Camilo Ballesteros (PC) y el uso de la imprenta de Segegob para afiches de No más AFP: "No lo volvería a hacer"

A_UNO_409006

Esta mañana el Gobierno llevó a Fiscalía el informe de Contraloría que dio a conocer La Tercera PM en que se critica la contratación de funcionarios y el uso de la imprenta para afiches de No más AFP y Club Deportivo Colo-Colo. Ballesteros asegura que no hubo un uso político del aparato y afirma que colaborará con el Ministerio Público.


Hoy el subsecretario de gobierno, Emardo Hantelmann, entregó al Ministerio Públicos los antecedentes del informe de Contraloría 805/2017 que analizó parte de la gestión de la ex vocera de Gobierno, Paula Narváez, a cargo de la Secretaría General de Gobierno (Segegob).

El análisis, que fue revelado la semana pasada por La Tercera PM, correspondió a una auditoría y examen de cuentas a los gastos en personal, específicamente las contrataciones a honorarios, suscritos por el ministerio entre el 1 de enero y el 30 de junio de 2017. Junto a cuestionamiento a las contrataciones de tres funcionarios que eran pre candidatos por la región de Valparaíso y de otros personeros por no cumplir con requisitos administrativos, el informe tuvo reparos respecto del uso de la imprenta con fines ajenos a los presupuestados al facilitarla para la realización de afiches del movimiento "Aquí la gente" para las marchas de No más AFP y "Yo voto para botar", contra la corrupción, la ley de pesca y otras causas. En paralelo, se imprimió material para el Club Deportivo Colo-Colo en contra de Blanco y Negro. Todo ello fue requerido por la División de Organizaciones Sociales a cargo del PC Camilo Ballesteros.

La sospecha en el Ejecutivo, que el organismo fiscalizador deja como una interrogante abierta, es el eventual uso político del aparato fiscal. De hecho, en el dictamen la Contraloría consigna que "se constató que a través de solicitudes de la División de Organizaciones Sociales, se imprimieron afiches y otros documentos a entidades que no están registradas en el Catálogo del Fondo de Fortalecimiento de las Organizaciones de Interés Público. Además, las impresiones no incorporaron el logo del gobierno, como lo exige la normativa y, en algunos casos, se observó que presentan un contenido que no se vincula con el cumplimiento de las funciones de la entidad auditada o al que podría atribuírsele un contenido de carácter político, por lo que, en lo sucesivo, se deberá dar cumplimiento a lo dispuesto en el ley N° 20.500, y no imprimir afiches de entidades que no se encuentren inscritas en el registro contemplado en ella, además, estos tendrán que incluir el logo del gobierno, a fin de dar cuenta de que fue financiado con recursos de este, y no deberán presentar contenido ajeno a los fines institucionales o al que pudiese imputarse naturaleza política".

La Tercera PM contactó a Ballesteros para conocer sus descargos al respecto. El ex dirigente estudiantil destacó que "nunca hubo criterio político para la impresión de afiches".

"Nos fijábamos en dos cosas. Que quienes nos pedían imprimir no tuvieran mensajes de incitación al odio y que tuvieran personalidad jurídica. Ambas organizaciones (Colo-Colo y Movimientos Aquí la gente), cumplían con los criterios. Una vez que nos llega el pre informe de Contraloría, creamos un protocolo donde somos más rígidos", sostuvo.

"Si analizamos los dos afiches más criticados cumplían con los requisitos. Después del informe de Contraloría, si me preguntas si lo volvería a hacer, no lo volvería a hacer, porque se fijaron otros estándares", detalla.

Detalló que el Informe de Contraloría en ningún caso hace un reproche de carácter penal, por lo que la arremetida del Ejecutivo sería, a su juicio, un aprovechamiento de las circunstancias. También aseveró que sólo se buscó facilitar la labor de organizaciones sociales y que, tras las aclaraciones de Contraloría, se modificaron los criterios y se ajustaron a lo recomendado. "De todos modos, no lo volvería a hacer", recalca.

Ballesteros también asegura que prestará toda la ayuda que requiera el Ministerio Público.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

El Parlamento Europeo aprobó que el cargador USB-C sea el modelo para los equipos con el fin de reducir la basura electrónica, Apple tendrá que cambiar sus cargadores.