El colapso de CNN+: la fallida “misión Apolo” del canal de noticias

NEW YORK, NEW YORK - APRIL 21: An advertisement for CNN+ is displayed in Manhattan on April 21, 2022 in New York City. Only three weeks after its launch, CNN has announced that it's new streaming service is already planning to shut down. CNN+ had attracted well known names in media and entertainment to its line-up, which looked to compete with other streaming services and to appeal to a younger audience. Spencer Platt/Getty Images/AFP (Photo by SPENCER PLATT / GETTY IMAGES NORTH AMERICA / Getty Images via AFP)

Cientos de empleados fueron atraídos por la empresa de streaming, posicionada como el futuro de la cadena. El servicio de 5,99 dólares al mes duró un mes. El efímero experimento de CNN es la historia de una apuesta de más de 300 millones de dólares que salió mal. Se trata de un juego de poder en una gran fusión empresarial -la unión de Discovery con WarnerMedia, la empresa matriz de CNN, que se consumó en abril- y de visiones muy diferentes sobre el futuro del negocio del streaming.




El nuevo propietario de CNN, Warner Bros. Discovery, dijo el 21 de abril que cerraba el servicio de streaming CNN+ que llevaba semanas funcionando, dejando a varios cientos de empleados en la búsqueda de nuevos empleos.

Una semana más tarde, varios de esos trabajadores recibieron paquetes de CNN: cajas llenas de material con la marca de la cadena, desde bolígrafos hasta recipientes para comida, así como también artículos, como una máquina de hacer palomitas y audífonos, comentaron algunas de las personas a las que les llegaron los regalos.

Varios de ellos venían con notas de bienvenida. “Este es un momento increíble para formar parte de CNN”, decía una de ellas. “Construye relaciones y tómate tiempo para conectar con tus colegas y aprender para que aproveches al máximo tu tiempo aquí”, se leía en otra.

Los inoportunos regalos, que según la marca se enviaron por error, fueron otro golpe para los empleados que habían apostado por CNN+ -atraídos por la promesa de crecimiento en el streaming-, sólo para ver cómo se derrumbaba de forma épica.

El efímero experimento de CNN es la historia de una apuesta de más de 300 millones de dólares que salió mal. Se trata de un juego de poder en una gran fusión empresarial -la unión de Discovery con WarnerMedia, la empresa matriz de CNN, que se consumó en abril- y de visiones muy diferentes sobre el futuro del negocio del streaming.

Para los más de 400 trabajadores implicados, es también la historia de las esperanzas frustradas de quienes se ven atrapados en los problemas de una startup. El auge y la caída de CNN+ son una muestra de los riesgos que la gente está dispuesta a asumir para estar en la base de algo grande, especialmente en una industria de medios de comunicación heredada, que busca un modelo de negocios a prueba de futuro.

Entrevistas con más de una docena de personas involucradas en CNN+ describen cómo el entusiasmo, de lo que uno de los productores estrellas denominó como la “Misión Apolo” de CNN -una referencia al programa que llevó con éxito a los primeros seres humanos a la luna-, dio paso a la comprensión de que el fracaso llegaba rápidamente y sin piedad. Muchos empleados del servicio de streaming empezaron en él los últimos seis meses o incluso pocas semanas antes del lanzamiento del servicio. Varios dijeron que dejaron trabajos estables o por cuenta propia.

Los empleados de CNN+ que no sean colocados en otros puestos internos recibirán seis meses de indemnización, siempre que no abandonen la empresa en un plazo de 90 días.

El director ejecutivo de la recién creada Warner Bros. Discovery, David Zaslav, decidió poner fin a CNN+ después de saber que el servicio de 5,99 dólares al mes había conseguido unos 150.000 suscriptores en sus primeras semanas y que lo veían entre 5.000 y 10.000 personas en un momento dado, según personas relacionadas con la situación.

En opinión de Discovery, esas cifras eran una mala señal. Los ejecutivos de CNN argumentaron que CNN+ estaba en camino de alcanzar un objetivo interno de dos millones de suscriptores en EE.UU. en el primer año y que los usuarios actualmente activos eran la métrica equivocada para juzgar un nuevo servicio.

En las entrevistas, varios miembros del personal de CNN+ se mostraron frustrados por el hecho de que Discovery hiciera lo que consideran un juicio precipitado y anunciaron que los nuevos propietarios deberían haber estado más abiertos a las aportaciones, dada la falta de experiencia de Discovery en el negocio de las noticias.

Sin embargo, varios empleados manifestaron estar preocupados, incluso antes del lanzamiento, por la estrategia comercial del servicio. Un productor señaló que CNN+ se lanzó sin que los usuarios pudieran probarlo, a diferencia de Apple TV+, por ejemplo, que inicialmente ofrecía un año de servicio gratuito a quienes adquirieran nuevos dispositivos de Apple.

Uno de los desafíos era que CNN+ no transmitía la programación en directo de su canal de televisión CNN. Hacerlo sin el apoyo de los proveedores de cable que transmiten el canal podría poner en peligro lucrativos contratos de distribución. CNN+ tenía previsto añadir la televisión en directo y mantuvo conversaciones con los principales proveedores antes del lanzamiento del servicio, incluso sobre la posibilidad de distribuir la aplicación a través de sus decodificadores, dijeron dos personas familiarizadas con la planificación.

También estaba en la hoja de ruta de CNN+ un plan para ofrecer la plataforma en un paquete con descuento junto con el servicio HBO Max de WarnerMedia para octubre, comentaron algunas personas. La idea es imitar lo que ha hecho Disney al agrupar Disney+ y ESPN+.

