Cómo hacer Pavlova con crema de limón sutil, nectarinas y grosellas

La Pavlova nació como un postre a base de merengue y frutos rojos en Australia y Nueva Zelanda, creado en honor a la bailarina Ana Pavlova en 1926, mientras andaba de gira en esa zona. Es un clásico de la gastronomía repostera, y por eso, la chef pastelera Franziska Rösner creó esta versión cítrica con nectarinas y limón sutil, que al mezclarse con la textura del merengue horneado queda un sabor exquisito. El proceso del relleno es sencillo y rápido, donde hay que poner ojo es en la decoración con el merengue, que se hace con una manga pastelera. Para que la textura quede bien, la chef recomienda hacerlo con maicena cernida con ralladura de limón, claras de huevo a punto nieve, azúcar granulada integrada en forma de lluvia, y el azúcar flor en tres partes.




Ingredientes:

Para el merengue de limón sutil:

· 4 claras de huevo –120 gr–

· Gotas de jugo de limón

· 120 gr de azúcar granulada

· 120 gr de azúcar flor

· 10 gr de maicena

· Ralladura de 2 limones sutil

Para el relleno:

· 100 gr de queso crema

· 50 gr de azúcar flor

· Ralladura y jugo de 1 limón sutil

· 180 gr de crema de leche fría

· 3 nectarinas

· 200 gr de grosellas rojas –zarzaparrilla–

Preparación:

1. Para el merengue: preparar una bandeja de horno con papel mantequilla o placa de silicona. Dibujar un círculo diámetro 20 – 22 cm sobre el papel. Precalentar el horno a 90°C o a fuego mínimo.

2. Cernir el azúcar flor, agregar la ralladura de limón sutil y la maicena. En un bowl profundo batir las claras con la batidora hasta punto nieve, agregar el azúcar granulado en forma de lluvia, seguir batiendo por aprox 5 min. Incorporar el azúcar flor en 3 partes en forma envolvente.

3. Con ayuda de una manga pastelera y una boquilla lisa, manguear pompones de merengue formando una corona. Con el merengue restante manguear bastones para decorar. Llevar al horno por 1 ½ hrs. Si es horno a gas, no cerrar por completo la puerta para que no se queme. Dejar enfriar.

4. Para el relleno: mezclar el queso crema, azúcar flor, jugo y ralladura de limón sutil. Batir hasta integrar bien. Batir la crema a punto chantillí e incorporarla al queso crema en forma envolvente.

5. Para el montaje: Disponer la crema de limón sobre la corona de merengue con ayuda de una manga pastelera o una cuchara. Decorar con abundantes láminas de nectarinas y las grosellas rojas.

6. Culminar con los bastones de merengue –optativo–. Refrigerar por dos horas y servir.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.