Expectativas de inflación para el año llegan hasta 7,1%, tras alto registro de IPC de octubre

Viajeros en aeropuerto de Santiago. Foto: Diego Martin / Agencia Uno.

De acuerdo INE en octubre, el IPC subió 1,3% ubicándose sobre las expectativas del mercado que esperaban entre 0,8% y 1%. Con ello, la inflación acumula entre enero y octubre un alza de 5,8% y 6% en doce meses. Los economistas alertaron por el fuerte saltó que registraron los precios de paquete turístico y servicio de transporte aéreo.




La inflación sigue dando sorpresas negativas. Como un invitado de piedra se está inmiscuyendo en la economía interna y todo indica que no será fácil de echar. En octubre, el IPC subió 1,3% ubicándose sobre las expectativas del mercado que esperaban entre 0,8% y 1%. Con ello, la inflación acumula entre enero y octubre un alza de 5,8% y 6% en doce meses.

En el décimo mes del año, siete de las doce divisiones que conforman la canasta del IPC aportaron incidencias positivas en la variación mensual del índice, cuatro presentaron incidencias negativas y un registro nula incidencia. Entre las divisiones con aumentos en sus precios destacó transporte (3,9%) con 0,529 puntos porcentuales (pp.) y recreación y cultura (7,8%) con 0,504pp. Las restantes divisiones que influyeron positivamente contribuyeron con 0,512pp., en conjunto. A su vez, entre las divisiones que consignaron bajas mensuales en sus precios destacó vestuario y calzado (-3,3%), que incidió -0,103pp.

Con este nuevo registro, los economistas comenzaron a ajustar sus expectativas al alza y ahora el rango fluctúa entre 6,5% y 7,1%, por arriba de la última previsión que realizó el Banco Central en el Informe de Política Monetaria (IPoM) de septiembre de 5,7%. Con esto además aparecen las voces de que el BC nuevamente subirá con fuerza la tasa de interés en su próxima reunión de diciembre.

Alejandro Alarcón, académico de la Universidad de Chile tiene hoy una estimación de 6,5%, sin embargo, dice que si se aprueba el cuarto retiro los precios pueden superar el 7% hacia fines de año.

Asimismo, Carolina Grünwald, economista jefa de Banchile espera un IPC de 0,4% para noviembre y la inflación cerraría en torno a 6,7% este año. Mismo nivel espera Felipe Ruiz, economista de BCI. “Con este registro ajustamos la inflación de fin de año a 6,7% y elevamos la perspectiva de inflación 2022 a un 4,5%. El riesgo a este escenario de inflación es hacia un mayor incremento en precios”.

En Euroamerica elevaron su proyección para el año a 6,5% desde 5,7% y BTG Pactual, su economista jefe, Pablo Cruz,“espera que la inflación se sitúe entre 6,8% y 7% en diciembre. “El hecho de que el componente de servicios de la inflación sin volátiles haya aumentado 0,6% nos recuerda que las presiones inflacionarias producto de una economía que está creciendo por sobre su potencial siguen ahí, lo que pasa es que la cifra de octubre exagera estas presiones”.

En la parte alta de las proyecciones se ubica José Godoy, jefe de análisis de la empresa de inversiones XTB Latam comenta que “es muy probable que, de aquí a fin de año, nos acerquemos a tener una inflación anual de un 7%. Esto justificaría aumentos importantes en la TPM, incluso por sobre a la tasa denominada “neutral” que está en un 3,5%. Probablemente veamos un incremento en la TPM de 175 puntos base en la reunión de diciembre, hasta un nivel de un 4,5%”.

Y Claudia Sotz, economista Jefe de Tanner Investments, asevera que “esta cifra da cuenta que seguiremos con altos registros en los últimos 2 meses del año dado la apertura de la economía. Con todo, esperamos que la inflación a diciembre 2021 se ubique en el rango de 6,8% - 7,1%”.

Vittorio Peretti, economista de Itaú subraya que si bien categorías puntuales explicaron la mayor parte de la sorpresa, “lo cierto es que se mantienen presiones relevantes al alza en el corto plazo, tanto por precios elevados de energía como por la debilidad del peso chileno, entre otros. Así, será difícil atenuar las expectativas de inflación a dos años plazo y el ritmo de ajuste de política monetaria podría ser incluso mayor hacia delante”.

La polémica de los economistas con el INE

Los argumentos del por qué estamos con precios tan elevados son internos (como los retiros de los fondos de pensiones y la discusión por un cuarto, que además golpea el tipo de cambio) y externos (como los precios de los combustibles), pero uno que llamó poderosamente la atención de los economistas fue la variación que tuvieron dos productos en particular: paquete turístico y servicio de transporte aéreo.

