Gremios valoran implementación gradual de las 40 horas, pero piden atender las necesidades específicas de ciertos rubros

Los cambios introducidos a la iniciativa buscan implementar cambios a jornadas especiales, incluyendo apoyos a las pymes, entre otras materias. Desde el comercio piden complementar con reducción y flexibilización de los horarios de atención de los centros comerciales.


Con una mirada positiva recibieron distintos gremios del país el anuncio de las indicaciones que el Gobierno ingresó a su proyecto de reducción de la jornada laboral. Los cambios introducidos a la iniciativa buscan implementar cambios a jornadas especiales, incluyendo apoyos a las pymes, entre otras materias.

Al repecto, el presidente de la CNC, Ricardo Mewes, destacó la gradualidad con que se implementará la normativa laboral.

“Nos parece positivo que se haya considerado una implementación gradual de la normativa, ya que creemos que el plazo de 5 años permitirá a las empresas, sobre todo a las más pequeñas, poder hacer los ajustes y adaptaciones necesarios”, afirmó.

Sinembargo, planteó que, a su juicio, sería “relevante considerar mejoras a la productividad, lo que no está recogido en las indicaciones”.

Otra materia en la que Mewes ve espacios para mejorar el proyecto es que “aún falta profundizar más respecto de medidas de adaptabilidad como los bloques de entrada y salida, la posibilidad de pactar horas extraordinarias compensando con días de feriado legal adicionales o las bolsas o bancos de horas”.

“Nos hubiera gustado que en las indicaciones se incluyera nuestra propuesta de semestralizar o anualizar la jornada, ya que ello permitiría, tanto a empleadores como trabajadores, poder organizar mejor sus tiempos en función de sus necesidades”, afirmó.

Agregó que ven relevante “que estas medidas se puedan construir a partir de la realidad de cada empresa o sector y que esa construcción sea fruto del diálogo social permanente entre representantes de trabajadores y empleadores”.

Por su parte, la presidenta de la Asociación de Marcas del Retail, Paula Valverde, valoró que el objetivo común de mejorar la vida de los trabajadores, y “en tal sentido, valoramos los anuncios realizados hoy por el Gobierno, especialmente en lo que respecta a la gradualidad para implementar esta reducción de la jornada laboral”.

Sin embargo, remarcó que “así como vemos cierta flexibilidad para sectores como la minería, transportes, gastronomía y turismo, no apreciamos lo mismo con el sector comercio”.

Al respecto, aseguró que para los centros comerciales “la nueva jornada laboral debe complementarse con una reducción y flexibilización de los horarios de atención de los centros comerciales, atendiendo las necesidades y requerimientos de cada rubro”

“Hoy, los malls obligan a las marcas y tiendas del retail a abrir en horarios en que el flujo de público y la venta son prácticamente nulas como, por ejemplo, el período de tiempo comprendido entre las 10 y 11 horas. Esto, más que aumentar la productividad de las tiendas la disminuye, con el consiguiente alza e impacto en el costo de tener que operar en un horario que no es eficiente. Si no se encuentra una salida a esta situación, el perjuicio económico podría deprimir un rubro que aporta en forma muy relevante al desarrollo económico del país”, adivirtió.

En tanto, el presidente de la Corporación de Apoyo al Emprendimiento G100, Alfredo Grez, valoró que el proyecto “apunta a lograr mejores equilibrios entre trabajo, tiempo libre y para estar con la familia”.

Sin embargo, planteó que “el punto relevante es cómo las pymes van a poder soportar este cambio entendiendo que esas 40 horas no se traducen necesariamente en productividad directa en las pymes. Por lo tanto, sería interesante conocer en mayor profundidad cuál es el apoyo a las pymes para poder adaptarse a este cambio, entendiendo que ya hay empresas de mayor tamaño que se han sumado, pero es relevante entender que las pymes tienen otra dinámica, financiamiento y lógica detrás”.

“Creo que se debe ser muy cuidadoso y respetuoso de cómo poder abordar más del 80% de las empresas que hoy dan gran parte del empleo”, agregó Grez.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

La agricultura vertical, permite asilar el frío, utilizar 70%-90% menos de agua y 95% menos de fertilizantes.