Colo Colo festeja con el terror de la U y agranda su dominio en el Superclásico

Marcos Bolados anota el 1-0 de Colo Colo, cuando recién jugaban seis minutos del Superclásico ante la U. FOTO:FRANCISCO LONGA/AGENCIAUNO

Un inicio arrollador, con dos goles en 10 minutos. El Cacique cimentó desde temprano su victoria sobre una pobre Universidad de Chile, que no puede sacudirse los ochos años sin ganarle a su archirrival. Bolados, Arias (autogol) y Jara anotaron para el líder, que mantiene su diferencia de cinco puntos con el segundo de la tabla.


El Superclásico del fútbol chileno tiene un solo dueño: Colo Colo. Le duele a Universidad de Chile, claro, pero es lo que se ve en la cancha. No hay oposición real. El 3-1 es la referencia más importante, obviamente, pero hay otros valores en el juego donde el Cacique saca demasiada diferencia. Presencia, confianza, amor propio. Conceptos que se acentúan cuando enfrente hay inseguridad, debilidad e imprecisiones. O miedo, derechamente. Esta versión azul es incapaz de llevar la carga de ocho años sin vencer al archirrival. Todos lo notan, especialmente los jugadores de Cacique.

El único jugador local al que no le quema la pelota es Joaquín Larrivey, pero es porque el delantero argentino no la toca. Se habló de un contexto de paridad, de fuerzas equilibradas, pero en Rancagua hay un solo equipo: el blanco. La presentación de quien hace de anfitrión es paupérrima, al límite de lo amateur, aunque una escuadra de liga de barrio por lo menos exhibiría más vergüenza deportiva a falta de buen juego.

Esteban Valencia, el técnico, cumple con su intención de cambiar el esquema. Sienta a Marcelo Cañete y prueba con Pablo Aránguiz abierto por la izquierda. Irrelevante. El problema del chuncho no es el dibujo sino el terror. Camilo Moya, Gonzalo Espinoza y Mario Sandoval, sombras de un futbolista. Y atrás, la U es un flan cuando la jugada pasa cerca de Ramón Arias y el juvenil Marcelo Morales. Colo Colo ni siquiera tiene que esforzarse para sacar una ventaja importante.

A los 11 minutos el partido ya está 2-0. Marcos Bolados (6′) y Arias en propia meta le dan una tranquilidad impensada a los albos. Los pupilos de Gustavo Quinteros no hacen su mejor partido. No lo necesitan. Leo Gil no es el titiritero habitual, Pablo Solari (cargado a la izquierda) no desnivela tanto. Colo Colo se impone por escudo más que por rendimiento. Lo increíble es que si no fuera por el finiquito desastroso de Iván Morales, su escuadra podría llevar tres o cuatro de diferencia antes del descanso. Alcanzó en el primer tiempo con presionar la salida. Y ni tanto. Una marca normal y sus rivales la pierden. Morales quedó solo dos veces en esas pasadas. En ambas falló.

Costa festeja el 2-0 de Colo Colo, pero el gol no fue de él, sino que se dio por autogol de Arias. FOTO:FRANCISCO LONGA/AGENCIAUNO

Agradecido por la desventaja, aunque suene contradictorio, Valencia ocupa el descanso para remecer a sus jugadores. Retira del campo a Moya y manda a la cancha al postergado Cañete, quien algo insinúa en sus primeros minutos. La U busca recuperar en campo rival, se aproxima a la portería de Brayan Cortés. Hay algo de oposición, pero todo se acaba con el patadón de Sandoval a Bolados. Un plancha criminal que se adjudica tarjeta roja, aunque Roberto Tobar recién la define con el llamado del VAR.

Ahí se terminan las esperanzas estudiantiles. Colo Colo tiene el marcador, las variantes y un hombre más en el campo para controlar el partido a su antojo. El balón circula, a veces con displicencia. Costa se alza como el más importante del puntero. Tiene en sus pies el 3-0, pero una lesión y el exceso de confianza impiden que el cuadro popular festeje otro gol.

Aunque los universitarios se crean alguna opción por medio de Junior Fernandes (entró bien por Aránguiz), la farra colocolina es evidente. Tiene nombre y apellido: Morales, que no decide bien en los metros finales. Demasiada benevolencia, quizás. El partido entra en el epílogo y Quinteros ya efectuó varios cambios. Uno de ellos, Ignacio Jara, que cinco minutos después de su ingreso pone justicia al marcador con un zurdazo bajo. Era lo mínimo para la superioridad que se exhibe en El Teniente.

Y si bien Cañete se inscribe con el del honor (88′), la cartas ya están echadas. El triunfo de Colo Colo es inapelable, los ocho años sin triunfos de la U en el Superclásico se estiran y el puntero se coloca a cinco puntos de su escolta, Unión La Calera, y a ocho de Universidad Católica, que tuvo libre en esta fecha. Colo Colo, sin brillar, sigue su tranco firme. Rubrica credenciales de candidato al título.


FICHA DEL PARTIDO

U. de Chile 1: Fernando De Paul; Yonathan Andía, Osvaldo González, Ramón Arias, Marcelo Morales; Gonzalo Espinoza (71′, Sebastián Galani), Camilo Moya (46′, Marcelo Cañete), Mario Sandoval; Franco Lobos (71′, Nahuel Luján), Joaquín Larrivey, Pablo Aránguiz (60′, Junior Fernandes). DT: Esteban Valencia.

Colo Colo 3: Brayan Cortés; Óscar Opazo, Maximiliano Falcón, Emiliano Amor, Gabriel Suazo; César Fuentes, Leonardo Gil; Marcos Bolados (70′, Joan Cruz), Gabriel Costa (70′, Vicente Pizarro), Pablo Solari (79′, Ignacio Jara); Iván Morales (86′, Javier Parraguez). DT: Gustavo Quinteros.

Goles: 0-1, 6′, Bolados toca con borde externo un desvío de Suazo y descoloca al portero; 0-2, 11′, autogol de Arias, tras un cabezazo de Costa que pega en el poste y luego rebota en el pie del zaguero; 0-3, 84′, Jara define de zurda baja a pase de Cruz; 1-3, 88′, Cañete toma en segunda un tiro libre..

Árbitro: Roberto Tobar. Amonestó a Moya (U); Cortés, Costa, Opazo, Amor (CC). A los 59′, expulsa a Sandoval por violenta falta a Bolados, acusada por el VAR.

Estadio El Teniente de Rancagua: 9 mil personas, aprox.

En cursiva, jugador juvenil

----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.