Por qué Facebook y Google luchan contra los medios sobre pagar por las noticias

El enfrentamiento en Australia está siendo visto como un caso de prueba para el resto del mundo.




Facebook Inc. acordó el martes restaurar las noticias en su plataforma de Australia, luego de un apagón de cinco días que se produjo en medio de un enfrentamiento con el gobierno del país por una propuesta que obligaría a las empresas de tecnología a pagar a los medios o agencias de noticias por el contenido.

El enfrentamiento actual, que también involucra a Google de Alphabet Inc., representa la ebullición de una pregunta latente en todo el mundo: ¿Deberían las grandes plataformas tecnológicas tener que pagar a los medios por los artículos de noticias que se ven en sus sitios?

¿Por qué no han tenido que pagar Google y Facebook por las noticias?

Google y Facebook dicen que ayudan a los medios de comunicación entregando tráfico. En su opinión, exigir que las empresas de tecnología paguen para mostrar noticias viola los principios de links abiertos que hacen que la web funcione. Los medios dicen que la razón principal por la que no se les paga es el desequilibrio de poder entre ellos y las plataformas tecnológicas, cuyo papel en la distribución de sus historias es tan importante, que los medios sienten que no tienen más remedio que aceptar los términos de las empresas de tecnología.

Las leyes sobre derechos de autor difieren según el país, pero en los Estados Unidos, los titulares de noticias y los fragmentos que aparecen en las búsquedas de Google generalmente se consideran un uso justo de ese contenido según la ley de derechos de autor, lo que significa que una empresa puede mostrar esos fragmentos sin tener que negociar una tarifa de licencia del titular de estos derechos de autor. Determinar qué debe contarse como uso legítimo es complicado; incluye sopesar factores tales como si un fragmento de noticias en una plataforma tecnológica podría considerarse un reemplazo del artículo completo, lo que perjudicaría al medio.

No se sabe si el uso actual de contenido de noticias por parte de Google y Facebook es legítimo o justo porque los tribunales no han juzgado un caso. Una decisión legal clave de 2007 ofrece un precedente de lo que los abogados de derechos de autor esperan hoy. En ese caso, Perfect 10, una revista de pornografía, había demandado a Google, alegando que las fotografías en miniatura indexadas en la búsqueda de imágenes de Google habían perjudicado su negocio. La Corte de Apelaciones del Noveno Circuito se puso del lado de Google, principalmente porque vio el motor de búsqueda de Google como un “indicador” del contenido de Perfect 10, no como un reemplazo del mismo.

Google ha citado el fallo y otros para argumentar que respeta los derechos de autor de los medios.

¿Por qué los medios creen que Google y Facebook deberían pagar por las noticias?

Los medios y las agencias de noticias argumentan que el negocio de Google ha cambiado enormemente desde el fallo Perfect 10 en 2007. En los primeros días de Google, una búsqueda mostraba una lista de enlaces a los sitios web de los editores. Hoy en día, Google a menudo intenta responder las consultas de los usuarios por sí mismo, llenando la parte superior de su página de resultados con imágenes grandes y texto que a menudo se extraen de los editores, lo que hace que sea menos necesario que los usuarios hagan clic en el enlace de un editor.

Los usuarios de Facebook pueden discutir de un lado a otro sobre un link de un artículo de noticias en función de un titular y una imagen en las que puede que nunca hagan click y, por lo tanto, nunca llegan a la página del medio. Mientras tanto, el gigante de las redes sociales puede monetizar la atención y el compromiso que genera la publicación con sus propios anuncios.

Google y Facebook se han convertido en gigantes publicitarios, este mismo item, la publicidad, representó la gran mayoría de sus ingresos el año pasado, US$ 181,69 mil millones y US$ 86 mil millones, respectivamente. En contraste, los ingresos por publicidad de los medios de comunicación y las agencias de noticias han disminuido constantemente.

¿Cómo han intervenido los gobiernos?

Los gobiernos de todo el mundo se han movido para cambiar el equilibrio de poder entre las grandes plataformas tecnológicas y los medios de comunicación a medida que se hacía evidente la desventaja financiera de la industria de las noticias en el modelo actual.

En 2019, la Unión Europea cambió sus leyes de derechos de autor para permitir que los editores soliciten a las plataformas tecnológicas que paguen por usar fragmentos de su contenido. Cuando Francia se convirtió en el primer país en implementar la directiva, Google presionó duramente contra la ley y amenazó con cerrar Google News si se veía obligado a pagar por las licencias. En enero, Google firmó un acuerdo con un grupo de medios franceses en pos de crear un marco para pagarles por las noticias en línea.

En los Estados Unidos, un proyecto de ley bipartidista ha estado dando vueltas en el Congreso durante los últimos años, el que daría a los medios de noticias el derecho a unirse temporalmente para negociar con Google y Facebook. El proyecto de ley no se ha vuelto a presentar en la sesión actual.

Se espera que Australia apruebe una versión más estricta de dicha regulación, que requeriría que las plataformas tecnológicas de gran tamaño, es decir, Google y Facebook, participen en un arbitraje de “béisbol” con los medios de comunicación para llegar a un acuerdo sobre el pago de las noticias. Este método de arbitraje implica dos partes que no pueden llegar a un acuerdo, cada una presentando una única oferta final, donde el árbitro o mediador elige una. En este caso, está diseñado para nivelar el campo de juego entre los gigantes tecnológicos y con quienes están negociando, los medios.

¿Cómo han respondido las plataformas tecnológicas?

En los años previos al enfrentamiento en australia, Google y Facebook respondieron a la creciente presión de los medios y políticos arrojándoles dinero a los mismo medios de noticias, mientras ellos profundizaban en el tema central de los derechos de autor. Los pagos han adoptado varias formas, desde subvenciones hasta nuevos productos como Facebook News Tab o Google News Showcase, que permiten a las plataformas tecnológicas pagar algunos contenidos en sus propios términos.

Tanto Google como Facebook se acercaron inicialmente a la propuesta de ley australiana de la misma manera, amenazando con cerrar sus servicios en el país si se aprobaba. En una publicación de un blog de diciembre, Google calificó la propuesta de Australia como “inviable”.

Posteriormente, sus estrategias divergieron: Google anunció un acuerdo global de tres años con News Corp, la empresa matriz de The Wall Street Journal, por un valor de “decenas de millones” de dólares en pos de licenciar contenido de News Corp para varios productos. Mientras tanto, Facebook cumplió su amenaza de eliminar noticias de su plataforma y lo hizo el 18 de febrero.

William Easton, director gerente de Facebook en Australia y Nueva Zelanda, dijo que la compañía tiene una relación diferente con las noticias que la de Google porque “los medios eligen voluntariamente publicar noticias en Facebook”, mientras que la búsqueda de Google rastrea la web.

Easton también dijo que la ganancia comercial de Facebook a partir de noticias fue mínima. “Las noticias representan menos del 4% del contenido que la gente ve en su News Feed”, dijo.

El tráfico a los medios de comunicación australianos se desplomó poco después de que Facebook actuara. Según los datos de la firma de análisis Chartbeat, los medios australianos vieron disminuir el tráfico de lectores fuera del país en aproximadamente un 20% en las horas posteriores a que Facebook sacó los links de artículos de noticias para sus usuarios allí.

El martes, Facebook acordó restaurar las noticias en su plataforma en Australia, luego de un acuerdo con el gobierno australiano que le dara más tiempo para llegar a acuerdos individuales con los medios antes de que comience el proceso de arbitraje, entre otros cambios.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.