Discovery y WarnerMedia anunciaron su fusión en mayo de 2021. Por aquel entonces, CNN estaba preparando los planes para CNN+ y los altos ejecutivos buscaban personal con experiencia que pudiera ponerlo en marcha en menos de un año. Un veterano ejecutivo lo describió como un equipo SWAT. Los reclutadores de la cadena dijeron a los potenciales contratados internos que CNN estaba dispuesto a gastar 1.000 millones de dólares en cuatro años en CNN+. “¿Cómo podrías rechazarlo?”, preguntó el veterano ejecutivo.

En febrero de este año, CNN+ estaba tomando forma, habiendo firmado acuerdos con el veterano de Fox News, Chris Wallace, la experiodista de MSNBC, Kasie Hunt, y otros talentos, mientras contrataba a presentadores de la cadena como Jake Tapper, Wolf Blitzer y Kate Bolduan para crear programas originales para la plataforma.

Dentro de CNN, algunos altos cargos estaban preocupados por seguir adelante con el servicio, dado que se esperaba que la fusión con Discovery se cerrara pronto. Pero el mensaje de seguir “a toda máquina”, según altos cargos, llegó desde los niveles más elevados de la empresa, incluido el director ejecutivo de WarnerMedia, Jason Kilar.

La empresa se entusiasmó como con una startup. Alex MacCallum, veterana del New York Times y directora general de CNN+, tenía un reloj en su oficina con la cuenta regresiva para el lanzamiento del 29 de marzo. Al principio, los empleados de CNN+ recibieron instrucciones de gastar lo que necesitaran en viajes o en traer invitados, y se les dijo que contrataran de forma agresiva, según explican los empleados de la cadena.

Discovery y WarnerMedia terminaron de crear su unión el viernes 8 de abril. El lunes siguiente, Andrew Morse, jefe de operaciones digitales de CNN y ejecutivo a cargo de CNN+, se reunió con el alto ejecutivo de Discovery JB Perrette -el nuevo jefe de streaming global de la compañía- y con el jefe entrante de CNN Chris Licht, declararon fuentes presentes en la reunión. Los ejecutivos de Discovery obtuvieron su primera información financiera sobre CNN+ y dijeron que no estaban convencidos de que tuviera un camino hacia el éxito.

Señalaron los desafíos de Discovery en el lanzamiento de servicios de streaming de nicho, incluidos los productos centrados en el tenis, la Red de Alimentos y su marca Motor Trend para los entusiastas del automóvil. La comparación de CNN con Motor Trend resultó chocante para algunos del lado de CNN. Los ejecutivos de Discovery ven las noticias como otra categoría de entusiastas, sostuvo una persona.

Los ejecutivos de CNN argumentaron que CNN+ no estaba destinado a ser un participante en la guerra de los videos en streaming -junto a magnates como Netflix Inc.-, sino un negocio de noticias por suscripción, dijeron personas relacionadas con el tema. Por otra parte, una persona comentó que, en opinión de Discovery, CNN debería centrarse en su ya amplia plataforma digital, CNN.com.

Los ejecutivos de Discovery anunciaron la suspensión de la publicidad externa de CNN+.

Ese mismo día, el 11 de abril, durante su visita a la oficina de WarnerMedia en Nueva York, Zaslav se detuvo en la planta de CNN+, elogió el trabajo que la cadena de televisión CNN estaba haciendo para cubrir la guerra en Ucrania, y no se centró en CNN+, lo que fue tomada como una señal amenazante para los empleados presentes. Además, los trabajadores, preocupados por la falta de experiencia de Discovery en el ámbito de las noticias, no se tranquilizaron cuando Zaslav mencionó el canal de noticias de Discovery en Polonia, TVN24.

Unos días más tarde, después de que los informes de prensa dijeran que el servicio CNN+ no estaba teniendo éxito, Morse organizó una reunión con cientos de empleados, desde los profesionales a los productores e ingenieros. Morse dijo a los empleados que ignoraran la opinión pública y sostuvo que CNN+ estaba cumpliendo las expectativas, aunque sin señalar cuáles, lo que dejó a algunos trabajadores preocupados.

Una persona relacionada con la decisión, dijo que Warner Bros. Discovery completó el plan para cerrar el servicio el 14 de abril. Licht no estaba preparado para hacerse cargo de CNN hasta dentro de unas semanas. La fuente agregó que Licht era consciente de que se estaban elaborando planes para anunciar el cierre y no quería que esa fuera su primera interacción con el personal de CNN+. El 19 de abril acudió a la oficina de CNN+ y se paseó estrechando la mano de la gente, entablando una pequeña charla y mencionando que su mujer había trabajado en CNN durante años, comentaron más personas.

Dos días más tarde, Licht comunicó a los altos cargos de CNN la noticia de que el servicio iba a cerrar, culpando a la anterior dirección de WarnerMedia por haber impulsado el lanzamiento en vísperas de una fusión. “Tenemos que hacernos cargo de lo que ha pasado, aunque no sea resultado de lo que hicimos”, declaró Licht. Propuso que algunos contenidos de CNN+ podrían trasladarse a otras plataformas de Warner. Bros. Discovery. Por su parte, varios empleados reconocieron la empatía de Licht en un momento difícil.

Mientras tanto, la veterana de National Public Radio, Audie Cornish, estaba rodando el tercer episodio de su programa para CNN+ cuando Licht llamó, dijo una fuente directa del asunto. Cornish, ex copresentadora de “All Things Considered”, había cerrado un acuerdo para unirse a CNN+ a principios de año, porque estaba entusiasmada con la perspectiva de una empresa de streaming. Sin embargo, Licht le señaló que CNN encontraría un nuevo hogar para ella y su contenido.

El último día de operaciones de CNN+ fue el 28 de abril, donde, según empleados, los logotipos de CNN+ se retiraron rápidamente del suelo.

Una gran escultura de CNN+ fue sustituida por una de HBO Max.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.