“IPC de octubre de 1,3% podría tener problemas en reporte o toma de precios para paquete turístico por parte del INE. Cabe analizar con cuidado eventual error”, lanzó temprano por la mañana el economista jefe de Scotiabank, Jorge Selaive en su cuenta de twitter, agregando que “parecería que requiere una explicación técnica por parte del INE”.

A lo que se refiere específicamente el economista es al salto que tuvieron esos dos productos en la canasta de IPC. De acuerdo al boletín publicado por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), paquete turístico presentó un aumento mensual de 55,8%, aportando 0,512pp. a la variación del indicador general. Acumuló 59,6% al décimo mes del año y 59,6% a doce meses. A su vez, Servicio de transporte aéreo tuvo un alza mensual de 45,4%, con una incidencia de 0,337pp., y variaciones de 79,5% en lo que va del año y de 79,5% a doce meses.

Esto se debe a que, por la pandemia, el INE comenzó a imputar precios de algunos productos priorización de productos para la recolección en terreno, manteniéndose la recolección no presencial (sitios web de establecimientos, entrevistas telefónicas o vía correo electrónico) cuando no sea posible recolectar información en terreno. Ese porcentaje hoy se ubica en 18%.

Ahora con la apertura de la economía, el INE comenzó a tomar más precios de manera efectiva siendo uno de ellos los productos de paquete turístico y transporte aéreo lo que hizo que el precio tuviera esa variación.

Jorge Hermann, economista director de Hermann Consultores explica que “durante la pandemia, se imputaron estos precios desde abril del 2020 y, recién en septiembre volvieron a aparecer con una brusca alza en octubre. No habría efecto dólar en el paquete turístico, porque el tipo de cambio de octubre 2021 (US$ 814) es muy similar al promedio enero-abril del 2020, al parecer hay un alza de precios por ajuste de demanda debido a una mayor apertura de las fronteras del país en un contexto de exceso de liquidez”.

De acuerdo al análisis de Selaive, “ya el mes pasado había comenzado la toma de precios luego de 16 meses con imputación de variación nula. El método de comparación directa fue utilizado en este caso, es decir, comparar el precio respecto al nivel de abril 2020″, dice y agrega que “lo extraño en el reporte del IPC de octubre, es el nuevo nivel que alcanza paquete turístico que es 34% superior a su mayor nivel histórico alcanzado en enero 2020, en un contexto donde los componentes de paquete turístico (hoteles y pasajes) no marcan esos altos niveles”.

José Manuel Peña, portfolio manager de Fintual acota que “esta alza puede merecer una explicación adicional: al parecer, la metodología dejó “congelado” estos precios por varios meses (método de arrastre) y solo ahora los reincorpora al cálculo, por lo que podría representar un gran salto puntual. Otros productos como entrada a espectáculos deportivos y transporte aéreo también se reincorporaron bruscamente, de hecho, este último producto anotó un aumento mensual de 45,4%, con una incidencia de 0,34% a la inflación mensual”.

Aeropuerto de Santiago. Foto: Agencia Uno.

Felipe Alarcón, economista de Euroamerica, se sumó a esas dudas: “Sólo en octubre paquete turístico hizo toda el alza acumulada del año. Se supone que el INE iba a tomar precios dos meses seguidos y ahí computar una variación de precios, para empalmar el sistema de arrastre de precios que venía haciendo debido a que no podía tomarlos. El punto es que este empalme está siendo muy violento”.

De acuerdo a los cálculos de los economistas entre paquete turístico y ticket aéreo explican cerca de 0,9 puntos porcentuales del 1,3% la inflación del mes.

Desde Santander entregan otra mirada a las cifras. Menciona “los cambios están asociados a la depreciación del tipo de cambio, una demanda interna robusta y al relajamiento de las medidas de distanciamiento social. En el caso del paquete turístico, aun cuando su variación es particularmente elevada, el dato estuvo en línea con nuestras estimaciones”.

Felipe Ruiz, economista de BCI asevera que si bien se destaca un fuerte incremento de dos productos particulares: pasaje aéreo y paquete turístico, que explican casi la mitad del IPC del mes, “estos productos recogen alzas acumuladas de meses anteriores, dado que no se había registrado durante la pandemia”.

En la industria aeronáutica ratifican que, en promedio, las tarifas están más altas que hace un año y mencionan tres factores para ello. Primero, el tipo de cambio: las deudas de las aerolíneas están en dólares y deben ajustarse a ese escenario. Segundo, el aumento del precio de los combustibles. Y tercero, y quizá lo más significativo, los precios hace un año estaban absolutamente deprimidos, con la pandemia dañando la demanda y, por ende, las operaciones. Aun así, dicen desde una aerolínea local, las tarifas actuales están por debajo de los promedios de igual período de 2019.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.