El llamado de Sichel a superar las diferencias y el incipiente debate entre dirigentes UDI por libertad de acción

Sebastián Sichel en un encuentro de camaradería con dirigentes de la UDI.

El candidato presidencial tuvo ayer en la noche un encuentro de camaradería con los dirigentes del gremialismo, en el que se buscó dejar de lado los conflictos y concentrarse en la campaña. La cita se produjo en un contexto en que dirigentes de la colectividad se han visto enfrentados con el abanderado ante el riesgo de "vitrineo" de militantes hacia la candidatura de José Antonio Kast.




Una caricatura con su figura junto a dirigentes de la UDI le regaló ayer la directiva de ese partido al abanderado de Chile Podemos Más, Sebastián Sichel, en el marco de una reunión que se realizó en la sede de la colectividad, ubicada en Suecia 286.

El encuentro se produjo tras las tensiones públicas entre el candidato y parte del oficialismo que ha criticado la estrategia de Sichel de alejarse y ser crítico de los partidos. Un hecho que ha abierto posibilidades al candidato del Partido Republicano, José Antonio Kast, cuyo desempeño en el debate del miércoles pasado fue evaluado positivamente por varios en el sector por su mensaje nítidamente dirigido a la derecha.

La distancia entre Sichel y parte del oficialismo quedó clara tras el público intercambio entre el abanderado y el senador UDI Claudio Alvarado, quien tuiteó que en el debate Kast “le dio una lección a Sichel” sobre cómo buscar al electorado de derecha, lo que provocó que el presidenciable tratara de “senador designado” al parlamentario y desestimara su sugerencia.

Al día siguiente, el presidente del partido, el diputado Javier Macaya, calificó los dichos de Sichel como una “mala respuesta” y reconoció un “riesgo de vitrineo” de militantes UDI con Kast.

Así, el encuentro de ayer de Sichel y la UDI se realizó en medio de un clima enrarecido. Pero en la previa a la cita, Sichel comenzó a dar señales de querer dejar los conflictos atrás para no perjudicar la campaña.

En esa línea, lo primero que hizo el abanderado fue anunciar -durante el fin de semana- la incorporación de dos nuevos voceros, una de ellas, militante de la UDI, la exministra Isabel Plá.

Luego, el domingo en la tarde, en conversación con un programa de Icare, el exministro -si bien defendió su postura respecto a lo que dijo sobre Alvarado- reconoció que quizás el tono no fue el más adecuado e, incluso, pidió disculpas. “Obviamente uno a veces como soy no ser humano se equivoca y reacciona un poco más fuerte (…) Defiendo mis convicciones con firmeza, entiendo que la política tiene algo más de sutileza que a veces me cuesta seguir, y lo hago, y le pido las disculpas en este caso al senador. Pero sí espero también un mea culpa de cómo hacemos política con ventilador”, dijo.

En la cita de ayer, según asistentes, Sichel hizo un discurso en el que atribuyó a la izquierda la intención de dividir bloque entre su opción y la de Kast.

Las mismas fuentes afirman que el abanderado dijo que no tiene problemas con Kast, y que entiende que necesita de los partidos para ser Presidente, pero que también a las colectividades les conviene que él se consolide en el centro político.

Otros presentes sostienen que Sichel afirmó que Kast tiene su nicho y su propio mundo, y que él, como candidato de centro, apela a otro sector.

El diputado Cristián Labbé Martínez, quien fue uno de los asistentes, dijo a este medio que “se acordó mirar hacia adelante, al futuro. Dejar las mezquindades de lado y trabajar con los partidos para Sichel. En la jornada que tuvimos, lo que hizo (Sichel) fue reafirmar eso. Llegaron candidatos de todas partes de Sichel, para juntarse con él, quien mostró una simpatía y concordancia con los valores que promueve la UDI. También se enfatizó que hoy tenemos que ser lo suficientemente unidos para ganar las elecciones, y que su enemigo no es Kast, sino más bien es Boric”.

