Gobierno acelera reforma previsional e iniciaría debate prelegislativo con la oposición

Gente

Foto: Andrés Pérez

Se espera que la ministra del Trabajo presente la propuesta a los parlamentarios de las comisiones especializadas en las siguientes dos semanas.




El Ejecutivo está decidido a agilizar la discusión del proyecto que modifica el sistema de previsión social y ya comenzó a dar los primeros pasos. Junto con el reconocimiento realizado por el Presidente Piñera de que este tema sería una de las prioridades para 2020, desde el Ministerio del Trabajo empezaron a mover las piezas para iniciar un trabajo prelegislativo que involucre a la oposición, con tal de lograr un acuerdo grande y ojalá en los próximos días dar curso a la tramitación de la iniciativa.

Dentro del gobierno ha primado la idea de que este es uno de los puntos prioritarios de demanda social y que debe haber una señal fuerte en ese sentido. Por lo mismo, de acuerdo con fuentes bien informadas, no aspiran a "pirquinear los votos", sino que esperan lograr un consenso amplio con la mayor parte de la oposición. Es por ello que la ministra del Trabajo, María José Zaldívar, se contactó ayer con las presidentas de las comisiones ad hoc tanto en la Cámara como en el Senado, diputada Gael Yeomans (FA) y senadora Adriana Muñoz (PPD) para coordinar una reunión en que el gobierno les daría a conocer su propuesta, previo al envío de las indicaciones y así dar paso a un período de negociaciones.

Esta estrategia de trabajo prelegislativo obedecería a dos situaciones. Una, es que internamente en el gobierno consideran que, dada la fragilidad del respaldo ciudadano, no se pueden arriesgar a presentar sus indicaciones y enfrentar un desfile de voces rechazando cada uno de los puntos de la propuesta. Y lo segundo, es que idear un sistema de reparto no sería tan fácil de comunicar masivamente, pues perciben que los chilenos aspiran a la solidaridad, pero no están muy dispuestos a que salga de sus bolsillos. Acotan que un entendimiento amplio facilitaría el despliegue comunicacional.

En cuanto al contenido de la propuesta, quienes han conocido los informes del gobierno indican aún se mantienen dudas -y que podrían ser objetivo de negociación- en torno a si la contribución patronal será de 5 o 6%; si la gradualidad será de 6 u 8 años. Sostienen que hay convencimiento en el ministerio de que el 3% se debe destinar a cuentas individuales, pero que no han cerrado la puerta a que también el 3% se vaya a solidaridad.

Respecto de la administración se indicó que se está buscando que un ente fiscal administre el 3% de cuenta individual y crear otra entidad para el componente de reparto.

Se señala que estaría decidido no tocar el 10% de las AFP, pero tampoco cederles más puntos de cotización para que lo gestionen. La propuesta incluiría participación de los afiliados en los directorios de las AFP, y una mayor regulación en cuanto a las utilidades.

Cabe recordar que desde Chile Vamos se puso sobre la mesa la posibilidad de tener una pensión mínima universal, pero que no obtuvieron respuesta ni positiva ni negativa desde Trabajo.

Oposición afina su idea

En tanto en la oposición ayer concretaron un segundo almuerzo en el Senado donde participaron todos los integrantes de la Comisión de Trabajo incluido los tres senadores y seis diputados. Solo se excusó por segunda vez el diputado Gabriel Silber (DC)-quien había liderado las negociaciones sobre este tema antes del estallido social- pero sí asistió la senadora Carolina Goic (DC). Esta instancia fue generada por los presidentes de ambas cámaras, senador Jaime Quintana (PPD) y diputado Iván Flores (DC), tras solicitar al gobierno que retirara su proyecto.

"Dada la importancia del tema queremos actuar lo más coordinado posible como oposición, y alejarnos de acuerdos aislados", recalcó Muñoz al sostener que el lunes se reunirán los asesores para definir y afinar la hoja de ruta de la oposición. Asimismo, Yeomans acotó: "Todos queremos llegar a un proyecto común. Coincidimos con el gobierno que se debe apurar el tema, pero con el objetivo de llegar a un sistema solidario, de seguridad social".

Mientras que desde el oficialismo el diputado Alejandro Santana (RN) llamó a conversar: "Esta es la reforma más urgente e importante, por tanto, requiere un acuerdo amplio del oficialismo y la oposición donde todos cedamos. Lo que no puede pasar es lo que ocurrió con la tributaria que estuvimos 17 meses discutiendo en el Congreso".

Por su parte, el diputado Guillermo Ramírez (UDI) sostuvo que la reforma debía tener tres principios: "Mejorar las pensiones, ser financiable y sostenible en el tiempo. En ese marco será la propuesta del gobierno, y espero que la oposición actúe sobre esa misma base y no actúe solo para la galería".

Comenta