Los negocios de Sotheby’s Realty Chile en tiempos de pandemia: hoteles y viviendas usadas

En la Patagonia, Chile SIR mantiene propiedades por un total de US$ 150 millones.




El turismo es uno de los sectores más golpeados en la pandemia por coronavirus, pero esto no fue impedimento para el accionista mayoritario y CEO de Chile Sotheby’s International Realty (SIR), Luis Novoa, quien llegó a la cabeza de la firma con una clara estrategia: hoteles y viviendas usadas.

A través de la sociedad de inversión Neo Science, Novoa y sus socios compraron un 56% de la propiedad de Sotheby’s Realty Chile en abril. Otro 5% fue adquirido por Oceanum, también liderada por Novoa, completando un 70% de Chile SIR.

Con esto, el empresario puso en marcha una ambiciosa agenda para este año en los mercados de segunda vivienda, residenciales, estancias, haciendas, islas privadas, parques de conservación y terrenos agrícolas.

Según comenta Novoa, la fuerte caída en los precios y la fortaleza del dólar en Chile, mantiene atentos a Family offices, fondos de inversión y grupos hoteleros chilenos y extranjeros en búsqueda de oportunidades de negocios.

“Abrimos una nueva área que es Hospitality, donde prestamos asesoría a inversionistas para la compra o la venta de hoteles. Daremos una fuerte salida a todo lo que es terrenos en la Patagonia. Este sector se ha movido bastante a pesar de la pandemia. El alza del dólar ha generado que las propiedades sean bastante más baratas para los extranjeros”, explica Novoa.

En la Patagonia, Chile SIR mantiene propiedades por un total de US$ 150 millones.

Viviendas y pandemia

El mercado local comenzó a retrasar sus decisiones de inversión a partir del 18 de octubre pasado, ante el incierto escenario que delineó el estallido social.

Si bien esto tuvo impactos concretos para Sotheby’s Realty Chile, la firma ha visto una sostenida reactivación en el tráfico de sus sitios webs a partir de marzo.

Novoa explica que la recuperación del mercado se centra en las viviendas usadas, no así en el segmento de venta de departamentos y casas nuevas.

“La gente que postergó sus decisiones de inversión está considerando que la situación actual se mantendrá por un tiempo, lo cual impulsa a tomar las oportunidades que se dan. En el caso de los arriendos, se están aceptando precios que quizás no eran los esperados. La contingencia genera un grupo de gente que tiene liquidez ya está mirando sectores que han bajado bastante de precio para generar inversión”, explica Novoa.

De esta forma, la firma destaca que los precios de las viviendas sufrieron una abrupta contracción tras el estallido de la crisis social, lo cual congeló negocios durante el tercer trimestre del año pasado.

Sin embargo, las oportunidades no solo se explican por la actual caída en los precios de las viviendas usadas, sino también en las proyecciones respecto a la evolución de este mercado.

“Mucha gente piensa achicarse, pero en el rango que nosotros nos movemos, hay otros que están en busca de oportunidades de inversión a buenos precios (...) Esperamos que los precios de las propiedades no continúen al alza como se vio en los últimos años, y más bien se mantengan por un par de años”, concluye Novoa.

Comenta