También con el ánimo de distender la relación con los partidos oficialistas, hoy a las 20 horas Sichel tiene agendado un encuentro de camaradería con los senadores gremialistas en su casa. Ahí, los senadores esperan que el abanderado también haga algún gesto. Y que haya un compromiso de que en la campaña habra mensajes “más claros” para el electorado de la derecha.

“Kast ha ido aumentando y calando con más claridad el segmento de derecha y es un riesgo que esa derecha tradicional se vea cautivado por ese mensaje y nosotros queremos pasar a segunda vuelta”, dijo el senador David Sandoval, agregando que debe “ser más claro en el mensaje, sobre todo, en temas del orden, la disciplina, el trabajo, la seguridad. En esos mensajes necesitamos tranquilidad e ideas claras”.

¿Libertad de acción para apoyar a Kast?

A nivel incipiente y, hasta ahora, solo a nivel de dirigentes de base UDI se ha comenzado a plantear la idea de que exista libertad de acción en la colectividad para apoyar a Kast. Una materia que, incluso, el propio Partido Republicano ha pedido en semanas anteriores.

El tema se tocó en el grupo de Whatsapp “UDI Ex-concejales y concejales” donde algunos dirigentes abrieron la discusión.

En ese contexto, la secretaria general y diputada, María José Hoffmann, escribió: “muchos dicen que no quieren volver a votar por el mal menor… Creo que la pregunta que hay que hacerse es si preferimos el mal mayor. Entiendo lo que significa para muchos no tener un candidato ‘puro’ de derecha pero si no somos parte de esta nueva mayoría social que lleve nuestro sello seguiremos en una esquina sin futuro, que cada día es más chica”.

Y agregó: “nuestra UDI nunca ha renunciado a su vocación de mayoría. Solo para que lo tengan en cuenta”.

La relación entre Sichel y los partidos ha sido un flanco durante la campaña, en donde el oficialismo han mirado con precaución el tono que ha mantenido el abanderado con las propias filas de Chile Podemos Más, las que se originaron a raíz de las críticas de Sichel a los parlamentarios de la centroderecha que apoyan el cuarto retiro de pensiones, el cual será votado mañana en Sala y que también, para algunos en el sector, será una vara de medición del liderazgo del abanderado.

Como sea, en la directiva UDI reconocen que hay “unos pocos dirigentes” que han querido instalar el tema de la libertad de acción, pero que no es un tema que esté pensado plantearse formalmente como debate y que no existirá tal cosa. En esa línea, de hecho, parlamentarios transmiten que tienen que trabajar por el candidato que ganó las primarias del sector y que no debe haber libertad para votar por Kast, más allá de que, precisan, saben que hay varios militantes que lo harán.

Sichel y su comando han buscado contener algunas de estas tensiones, por lo que el abanderado ha sostenido otras reuniones con el resto de los partidos. El sábado participó del consejo general de Evópoli, mientras que hoy a las 13:30 sostenía una reunión con la directiva y la bancada de ese partido. Mientras que con RN la semana pasada el coordinador de campaña, Pedro Browne, acudió hasta la comisión política de la tienda, mientras que Sichel tuvo una cena con la directiva de esa colectividad.

Mientras que otro gesto a las colectividades fue incorporar como voceros de campaña al diputado Francisco Undurraga, en representación de Evópoli y Plá, quienes se sumarán como voceros al igual que la exsubsecretaria Katherine Martorell.

Como sea, en el comando reconocen que el tema de la relación con los partidos ha sido compleja, pero que buscan ir cerrando ese flanco y concentrarse en el despliegue de la campaña con mayor fuerza y, por lo mismo, también sumaron a nuevos voceros.

Además, transmitían que la cita de ayer con la UDI fue “muy positiva” y que esperan que esa sea la tónica que se mantenga.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.