales como la medición de temperatura y el desinfectar las manos.

Acciones frente a sospecha de caso activo

Finalmente, el último elemento central de este protocolo apunta a la implementación de controles que permitan identificar de manera temprana casos sospechosos en los lugares de trabajo, y en el caso de que algún trabajador resultara sospechoso de infección deberá ser comunicado a la jefatura directa la que deberá derivarlo al centro asistencial para su testeo.

Comenta