Ventas de empresas cementeras repuntan por mejor momento de construcción

cemento-1023x573

En un contexto donde el despacho de cemento subió 5% y el de hormigón 6%, producto de la mayor inversión en el sector, las ventas de las principales cementeras del país subieron 5,3% a junio de 2019. Se trata de un cambio en el ciclo, pues se revirtió la tendencia observada en los dos últimos años.




El positivo comportamiento de la inversión durante la primera parte del año tuvo un gran protagonista: la construcción. La mayor expansión en la inversión en el segundo trimestre se apoyó, en parte, por este sector y provino principalmente de grandes proyectos en la minería, lo que favoreció a este rubro de la actividad económica.

Uno de los indicadores que entrega luces respecto al dinamismo que experimentó la actividad en el sector es la venta de cemento y hormigón, insumos claves para el desempeño sectorial. Los datos que reflejan lo anterior es el resultado de las principales empresas cementeras del país. Melón, Polpaico y Bío Bío en conjunto presentan un incremento de 5,3% en sus ventas en el primer semestre, totalizando US$477 millones.

Esto, además, va en línea con las cifras de la Cámara Chilena de la Construcción (CChC), que mostró que el despacho de cemento aumentó un 5% en los primeros seis meses del año, mientras que el de hormigón subió 6%. De hecho, el índice de los despachos de materiales para la construcción -que incluye cemento, fierro, madera, entre otros-, creció 2,5%.

Se trata de un cambio en el ciclo, pues se revirtió la tendencia observada en los dos últimos años. En el primer semestre de 2017 el despacho de cemento cayó 10% y aunque en el mismo periodo de 2018 se vio una mejora, de todas formas cerró con una baja de 1%, de acuerdo a datos de la CChC.

En términos de volúmenes también se refleja la mayor actividad en el sector de la construcción, dado que durante el primer semestre los despachos de cemento totalizaron 2 millones de toneladas, el mayor nivel visto desde 2016. Las de hormigón, en tanto, totalizaron 8,6 millones de toneladas en el periodo analizado.

Por el contrario, el despacho de las barras de acero anotó un caída de 1,7% en el primer semestre.

Por compañía, la principal alza en las ventas la protagonizó Polpaico, con un incremento de 6,8%. Le sigue Melón con un aumento de 5,2% y luego Bío Bío con un 4,4%. Pero el movimiento al alza no fue suficiente para compensar el alza de costos, que llevó a que todas las cementeras disminuyeran sus ganancias. Las bajas van entre 47% y 57%.

Entre los factores que elevaron los gastos de las firmas, las cementeras mencionan en la entrega de resultados al primer semestre el mayor costo de las materias primas importadas y en la distribución de los productos debido a mayores tarifas de fletes por efecto del mayor costo del diésel.

Sin embargo, en este escenario de mayores ventas, las empresas del rubro advierten sobre el impacto de nuevas normativas en los resultados. Cementos Bío Bío dice en su análisis enviado a la Comisión para el Mercado Financiero que "actualmente se encuentra iniciando su primera etapa de aprobación un proyecto de ley de reforma tributaria que contempla una modificación a la base sobre la que se aplica el impuesto a las emisiones de contaminantes locales y CO2, que de aplicarse a la industria cementera afectaría su actividad, resultados y rentabilidad".

Melón menciona entre los riesgos regulatorios que "existe también un proyecto de nuevo plan regulador en la ciudad de la Calera que propone cambios de uso de suelo que eventualmente afectarían el nivel operativo de la compañía".P

Comenta