El jugoso dividendo que recibirá la familia Luksic de parte de Antofagasta Minerals

Jean Paul Luksic: Cualquiera que sea el resultado de las elecciones, Antofagasta plc seguirá contribuyendo a la recuperación económica

Los US$506 millones en beneficios (levemente por sobre los US$501 millones de 2019), significará dividendos por acción de 54,7 centavos de dólar.




Los buenos resultados de de Antofagasta PLC en medio de la pandemia también dejará a la familia controladora con recursos considerables luego de la próxima entrega de dividendos, ya que la compañía anunció que repartirá el 100% de las ganancias de 2020.

Así, los US$506 millones en beneficios (levemente por sobre los US$501 millones de 2019), significará dividendos por acción de 54,7 centavos de dólar, por lo que el 60,6% que posee la familia Luksic a través de las sociedades Metalinvest Establishment y Kupferberg Establishment, controladas a su vez por Abaroa Foundation, le reportará dividendos por US$327,12 millones.

En tanto, Jean Paul Luksic, que a través de Aureberg Foundation posee el 4,21% de la propiedad de la minera, recibirá US$22,95 millones.

El 100% anunciado está muy por sobre el 67% repartido con cargo al ejercicio 2018, y el 35% final con cargo a 2019.

La compañía anunció además que en 2020 el Ebitda (ganancias antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones) subió 12,3% a US$2.739 millones por mayores ingresos y menores costos unitarios debido a la debilidad del peso chileno, y una baja en los costos de insumos. Todo impulsado por el fuerte incremento del precio del cobre y que tiene a la compañía con un salto en su valorización.

Además, a pesar de la baja en producción en 2020 y menores ventas de cobre, los ingresos del año pasado subieron en 3,3%, a US$5.129 millones, impulsados por las alzas en los precios del cobre y el oro.

Desde Antofagasta PLC, señalan que en 2019 el pago de impuestos fue de US$506 millones, y con cargo al ejercicio 2020 serán más de US$530 millones.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

El animal habría nadado más de 160 kilómetros alejándose de su hábitat en el mar Ártico. Por el momento, las autoridades estudian si deberían devolverla al mar o mantenerla en un tanque de agua hasta que se recupere.