Atlético Mineiro perdona al Palmeiras en la Libertadores

Hulk erró un penal en el empate entre Atlético Mineiro y Palmeiras, por las semifinales de la Copa Libertadores.

Hulk erró un penal en el empate entre Atlético Mineiro y Palmeiras, por la Libertadores. Foto: Fernando Bizerra/Pool via AP.

El Galo fue mejor y mereció ganar en su visita al Verdao, campeón vigente. Sin embargo, no pudo pasar de un empate 0-0. La jugada clave del partido ocurrió a los 42', cuando Hulk estrelló un penal en el palo izquierdo. Todo se definirá el próximo martes, en la seminifinal de vuelta, en Belo Horizonte.


Atlético Mineiro le perdonó la vida al Palmeiras, en el duelo de ida de las semifinales de la Copa Libertadores. Pese a ser la visita, el Galo jugó como si estuviera de local en el estadio Allianz Parque, con protagonismo y presión alta, y con una dupla de ataque que hizo sufrir al campeón vigente, con Hulk y Diego Costa. Sin embargo, el cuadro de Belo Horizonte solo consiguió un empate sin goles, por lo que todo se definirá en la revancha del próximo martes, en el Mineirao.

Fue más el equipo dirigido por Cuca, que tuvo la chance más clara del partido a los 42′. El exdelantero del Atlético de Madrid fue derribado en el área por Gustavo Gómez, capitán del Verdao, por lo que el árbitro argentino Patricio Loustau cobró penal. La falta fue clarísima.

No obstante, Hulk estrelló su remate en el palo izquierdo del arquero Weverton, quien estaba vencido, ya que se había lanzado a su derecha. A esa altura, Mineiro merecía la ventaja, porque era dominador y controlaba las acciones, pero no podía concretar.

Palmeiras tuvo algunas oportunidades, principalmente, por la vía aérea, gracias al buen juego por arriba del paraguayo Gómez, pero no más que eso. Los pupilos del portugués Abel Ferreira, fiel a su libreto pragmático, nunca se regalaron en el bloque posterior y terminaron haciendo un buen negocio, porque se vieron superados por el rival.

El segundo tiempo fue un poco más parejo, pero siempre con un Hulk muy movedizo y peligroso. Pese a desperdiciar el penal, el delantero hizo un buen partido. Además, tomó las riendas del ataque tras la lesión de Costa (55′).

El chileno Eduardo Vargas ingresó recién a los 75′, por Matías Zaracho. Eso sí, le bastó para dejar una buena imagen, ya que participó en un par de aproximaciones interesantes del cuadro de Cuca. Benjamín Kuscevic no tuvo acción en el local, verdugo de Universidad Católica en los octavos de final del certamen.

Al final, ninguno pudo sacar ventajas. Atlético Mineiro mereció ganar, pero desperdició un penal y la opción de dar el primer golpe de la llave, con un gol de visita incluido, que tiene más valor en caso de igualdad en puntos. Todo se definirá el próximo martes en Belo Horizonte.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.