El crecimento de las manufacturas en junio rompe todos los pronósticos, pero la minería cae y frena la expansión de la producción industrial

Imagen-Trabajadores-Pyme-4-900x600

El índice de Producción Minera, por su parte, se contrajo 1% interanual en junio debido la menor actividad registrada en la minería metálica que disminuyó 2,3%.




La economía chilena dio señales mixtas de recuperación tras sufrir en 2020 la peor crisis desde 1982, producto de la pandemia y también los efectos del estallido social.

Esta mañana el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) reportó que el índice de producción industrial (IPI) experimentó un crecimiento de 6% en junio, gracias al más que positivo desempeño de las manufacturas y a pesar de la contracción de la minería.

Se trata del mayor crecimiento desde abril de 2018 (7,2%) y se compara con el 3,5% que mostró el IPI el mes pasado.

El índice de Producción Manufacturera rompió todos los pronósticos y subió un 14,6% en el sexto mes del año. Los expertos consultados por Bloomberg esperaban una mejora inferior al 10%.

El alza de este indicador se explica en gran medida, por el alza interanual de 6,9% en elaboración de productos alimenticios. Esto último se debió, principalmente, a una mayor producción de pan envasado, a causa de un incremento en la demanda nacional.

Menor producción de cobre

El índice de Producción Minera, por su parte, se contrajo 1% interanual en junio debido la menor actividad registrada en la minería metálica que disminuyó 2,3%, producto de la baja en la extracción y procesamiento de cobre.

Esto último, dijo el INE, como consecuencia de un menor procesamiento y una baja ley de mineral en una importante empresa del rubro.

Por último, el Índice de Producción de Electricidad, Gas y Agua creció 2,4% en doce meses, debido a que dos de las tres actividades que lo componen presentaron aumentos en su actividad.

Destacó electricidad, que se incrementó 3,6%, incidiendo 2,532 pp. en la variación del ´índice, producto de la mayor generación eléctrica, especialmente del tipo hidráulica y solar, mientras que la generación en base a la agrupación gas / gas natural licuado disminuyó.

En tanto, distribución eléctrica presentó una caída en su actividad.

Agua aumentó 3,1%, a causa de un mayor suministro hacia todos los destinos, destacando el tipo residencial.

Por el contrario, gas bajó 4,8%, debido a una menor regasificación de gas natural licuado.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.