Europa: el último refugio de Woody Allen

La relación del director con Hollywood es tensa desde que en 2017 su hija Dylan Farrow volviera a acusarlo de conducta sexual inadecuada cuando ella era menor de edad. Sin embargo, Allen ha encontrado un aliado en Europa: comenzará a rodar una película en España y este sábado estrena en La Scala de Milán su versión de la ópera Gianni Schicchi, de Puccini.



[caption id="attachment_89817" align="alignnone" width="605"]

Woody Allen dirigiendo la ópera Gianni Schicchi en 2015.[/caption]

Lejos de EEUU

Frente a la tempestad que sufre su carrera en Hollywood, Allen ha encontrado varios aliados en Europa, donde la industria aún lo apoya. Tras el distanciamiento con Amazon, un distribuidor italiano tomó A rainy day in New York y fijó su fecha de estreno comercial para el 3 de octubre en ese país, además de distribuirla en China, Japón, Corea del Sur, Rusia y Alemania. También se rumoreó que desde el Festival de Venecia están requiriendo A rainy day in New York para su edición del 29 de agosto al 9 de septiembre en el Lido y que coincidiría con la proyección de la nueva cinta An officer and a spy de Roman Polanski. Este último abandonó EEUU hace ya cuatro décadas después de ser  acusado de violar a una menor de edad en 1977. El eventual encuentro de ambos cineastas prometería controversia.

[caption id="attachment_89814" align="alignnone" width="1200"]

A rainy days in New York, la película que puso en disputa a Allen y Amazon se estrenará en octubre en Europa.[/caption]

Por su lado, Allen también acaba de aceptar un nuevo contrato con la productora española Mediapro, de Jaime Roures, quien ya le financió Vicky Cristina Barcelona y Medianoche en París. La siguiente película conocida bajo el nombre tentativo de WASP2019 se rodará efectivamente en España, en San Sebastián, y será una comedia romántica que seguirá a una pareja que asistirá al Festival de Cine de San Sebastián "viviendo toda la magia y glamour que lo envuelve" y en el que terminarán liándose con otras personas.

Por su lado, Allen también acaba de aceptar un nuevo contrato con la productora española Mediapro, de Jaime Roures, quien ya le financió Vicky Cristina Barcelona y Medianoche en París. La siguiente película conocida bajo el nombre tentativo de WASP2019 se rodará efectivamente en España, en San Sebastián, y será una comedia romántica que seguirá a una pareja que asistirá al Festival de Cine de San Sebastián "viviendo toda la magia y glamour que lo envuelve" y en el que terminarán liándose con otras personas. 

El filme, que sería el número 51 de su carrera, ya tiene parte del elenco definido con los actores europeos Christoph Waltz, Elena Anaya y Louis Garrel y los estadounidenses Gina Gershon, Wallace Shawn, quienes ya trabajaron con Allen en Manhattan y Días de radio. Shawn especialmente ha sido un defensor del director a lo largo de los años, incluso escribiendo un artículo para Los Angeles Times.

[caption id="attachment_89819" align="alignnone" width="1500"]

El cineasta en su faceta de clarinetista en su New Orleands Jazz Band.[/caption]

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.