Fact Checking: ¿Un país compró más de 3,4 millones de bolsas para cadáveres por Covid? ¿El país que más vacunas desechó se encuentra en Sudamérica?

Foto: Reuters

A través de redes sociales se habría informado de un país que compró estas bolas para la mitad de su población, mientras otro estaría desechando inyecciones. Revisa la veracidad de estas informaciones.




Un país compró más de 3,4 millones de bolsas para cadáveres por Covid

SI bien en redes sociales se anunció que en Europa se había realizado la compra de una gran cantidad de bolsas para fallecidos por Covid-19, la información no es cierta.

Noruega, el país señalado como responsable, en realidad no compró 3,4 millones de bolsas para cadáveres para más de la mitad de sus 5,5 millones de habitantes.

El reclamo se compartió originalmente como un tuit, acumulando miles de retuits y me gusta, y desde entonces se ha vuelto a compartir en la red social como una captura de pantalla en reiteradas ocasiones, así como en Facebook.

El comentario original dice: “Noruega ha comprado 3,4 millones de bolsas para cadáveres que se entregarán en 2024. Eso es más de la mitad del valor de la población”. Se publicó en una cuenta que se involucra regularmente en narrativas de salud y clima, y parece sugerir que la licitación del gobierno es prueba de un complot siniestro.

Otra persona señaló: “Esas bolsas para cadáveres son para todos los gobiernos del mundo porque la gente viene por ellas”.

Reuters no encontró ninguna sección de la licitación que estipulara un número específico de bolsas para cadáveres. Esto se debe a que “es un acuerdo marco que no contiene la obligación de comprar una cantidad específica”, según un portavoz de la policía noruega, uno de los tres compradores que figuran en el documento, junto con el gobernador de Svalbard y las Fuerzas Armadas.

El mismo portavoz dijo que el reclamo probablemente se debió a una mala interpretación del código del vocabulario común de adquisiciones (CPV), que figura en la lista.

El país que más vacunas Covid-19 desechó se encuentra en Sudamérica

El pasado lunes, Luis Larrea, presidente Nacional del Colegio Médico de Bolivia, en una entrevista con Asuntos Centrales dijo que Bolivia es el país que más vacunas ha desechado. Sin embargo, no existen registros oficiales que lleven la cuenta de los desechos de vacunas por países en el mundo.

La declaración es la siguiente: “Somos el país en el puesto 84 de la parte de vacunación con 11 millones de habitantes, por lo tanto Chile está en el quinto lugar, Argentina está entre los décimos lugares y realmente es una pobre actuación que tiene el Ministerio de Salud, somos el país que más vacunas ha desechado”.

Consultado Larrea sobre los datos que lo llevaron a emitir esa afirmación. Desde el Colegio Médico Nacional citaron la entrevista de Radio Compañera a Max Enriquez, jefe nacional del P.A.I. el pasado 29 de marzo, donde señaló que el factor de pérdida hasta ese momento era de aproximadamente 800.000 dosis a un millón de dosis, significando un 50% de pérdida, sobrepasando al parámetro establecido que era de 10%.

“A nivel poblacional es una gran perdida”, enfatizó Stephany Mirabal, del equipo de comunicación del Colegio Médico Y sí, es una gran cantidad de vacunas desechadas en relación a la cantidad recibida, sin embargo, no hay sustento para la afirmar que Bolivia es el país que más vacunas ha desechado, ya que no hay información oficial respecto a estos datos en otros países para hacer la comparativa.

Mediante reportes de prensas, se sabe que: España desechó 1.4 millones de dosis de vacunas contra el Covid-19, principalmente por haber caducado antes de ser administradas o por haber roto cadena de frío; Sudán del Sur destruyó 59.000 dosis ya que las habrían recibido a dos semanas de caducidad; Malawi quemó 20.000 dosis que ya habrían expirado 18 días antes o el caso de Inglaterra, que destruyó aproximadamente 4.7 millones de vacunas contra el Covid-19.

Revisa todos nuestros fact checking en este link.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.