Nuevos pensionados no logran volver a niveles prepandemia y siguen postergando decisión de jubilación

FOTO:PABLO OVALLE ISASMENDI/AGENCIAUNO

Al comparar los nuevos pensionados que registra el sistema entre enero y octubre de este año, se obtienen 104.061 personas, lo que está casi 13% por debajo que igual periodo del año anterior, y representa la cifra más baja para ese lapso desde 2015. Asesoras previsionales señalan que esto ocurre en medio de la incertidumbre y por la caída de los multifondos conservadores.


En 2020 por primera vez en seis años la cantidad de personas que se pensionó disminuyó en comparación al año anterior, registrando una baja de 18% en los nuevos pensionados. Lo anterior estuvo explicado por la pandemia, según dijo la Superintendencia de Pensiones, en parte por la mayor dificultad que hubo para el desplazamiento de las personas, pese a que el regulador instruyó que todos los trámites podían efectuarse en forma virtual.

Y esa tendencia ha persistido hacia 2021, aún cuando las restricciones asociadas al Covid-19 han ido en retirada. Así, si entre enero de 2019 y marzo de 2020 se pensionaron en promedio 14.650 personas al mes; entre abril de 2020 y octubre de este año esa cifra baja a 10.199 nuevos pensionados mensuales, lo que significa una baja de 30%.

De esta forma, lo cierto es que durante el presente año los nuevos pensionados no han logrado retornar a los niveles prepandemia, pese a las menores medidas que impiden el libre desplazamiento.

Desde 2016 hasta antes de la pandemia, siempre hubo sobre 10 mil nuevos pensionados cada mes, pero desde que llegó el coronavirus esa barrera se ha superado solo esporádicamente.

De hecho, si bien en julio, agosto y septiembre de este año se registraron nuevos pensionados justo por sobre ese número, en octubre nuevamente volvieron a disminuir, ya que hubo 9.406 nuevos pensionados en dicho período.

Ahora, solo considerando lo acontecido en 2021, al comparar los nuevos pensionados que registra el sistema entre enero y octubre se obtienen 104.061 personas, lo que está casi 13% por debajo de igual periodo del año anterior, y representa la cifra más baja para ese lapso desde 2015. En todo caso, para esos mismos diez meses el descenso en 2020 (119.562 nuevos pensionados) fue mayor, de 16%, versus enero-octubre de 2019, cuando la base comparable era más alta.

La directora de Brain Invest, María Eugenia Jiménez, comenta que en un principio la pandemia paralizó todo. Y luego las AFP implementaron, por exigencia del regulador, atención remota, aunque “pocos lo saben”, señala. Jiménez recuerda que más tarde se autorizaron los retiros del 10% de los fondos, por lo que una explicación que da la ejecutiva es que puede haber personas que han preferido vivir con ese dinero.

Y “luego escucharon que los fondos disminuyeron y la Superintendencia de Pensiones hizo declaraciones señalando que se recomendaba esperar”, agrega sobre posibles razones.

En tanto, desde la consultora Alfredo Cruz y Cía, donde prestan asesoría previsional, Bernardita Infante sostiene que hay dos factores principales que durante 2021 están incidiendo en postergar la decisión de pensión. En primer lugar, dice que precisamente a las personas que están en una edad próxima a pensionarse les “han bajado los fondos por la mala rentabilidad de fondos conservadores y están esperando que se recuperen”.

En segundo lugar, señala que hay personas que “están a la espera del resultado de las elecciones para ver si eso influye en una subida, o si habrá un cambio en la ley que les permita retirar el 100% de los fondos, o si podrían volver a un sistema de reparto en algunos casos”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

El estrés puede generar efectos negativos en el organismo como envejecimiento prematuro y enfermedades crónicas, fomentando una mala calidad de vida.