Desde analista cercano al PS a encuestadora usada por Bachelet: los estudios de opinión del gobierno de Boric adportas del plebiscito

El Palacio de La Moneda

El Palacio de La Moneda. Foto: Cristóbal Escobar / Agencia Uno.

Al igual que otras administraciones, La Moneda ha encargado sondeos para conocer qué piensa la ciudadanía sobre algunos temas. Desde junio a la fecha, ya en la recta final del referéndum de septiembre, La Moneda ha contratado cuatro estudios -la mayoría, cualitativos- por un total de casi $100 millones.


Una encuesta “que permita conocer las potenciales tendencias, conflictos y escenarios de todos los segmentos de la población” por $53,6 millones es uno de los últimos sondeos de opinión que contrató la Secretaría General de Gobierno (Segegob) en la recta final del plebiscito de salida del 4 de septiembre. La empresa escogida fue Go Research Spa, conocida en el rubro pues fue usada durante el segundo gobierno de Michelle Bachelet, periodo en el que monitoreó temas como la carrera presidencial.

De los once estudios cuantitativos y cualitativos que La Moneda ha encargado desde que asumió el gobierno de Boric, hay cuatro que se contrataron en la recta final del plebiscito, es decir desde junio hasta la fecha. El último de ellos es el de Go Research requerido el viernes pasado. Antes de éste, el 29 de julio la empresa Statcom Datavoz Spa se adjudicó una orden de compra por un total de 793 UF ($26,6 millones) para “identificar requerimientos y prioridades ciudadanas, respecto a tópicos de interés público”. Mientras que el 7 de junio también se contrató un sondeo de Go Research por $42.555.240 para “conocer las potenciales tendencias, conflictos y escenarios de todos los segmentos de la población” y también uno de Fases Investigación y Asesorías en Gestión por $22.655.386 por el mismo motivo. Según la resolución exenta que aprobó esta compra, se pidieron algunos requerimientos como una investigación cuantitativa tipo panel de 1.800 casos mayores de 18 años para la elaboración de un total de 6 estudios los que se entregarían cada 14 días.

Desde el 11 de marzo a la fecha -según se consigna en Mercado Público- los ministerios que agrupan el comité político de La Moneda han encargado 11 encuestas de opinión por distintos motivos por un total de $212.358.366, siendo en su mayoría contratadas por la Segegob y la Presidencia de la República.

Actualmente el artículo 22 de la ley 20.285 sobre Acceso a la Información Pública establece que serán secretos -hasta el término del gobierno- “los resultados de las encuestas o de sondeos de opinión encargados por los órganos de la Administración del Estado facultados para ello”, por lo que no hay forma de conocer su contenido. La Tercera PM consultó a la Segegob por su contenido, pero hasta el cierre de esta edición no hubo respuesta.

Ello despertó las dudas de la oposición sobre si es que el gobierno ha estado utilizando encuestas para evaluar las diferencias entre el Apruebo y el Rechazo en el referéndum de septiembre. En abril el ministro de la Segpres, Giorgio Jackson (RD), dejó entrever que el gobierno manejaba datos sobre que un aumento del Rechazo se debía supuestamente a la “desinformación”.

En esa oportunidad Chile Vamos -agrupado en sus jefes de bancada- acudió hasta la Contraloría General de la República para fiscalizar el uso de los recursos públicos, y también envió oficios para recabar mayor información. “Sería bueno saber cómo financian eso, que nada tiene que ver con el rol de un gobierno, existiendo tantas necesidades que solucionar”, cuestionó en esa oportunidad el jefe de bancada de RN, Andrés Longton.

El 11 de mayo, La Moneda encargó un sondeo a Tu Influyes, cuyo jefe de estudios es el analista político cercano al Partido Socialista, Axel Callis. En sus sondeos públicos, esta empresa sí ha monitoreado el plebiscito, mientras que en la encuesta pedida por el gobierno que se ganaron vía licitación, solamente estuvieron a cargo del trabajo de campo de un estudio sobre tendencias.

La consultora Fases Investigación y Asesorías en Gestión a la fecha tiene un total de tres encargos de encuestas por $36.346.586, una de ellas el 7 de junio y las otras dos de la última quincena de abril. Todas encargadas por la Segegob. Uno de ellos bajo el motivo de “conocer las potenciales tendencias, conflictos y escenarios de todos los segmentos de la población”. Otras empresas contratadas son Chiletendencia de los hijos del excandidato presidencial Joaquín Lavín, Juan Pablo y María Estela. Esta última realizó dos sondeos durante abril por un total de $20.350.000 para estudiar el cambio de mando del Presidente; la Pontificia Universidad Católica por $18.925.678 también con motivo del cambio de mando y Exponential Ingeniería Spa -de Lorena Pizarro Rodríguez- por $8.092.000 por la misma materia, entre otras empresas.

Es habitual que los gobiernos contraten encuestas para conocer las percepciones ciudadanas. En la pasada administración de Sebastián Piñera también se hacía, solo que con proveedores distintos. En esa oportunidad, una de las encuestadoras favoritas del gobierno era Cadem de Roberto Izikson, además de otros estudios a cargo de la Universidad del Desarrollo y su decano Eugenio Guzmán y Criteria Research de Cristián Valdivieso, entre otros.

Al final de esa administración se revelaron los contenidos de estos estudios, y así se supo que el gobierno de Piñera había monitoreado materias como el manejo de la crisis del estallido social del 2019 y también cómo se abordó la pandemia por el Covid19. También Michelle Bachelet en el pasado monitoreó el efecto del Caso Caval en su gobierno.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

"Respetando su condición, usted no puede exigir su derecho a abortar porque jamás podrá abortar y tampoco puede exigir su derecho a menstruar” le dijo el diputado a la parlamentaria de Comunes.