Cierre de fronteras y compras navideñas: Reino Unido vive un “ensayo inesperado” del Brexit

Camiones estacionados en Dover, debido al cierrre del puerto en el condado de Kent en Inglaterra. Foto: AP

Más de mil camiones se encontraban atascados en el lado inglés, al tiempo que las personas acudían a los supermercados por temor al desabastecimiento.




Las peores pesadillas sobre lo que podría ser el Brexit parecieron cumplirse desde el lunes: la carretera M20 se ha transformado en una suerte de gran estacionamiento con más de mil camiones parados luego del cierre de la frontera francesa por los temores de la nueva cepa del coronavirus en la isla.

Francia anunció la prohibición de viajar a las llegadas desde Reino Unido el domingo por la noche después de la identificación de una nueva cepa de Covid-19 en el sureste de Inglaterra. El cierre de 48 horas debe terminar hoy a las 11 hora de Reino Unido, pero la controvertida prohibición ahora ha sido criticada y Boris Johnson dice estar convencido de que el Presidente francés, Emmanuel Macron, está utilizando la crisis para obligar a Gran Bretaña a ceder durante las conversaciones comerciales del Brexit.

Para un país compuesto por islas que depende en gran medida de sus vínculos comerciales con el continente, la medida francesa es potencialmente muy grave, y generó temores de escasez de alimentos si las restricciones no se levantan.

Así, Reino Unido estaba prácticamente aislado, mientras que muchos de sus ciudadanos se encontraban varados en aeropuertos europeos y, los que estaban en el país acudían al supermercado ante el temor por el desabastecimiento.

Las pistas verdes y naranja muestran la entrada a Francia y la Unión Europea en Coquelles cerca de Calais en Francia. Foto: Reuters

Si bien la salida de Reino Unido de la Unión Europea no se relaciona con el caos en las fronteras tanto británica como francesa, fuentes de gobierno –citadas por Daily Mail- acusan a París de utilizar la prohibición de viajar para forzar las negociaciones del Brexit y los conductores franceses atrapados critican a Emmanuel Macron por “abandonarlos en un país extranjero”.

La secretaria de Interior, Priti Patel, dijo hoy por la mañana que alrededor de 1.500 camiones estaban atascados en la autopista M20 o en el cercano aeropuerto de Manston en Kent.

A ello se suma que los supermercados británicos han advertido que parte de la fruta fresca y otros productos podrían empezar a agotarse a finales de la semana si la ruta comercial del Reino Unido hacia el continente para productos perecederos permanecía bloqueada. “Hay un problema, potencialmente inmediatamente después de Navidad, en los productos frescos, por lo que estamos hablando aquí de cosas como ensaladas, verduras, frutas frescas, de las cuales la gran mayoría proviene de Europa en este momento”, dijo Andrew Opie, director ejecutivo del British Retail Consortium al programa radial Today de la cadena BBC Radio 4.

Reino Unido y Francia se apresuraban hoy para acordar una reapertura rápida de las rutas comerciales a través del Canal de la Mancha. Los funcionarios franceses dijeron que la reapertura de su frontera para permitir cruces de carga cruciales desde Reino Unido dependía de un sistema para garantizar que los conductores de camiones no ayudaran a propagar la nueva variante del coronavirus en todo el continente.

Un conductor de un furgón que quiere ir a España espera fuera del puerto de Dover. Foto: AP

En este sentido, señaló el diario The Telegraph, Boris Johnson está elaborando planes de contingencia para testear a todos los conductores de camiones que transportan mercancías a través del Canal de la Mancha a fin de poner fin a la interrupción en los puertos británicos. Los ministros estarían preparando una “infraestructura” para permitir que miles de camioneros se realicen pruebas de Covid-19.

La mayor parte del sureste de Inglaterra, incluida Londres, se encuentra actualmente bajo confinamiento, en el nivel 4 de restricciones más alto del gobierno, con solo los negocios esenciales abiertos. Patrick Vallance, el principal asesor científico del Reino Unido, advirtió el lunes que la nueva cepa se estaba extendiendo por todo el país y probablemente obligaría a una mayor parte del país a aplicar restricciones más estrictas.

El director ejecutivo de BioNTech dijo el martes por la mañana que la compañía farmacéutica alemana, cuya vacuna ha sido aprobada para su uso en el Reino Unido, confía en que su vacuna contra el coronavirus funciona contra la variante del Reino Unido, aunque se necesitan más estudios para estar completamente seguros.

Los embajadores de los estados miembros de la UE en Bruselas debían hoy sostener conversaciones sobre un enfoque común para las restricciones fronterizas en respuesta a la nueva cepa Covid-19, después de que la mayoría de los países europeos detuvieran las llegadas desde el Reino Unido en avión o tren en los últimos dos días.

La Comisión Europea pidió que se ponga fin a las prohibiciones generales de viajar desde y hacia Reino Unido para que se pueda reanudar el movimiento “esencial”.

En un comunicado, la Comisión elogió la “rápida acción de precaución temporal” de cerrar las fronteras a Reino Unido, pero enfatizó que “las prohibiciones de vuelos y trenes deberían suspenderse dada la necesidad de garantizar viajes esenciales y evitar interrupciones en la cadena de suministro”.

Sin embargo, sostiene que “se deben desalentar los viajes no esenciales hacia y desde el Reino Unido”, lo que significa que las vacaciones y los viajes de placer probablemente seguirán estando prohibidos. Actualmente, más de 50 países han prohibido viajar desde el Reino Unido, incluida la gran mayoría de los 27 estados miembros de la UE.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.