Tercera PM
Presenta:

Ahora con Herval Abreu: Ocho casos que muestran la amplia cartera de Enrique Correa

FOTO:FRANCISCO LONGA/AGENCIAUNO

La presencia de Imaginacción en manejo del caso Abreu demostró una vez más la amplitud de casos con los que se vincula la empresa, en los que su expertise es el manejo de crisis y lobby.


La presencia de una periodista de Imaginacción en la dura entrevista al ex director de TV Herval Abreu -que publicó revista Sábado- en la que se lo confrontó con las acusaciones de abuso sexual y de poder en su contra, llamó la atención. La empresa -creada en 1996 por Enrique Correa Ríos, filósofo, consultor, político, ex ministro y ex socialista-, demostró una vez más la amplitud de casos con los que se vincula, en los que su expertise es el manejo de crisis y lobby.

El caso de Abreu -en el que la compañía realiza una asesoría comunicacional- no es el primero en que se gestiona una crisis a partir de la denuncia de abusos. El propio Correa ayudó ad honorem al sacerdote Cristián Precht a manejar los críticos meses en los que fue investigado por la iglesia por abusos a menores y mayores de edad. Precht -de quien es amigo desde que ambos pasaron por el seminario- fue finalmente condenado en 2012 a una pena de 5 años por “conductas abusivas con menores y mayores de edad”. Correa habría prestado servicios parecidos a los jesuitas, cuando en 2014 se revelaron las acusaciones de abusos al provincial de la orden, Eugenio Valenzuela.

El sacerdote Cristián Precht Bañados. Foto: Archivo

Su amplitud de redes incluye a la iglesia. En 2015, El Mostrador reveló una serie de correos intercambiados entre el cardenal Francisco Javier Errázuriz y el arzobispo de Santiago, Ricardo Ezzati. En uno de ellos, Errázuriz contó que había llamado a Correa para solicitarle las gestiones que permitieran que el gobierno no nombrara al sacerdote jesuita Felipe Berríos como capellán de La Moneda para el gobierno de Bachelet II.

Los controladores del grupo Penta, Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín. Foto: Agencia Uno

También ha intervenido en casos que involucran a las Fuerzas Armadas. En 2016 se supo que orientaba de forma personal al ex comandante en jefe del Ejército Juan Miguel Fuente-Alba, imputado por enriquecimiento ilícito. Y ese mismo año, el también ex comandante en jefe del Ejército Juan Emilio Cheyre lo tomó como asesor cuando el juez Mario Carroza lo procesó en calidad de cómplice por su eventual participación en la Caravana de la Muerte, en La Serena. Según se supo en ese entonces, tanto Correa como el abogado de Cheyre, Jorge Bofill, no le cobraron por sus servicios. En 2013, el propio Correa, de su puño y letra, publicó una columna en Qué Pasa titulada “Injusto retiro”, a propósito de otro caso en el que el general (r) se vio involucrado. “Si Cheyre pudo ser el comandante en jefe del primer presidente de izquierda después de Allende es porque siempre tuvo su conciencia tranquila y nada ocultó ni nada olvidó. Como él mismo lo ha dicho, las experiencias terribles vividas en La Serena formaron en él la convicción que alguna vez habría que enfrentar una transformación profunda del Ejército que lo devolviera a la senda de su historia”, decía.

Imaginacción, además, ha asesorado a empresas en tiempos de crisis. Lo hizo al holding de empresas Penta. Hasta el año pasado, era Alfredo Moreno –ahora ministro de Desarrollo Social- quien en su calidad de presidente de la empresa encabezaba un comité de crisis creado luego de que estallara el caso judicial de financiamiento irregular de la política. El grupo también estaba conformado por Julián López, abogado de Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín, asesores de Extend (José Antonio López) y Valentina Giacaman (ex periodista de Penta y directora de Rumbo Cierto). Correa, por su parte, también ha trabajado con SQM -se reunía con Patricio Contesse-, aunque él ha negado que asesorara directamente a Julio Ponce.

Javiera Blanco, actual consejera del CDE.

Enrique Correa y su compañía han tenido también un activo rol en conflictos de carácter político. Tras el término del primer gobierno de Michelle Bachelet, asesoró a los abogados de la ex directora de la Onemi, Carmen Fernández, y del ex subsecretario del Interior, Patricio Rosende, juzgados por sus responsabilidades en el manejo de la emergencia del terremoto y tsunami del 27 de febrero de 2010. En su segundo gobierno, la empresa de Correa tomó como cliente a la ex ministra Javiera Blanco (DC), cuestionada por su llegada al Consejo de Defensa del Estado y su manejo de la crisis del Sename a partir de la muerte de la menor Lisette Villa mientras dirigía la cartera de Justicia.

Desde Imaginacción explican que la empresa ha gestionado estos casos calientes porque “parte de nuestra labor es trabajar situaciones de crisis, se tratan todos de casos con un grado de controversia pública mayor, que arriesgan un perjuicio de imagen y reputación de alguien”. Y si bien ha habido un par de casos que Correa ha realizado ad honorem -como Precht, Cheyre y Javiera Blanco, según indican en su empresa-, en la mayor parte de los casos se trata de “servicio profesionales en los que hay un contrato de por medio”.

¿Y en el gobierno?

En la industria del lobby se afirma que, hoy, la ascendencia de Correa en el gobierno de Sebastián Piñera y en la oposición ya no es la misma. Por un lado, rema en contra la actual fragmentación de la centroizquierda, donde una gran parte ya no comulga con el ideario de la Concertación, de la cual el ex ministro es rostro. Por otra parte, se asegura que, por lo mismo, tras romperse la “inercia” de la Concertación, para el actual gobierno su imagen de poder no es la misma que la de ocho años atrás, durante la administración de Piñera I.

En 2014, Andrés Chadwick, Pablo Longueira y Luis Hermosilla firmaron un acuerdo de entendimiento entre su consultora LCH&H e Imaginacción. Bajo ese convenio, los ex ministros ofrecerían a los clientes una asesoría en relacionamiento con la comunidad, mientras la empresa de Correa aportaría con asuntos públicos y lobby. Finalmente, este alianza no prosperó.

La compañía

Según se explica en su sitio web, Imaginacción Consultores está conformada por cuatro empresas que se especializan en distintos servicios. El gobierno corporativo lo integran Enrique Correa (presidente), Marcela Noé (fue su jefa de gabinete mientras fue ministro durante el gobierno de Patricio Aylwin), Nelson Correa (hijo de Correa), Carmen Celedón (ex subdirectora de CIEPLAN), Sergio García Opazo (ex director de la Injuv), Eduardo Báez (ex alcalde de Lo Espejo) y Cristián Riquelme (ex administrador de La Moneda y amigo de Rodrigo Peñailillo).

Las cuatro empresas son dirigidas por el ex secretario nacional de la DC Moisés Valenzuela (Asuntos Públicos), Claudia Miralles (Comunicación Estratégica), y el ex ministro de OO.PP. y Transportes Carlos Cruz (Diseño de Negocios). En cuanto a la Consultoría Internacional, cuenta con una alianza con la consultora ABECEB en Argentina y con una oficina en Lima. Entre sus consultores se incluyen miembros del G90 del PPD, como Flavio Candia y Cristián Riquelme; al ex director de la Secom Juan Carvajal, y a Carlos Vergara, ex asesor del segundo piso de Ricardo Lagos.

 

Seguir leyendo