Científicos están desarrollando un novedoso medicamento para combatir el coronavirus

Imagen referencial.

Ante la historia de los patógenos que han afectado a la humanidad, un grupo de investigadores logró identificar un elemento clave en los coronavirus que permitiría la creación de un fármaco para este y futuros virus.




El coronavirus ha convivido con la humanidad desde los orígenes de esta, provocando pandemias a lo largo de la historia.

Estudios han mostrado que versiones pasadas del Covid-19 podrían haber afectado a los antepasados de las personas que viven en el este de Asia hace 25.000 años y existen otros que, si bien no han “saltado” a los humanos, han estado circulando por más de 70 años en los murciélagos.

Solamente en el siglo XXI, el mundo ha debido enfrentar cinco pandemias (SARS-CoV, gripe aviar, AH1N1, MERS-CoV y Sars-CoV-2), siendo tres de estas cinco emergencias sanitarias globales iniciadas por especies de coronavirus.

Por lo mismo, y calculando que las últimas pandemias han afectado a la población aproximadamente cada siete años, los científicos de la Facultad de Medicina Feinberg de la Universidad Northwestern han logrado generar un novedoso medicamento para tratar el Sars-CoV-2 y que también podría servir para futuros coronavirus.

El equipo de la casa de estudios en el Centro de Genómica Estructural de Enfermedades Infecciosas (CSGID, sus siglas en inglés) logró expresar, purificar y cristalizar la proteína nsp16, que se une al fragmento genómico del virus Sars-CoV-2 mantenido en su lugar por un ión metálico. Este fragmento es utilizado como “plantilla”, responsable de contar con los componentes elementales del virus para su posterior replicación.

Los investigadores, liderados por Karla Satchell, profesora de microbiología e inmunología en Feinberg, encontraron información clave sobre esta proteína y con su equipo, están colaborando con químicos para diseñar medicamentos contra esta proteína.

La nsp16 es considerada un elemento clave para la supervivencia de los patógenos, especialmente de los coronavirus, encontrándose en las distintas versiones de éste, y que le permitiría al virus “esconderse” del sistema inmunológico del organismo infectado, logrando replicarse sin una “barrera” que lo contenga.

Este estudio entregaría la información necesaria para el desarrollo de medicamentos contra el Sars-CoV-2 y nuevos coronavirus.

Satchell mencionó al sitio Northwestern Now que “existe una gran necesidad de nuevos enfoques para el descubrimiento de fármacos para combatir la pandemia del Covid-19 y las infecciones de futuros coronavirus”.

La líder del equipo agregó al medio que existe la posibilidad de fabricar un medicamento que se ajuste específicamente a este “bolsillo único” donde se encontraría la proteína que bloquearía la función de la nsp16, deteniendo al virus antes de que las personas se enfermen en demasía.

Satchell espera que cualquier fármaco desarrollado a partir del descubrimiento de esta “bolsa” podría ser administrado al inicio de la presencia de síntomas, para evitar su desarrollo y complicaciones.

“La idea es que este futuro fármaco funcionaría temprano en la infección. Si alguien a tu alrededor contrae el coronavirus, corres a la farmacia a buscar tu medicación y la tomas durante tres o cuatro días. Si estuvieras enfermo, no te enfermarías tanto”, finalizó la profesora.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.