Avance de la inmunización: el 90% de los chilenos convocados ya recibió una vacuna contra el Covid-19

vacunación

A la fecha, 16.494.778 personas han recibido la primera dosis, mientras que el 86,2% tiene el esquema completo. El refuerzo avanza con 9,6 millones de dosis administradas en cuatro meses y ya comenzó a aplicarse a los menores de 18 años. Mientras, el Ministerio de Salud afina la partida de una cuarta inoculación, durante el primer trimestre de 2022.




Hace casi un año, el 24 de diciembre de 2020, llegó a Chile el primer cargamento de 10 mil vacunas contra el coronavirus, del laboratorio Pfizer y BioNTech, dando inicio a la primera parte del plan de inmunización, en un principio dirigida únicamente al personal de salud. En febrero, con el arribo de las dosis de CoronaVac, de la farmacéutica china Sinovac, comenzó el programa de inoculación masiva contra el Covid-19 para toda la población del país.

Al principio, la campaña de vacunación solo consideró a los mayores de 18 años, es decir, 15.200.840 personas. A este grupo se sumaron después los adolescentes y más recientemente los niños, con un último tramo -de tres a cinco años- añadido el pasado 6 de diciembre. Así, la población objetivo actual ha aumentado a 18.972.800 y solo queda un grupo pendiente, los niños de cero a tres años, donde la inoculación es materia de estudio.

De acuerdo a la última actualización del Ministerio de Salud, a la fecha 16.494.778 personas han recibido al menos una vacuna, lo que configura el hito del 90% de avance en el plan de inmunización. Además, 16.354.214 chilenos ya tienen su esquema basal, lo que llega al 86,2% de cobertura.

En este contexto, Héctor Sánchez, director del Instituto de Salud Pública de la U. Andrés Bello, señala que ”Chile lo ha hecho muy bien. Con la cultura de vacunación que tiene nuestro país y la capacidad que tiene la atención primaria, además de la disponibilidad de dosis que tenemos, nuestro desempeño ha sido extremadamente positivo y estamos dentro de los países con mejores resultados”.

Según las cifras publicadas ayer en Our World in Data, Chile es el tercer país con más personas vacunadas contra el Covid-19 por cada cien mil habitantes, después de Cuba y Emiratos Árabes. Eso sí, el país ocupa el primer lugar en el mundo respecto de la aplicación de dosis de refuerzo, con 9.645.955 vacunas administradas en cuatro meses, es decir, el 63,5% de la población adulta. Además, este proceso ya comenzó para los menores de edad, entre quienes 78.873 jóvenes y adolescentes ya recibieron su tercera dosis (ver tabla).

EdadRefuerzo
30
40
50
61
70
81
91
102
111
122.441
132.415
143.068
155.149
1625.225
1740.569
Total78.873

Pese a este avance, aún hay un porcentaje de la población que no tiene ninguna vacuna. Solo considerando a los mayores de 18 años, 1.273.658 personas no se han inmunizado. En cuanto a este grupo, Sánchez enfatiza que hay que seguir insistiendo, pero que también hay que generar más facilidades para ellos : “Hay que seguir acercando la vacuna a la gente, en términos de horarios y lugares, para los rezagados que en muchos casos son personas más bien cómodas, no negacionistas”.

Por estos días, además, el Ministerio de Salud debe resolver la aplicación de una cuarta dosis, que se proyecta comience a aplicarse durante el primer trimestre de 2021, más probablemente entre febrero y marzo. Resta, para ello, evaluar cómo ha evolucionado la inmunidad de los primeros vacunados, datos que están siendo procesados al interior de la cartera.

La idea al interior del ministerio es ya no hablar de una cuarta dosis ni de un refuerzo, sino que esta nueva inoculación establezca las bases de lo que, se proyecta, será esta campaña de inmunización: una vacuna anual o semestral, dependiendo del comportamiento del virus, su estacionalidad y la efectividad que alcancen las vacunas.

El refuerzo es clave

María Luz Endeiza, infectóloga pediátrica y jefa del vacunatorio de Clínica Universidad de los Andes, también destaca la campaña de vacunación Chile; sin embargo, insiste en que hay que seguir, especialmente con la segunda dosis y el refuerzo: “Está claro, en Chile y en el mundo, que a los seis meses de esta administración de vacunas van disminuyendo los anticuerpos protectores, y cuando aparecen nuevos brotes y sobre todo con variantes más contagiosas, se necesitan los refuerzos para poder lograr la misma respuesta de antes. En este minuto no solo no queremos enfermedades ni muerte, sino que tampoco queremos que circule mucho el virus”.

En el caso de los menores de edad que ya tienen la inmunización triple, Marcela Potin, infectóloga pediátrica de la Red de Salud UC Christus, señala que es muy positivo y que por la pérdida de anticuerpos que ya se evidencia esta dosis será fundamental. “Esta es una vacuna que requerirá probablemente refuerzo, así como en adultos, también lo van requerir adolescentes y niños. Efectivamente, el nivel de anticuerpos que protege no se conoce aún, de modo que ante la duda hay que poner refuerzo”.

En cuanto a inmunidad, según cifras del Ministerio de Salud, el pasado 6 de octubre la tasa de contagios Covid-19 en personas con el esquema completo -dos dosis- era de 44,9 casos por cada 100 mil habitantes. Pero ahora, a dos meses de dicho registro, la cifra alcanza los 89,1 casos por 100 mil habitantes. Es decir, la incidencia se duplicó y esto ocurrió en solo nueve semanas. En ese sentido, el refuerzo ha demostrado ser más eficiente a la hora de prevenir contagios, pues la incidencia en la población que ya cuenta con esta dosis disminuye a 16,7.

Además, el refuerzo también es efectivo a la hora de evitar las hospitalizaciones en UCI. Por ende, los expertos enfatizan el llamado a las personas a administrarse la tercera dosis, no solo por la pérdida de anticuerpos, sino también por la llegada de la variante ómicron, que la Organización Mundial de la Salud (OMS) clasificó como “preocupante” y dijo que puede propagarse más rápidamente que otras formas.

“Uno sabe al final que se va colando y ya tenemos la variante en Chile. Cuanto más contagiosa esta es, más difícil resulta la trazabilidad, entonces, ya puede haber casos comunitarios que no se estén detectando, entonces lo más importante es reforzar la vacunación”, detalla Endeiza.

Ayer, en tanto, el Instituto de Salud Pública elevó a 29 los casos de la variante ómicron confirmados en el país. Uno de ellos, detectado en la Región Metropolitana, podría corresponder a circulación comunitaria.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.