Chile es uno de los países del mundo que menos horas de ejercicio realiza y chilenos son de los que menos fútbol juegan en Latinoamérica

Foto: Agencia Uno

Según la encuesta, los hombres realizan un promedio de 4,5 horas semanales de deporte, mientras que las mujeres 3 horas, muy por debajo del promedio mundial. Además, sólo el 9% reconoce jugar fútbol, muy por debajo de países como Brasil, Perú, México, Argentina y Colombia.


En su último informe “Miradas Globales Sobre el Ejercicio y los Deportes en Equipo”, la consultora internacional IPSOS, publicó una encuesta realizada a más de 21 mil personas en 29 países, incluido Chile, que midió la actividad física de las personas y sus preferencias a la hora de hacer ejercicio.

Según el estudio, Chile es el cuarto país del ranking que menos horas de deporte realiza a la semana (con solo 3,7 horas), por debajo del promedio mundial (6,1 h) y solo superando a Italia (3,6 h), Japón (3,3 h) y Brasil (3 h). De acuerdo con las cifras, en nuestro país los hombres le dedican 4,5 horas semanales promedio a la actividad física, mientras que las mujeres lo hacen 3 horas semanales promedio. Ambos registros están también por debajo del promedio global: 6,9 horas en hombres y 5,4 en mujeres.

A nivel mundial, las dos actividades físicas más realizadas por la gente son fitness (20%) y running (19%), mientras que el deporte de equipo más practicado es el fútbol (10%), seguido por el básquetbol (5%). En la disciplina donde Chile supera el promedio mundial es en el fitness, donde el 28% de los nacionales la práctica (contra un 20% a nivel global). Respecto al fútbol, el 9% de los chilenos lo practica en forma habitual, estando por debajo de todos los países latinoamericanos estudiados en esta medición: Perú (23%), México (17%), Argentina (15%), Colombia (14%) y Brasil (11%). Por su parte, solamente un 2% de los entrevistados declara practicar la natación, posicionando al país como el último en este ranking.

Imagen aérea de una multi cancha de cemento en Puerto Montt. Foto: Agencia Uno

Ante la pregunta “¿le gustaría practicar más o menos deporte de lo que hace actualmente?”, ocho de cada 10 dice tener ganas de realizar más actividad física (79%), posicionándonos como el segundo país del ranking con el porcentaje más alto, solo por debajo de Perú (81%) y solo un 2% dice que le gustaría hacer menos deporte del que hace en la actualidad.

Sobre los motivos que impiden la participación de los chilenos en los diversos deportes, un 46% de los encuestados nacionales alude a la falta de tiempo, mientras que un 21% no lo hace por no tener las instalaciones necesarias en el lugar donde vive. Por otro lado, un 17% dice no tener ninguna barrera y simplemente no quiere hacerlo.

Javier Saa, médico especialista en Medicina del Deporte y la Actividad Física de la Universidad Mayor y director de la Sociedad Chilena de Medicina del Deporte, señala que los números que entrega este estudio son totalmente coherentes con lo que ocurre en el país. “No solo tenemos bajos índices de práctica deportiva, sino también altos índices de inactividad física y conducta sedentaria”, indica.

A su juicio, “socioculturalmente el deporte y la actividad física no son una prioridad, desde que somos muy jóvenes”. Es más, en los colegios “la educación física no tiene el lugar que debería, siendo desplazado generalmente en tiempo y prioridad por otras asignaturas”. Entonces, “a medida que crecemos, resulta cada vez más difícil encontrar tiempo para hacer deporte, ejercicio y actividad física”, advierte Saa.

Cristian Cofré, director académico de la especialidad de Medicina del Deporte de la Universidad de Santiago, explica que hace unos años atras, un estudio internacional en el que participaron universidades chilenas ya mostraban que solo uno de cada cinco escolares chilenos era activo. “Los niveles de sedentarismo es mucho y a ellos se suman los niveles de obesidad en los que estamos siempre. Estudios de nuestra propia universidad muestran que más del 50% de la población escolar tiene sobrepeso u obesidad. Bajo ese criterio, las cifras de este estudio son absolutamente posible, nuestros niveles de actividad física y de ejercicio, de deportes son muy bajos en relación a otras culturas, otras sociedades”, señala.

¿Falta de tiempo?

“La disposición a practicar más deporte es un deseo entre los chilenos, pero la falta de tiempo se declara como la principal barrera a sortear, lo que está ligado a problemas sociales más estructurales como, por ejemplo, las horas dedicadas al ámbito laboral. A pesar de ello, estudios como la “Encuesta Nacional de Hábitos de Actividad Física y Deporte 2018” indican que los niveles de actividad física han aumentado en los últimos años. Entre los chilenos, las actividades físicas más frecuentadas son la realización de ejercicios (fitness) y andar en bicicleta”, declaró Pablo Alvarado, director de estudios de Ipsos Chile.

Foto : Andres Perez

Según el doctor Saa, sin duda, para muchos personas el tiempo es una barrera a la hora de practicar. “Por horarios de trabajo, traslados de horas y familia, por eso no basta con solo querer y estar motivado”, dice.

La solución Pasa por un esfuerzo multisectorial para que para la gran mayoría de las personas, hacer ejercicio y deporte sea realmente una opción, indica Saa. ¿Cómo? “Mejorando las condiciones de trabajo, tiempos de traslado, seguridad en las calles y plazas, disponibilidad de lugares para entrenar y áreas verdes.

Según Cofré, el problema es transversal y todavía hay mucho por hacer en cuanto a la educación física escolar, dice. “Sin generalizar, muchas escuelas no promueven la actividad física y el deporte. En las universidades a veces a los deportistas se les hace difícil seguir carreras universitarias porque no hay un reconocimiento a la labor, a la formación, a la vida del deportista. Después, el trabajo tampoco es favorable con los deportistas, las empresas promueven el deporte y la actividad física y ahí se genera una problemática cuesta arriba para los que sí quieren hacer deporte y actividad física”, indica.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Se trata de un estudio del Instituto de Investigación del Cáncer de Londres, que demostró que el virus del herpes es muy efectivo para tratar cánceres avanzados. La investigación descubrió que RP2, una versión modificada del virus, eliminó las células cancerosas en una cuarta parte de los pacientes que se sometieron al tratamiento.