Senador Ossandón pide suspender su militancia a RN tras decisión de la Fiscalía de formalizarlo por tráfico de influencias

El senador Manuel Jose Ossandon, durante la sesion especial del Senado. FOTO: LEONARDO RUBILAR CHANDIA/AGENCIAUNO

La información fue confirmada por la vicepresidenta del partido, Paulina Núñez, quien aseguró que "creo en su palabra y en su inocencia y que esta la probará en tribunales"




Esta jornada se conoció la decisión de la Fiscalía Oriente de solicitar audiencia de formalización en contra del senador de Renovación Nacional, Manuel José Ossandón por el presunto delito de tráfico de influencias.

La determinación se adoptó tras un año de indagatoria y a horas de que el parlamentario declarara en calidad de imputado frente al Ministerio Público.

Producto de este hecho es que Ossandón solicitó suspender su militancia en RN hasta que concluya el proceso judicial en su contra.

“El senador Ossandón ha pedido al partido suspender su militancia mientras dure la investigación. Creo en su palabra y en su inocencia y que esta la probará en tribunales. La última vez que lo acusaron terminaron pidiéndole disculpas”, indicó la vicepresidenta del partido, Paulina Núñez.

La diputada agregó que “desde su casa partidaria lo vamos a apoyar para que pueda enfrentar este proceso judicial con la mejor tranquilidad y de la mejor forma posible”. Y que “está dispuesto a entregar todos los antecedentes que sean necesarios para que esta situación sea aclarada lo antes posible”.

El presidente de RN, Rafael Prohens, indicó, en tanto, que “conozco hace muchos años al senador Ossandón, desde 1992 cuando los dos eramos alcaldes de comunas pequeñas. Sé de la honorabilidad de él y su familia y es por eso que en esta situación en la que se encuentra nosotros le damos todo el respaldo. Y esperamos que pueda despejar esta duda que hay, tal como lo hizo hace un tiempo atrás”.

La indagatoria en contra del senador surgió a raíz de una denuncia interpuesta por el alcalde de Pirque, y primo del senador, Cristián Balmaceda, quien lo acusó de intervenir en el concejo municipal y ante su persona por la empresa Cavilú de la que su hijo Nicolás era administrador sin nunca revelar dicha información.

El ministro vocero, Jaime Bellolio, consultado por el tema, indicó que “al gobierno no le corresponde opinar frente a un proceso judicial que está abierto. Serán los tribunales de justicia los que deberán dar la última palabra sobre esto”.

Comenta